Check the new version here

Popular channels

No quiso tener sexo y casi la matan a tiros



En la ciudad de Santiago del Estero, un hombre en total estado de ebriedad intentó mantener relaciones con su esposa y como ella no quiso, le propinó una feroz paliza. También le puso un arma en la cabeza y amenazó con asesinarla. La mujer lo denunció y el violento sujeto fue detenido.

Un hombre de 42 años se reunió con amigos en su domicilio del barrio 750 Viviendas, de la zona sur de la ciudad de Santiago del Estero. Al llegar la tarde, el consumo de bebidas alcohólicas había sido abundante. Pero el hombre decidió ir a comprar más cervezas, lo que generó un primer llamado de atención de su pareja, con la que tuvo un intercambio de palabras fuertes, según informa el portal nuevodiarioweb.com.ar.

Con la llegada de la noche, los invitados se retiraron y el hombre, ya en estado de ebriedad, pretendió pasar un momento íntimo con la mujer. El hombre quiso llevar por la fuerza a la pareja hasta el dormitorio matrimonial, aunque la mujer ofreció férrea resistencia y el hombre no pudo concretar el objetivo.

El sospechoso la insultó y se apoderó de un revólver. Le apoyó el arma en la cabeza y la amenazó de muerte por negarse a tener sexo con él. En esa circunstancia, la acusó de mantener una relación sentimental con otro hombre. El sujeto la golpeó duramente, la arrastró de los cabellos y hasta intentó provocarle un daño físico con las puntas de un rastrillo.

Los gritos desesperados de la mujer provocaron que el individuo dejara de agredirla físicamente, aunque continuaba con los insultos. Ese momento fue aprovechado por la mujer para comunicarse telefónicamente con la Policía. Personal de la Comisaría 51ª se trasladó hasta el lugar y se entrevistó con la mujer. Los detalles del hecho fueron comunicados a la jueza del Crimen de Quinta Nominación, Rosa Falco, quien ordenó la inmediata detención del acusado.

El hombre fue arrestado por los uniformados y trasladado hasta la sede del Departamento de Seguridad Ciudadana Nº3 Zona Sur. Por orden de la magistrada, las actuaciones pasaron a la Comisaría Primera del Menor y la Mujer. Asimismo, la magistrada imputó al acusado los supuestos delitos de lesiones y amenazas, señalaron fuentes judiciales.

El sospechoso sería trasladado hasta Tribunales para ser indagado y se podría solicitar pericias psicológicas para el presunto agresor.



Auspicia este post:


0
0
0
0
0No comments yet
      GIF
      New