Check the new version here

Popular channels

Obesidad y verano: los cuidados que hay que tener

La inminente llegada del calor primaveral, suele llevar a la gente a usar ropa más ligera; por ello, buscan soluciones rápidas para sus problemas de sobrepeso.



“Ello en parte es positivo, pues dispara la decisión de iniciar un tratamiento para atender una enfermedad crónica que contribuye al desarrollo de otras afecciones más graves”, manifestó el Dr. Raúl Morín, presidente de la Academia Mexicana para el Estudio de la Obesidad (AMEO), quien visitó el país como conferencista del XIV Congreso Argentino de Obesidad y Trastornos Alimentarios, realizado en Buenos Aires, del 3 al 5 de septiembre

“Sin embargo, -continuó el especialista- debemos insistir en que el sobrepeso y la obesidad son condiciones médicas crónicas. Es decir, se deben abordar mediante un programa integral, de largo alcance e individualizado de reducción de peso, siempre bajo el seguimiento de profesionales de la salud especializados, quienes disponen del conocimiento y herramientas necesarias para ayudar a sus pacientes y con ello prevenir el desarrollo de enfermedades asociadas”.

“El exceso de peso es responsable de incrementar, entre otros males, el riesgo de padecer diabetes tipo 2, hipertensión arterial, diferentes alteraciones en los lípidos, enfermedades cardiovasculares en general, hasta problemas en las articulaciones y algunos tipos de cáncer”, aclaró el Dr. Morín.

Durante el encuentro científico organizado por la Sociedad Argentina de Obesidad y Trastornos Alimentarios (SAOTA) que convocó a cerca de 1.500 representantes entre médicos nutricionistas y licenciados en nutrición, se abordaron con preocupación los índices crecientes de las enfermedades relacionadas con el sobrepeso y la obesidad, una condición que en la Argentina afecta a un 53,4de la población adulta.

El Dr. Ricardo Olmedo, médico especialista en obesidad y trastornos alimentarios, y asesor médico del laboratorio Produmedix en Argentina, una empresa del Grupo Medix, remarcó la importancia de promover cambios radicales en los hábitos alimentarios, incorporando mayores porciones de frutas y verduras de tipos variados, ajustar cantidades a la talla corporal de cada paciente, apoyo psicológico, conductual y, si el médico lo considera conveniente, también farmacológico.

“Si bien hoy disponemos de numerosas alternativas farmacológicas, seguras y eficaces con más de 40 años de experiencia, éstas deben ser parte de un plan integral de cambios en los hábitos alimentarios e incremento de la actividad física, con el objetivo de combatir el sobrepeso y la obesidad, las cuales deben ser indicadas y vigiladas por un médico especialista”, subrayó el Dr. Morín.

“El sobrepeso y obesidad no pueden eliminarse rápidamente con tratamientos agresivos o alternativos, ya que implican un alto riesgo para la salud e incluso la vida, lo mejor es consultar con un profesional especializado en el manejo del sobrepeso y obesidad, como los afiliados a SAOTA, que se actualizan y conocen múltiples opciones que pueden individualizarse, con resultados graduales y que se mantienen a largo plazo”, aseguró.

Pero de acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), el sobrepeso y la obesidad son el quinto factor principal de riesgo de muerte en el mundo: cada año fallecen por lo menos 2,8 millones de personas adultas por esta causa; representan también el 44% de la carga de diabetes, el 23% de la carga de cardiopatías isquémicas y entre el 7% y el 41% de la carga de algunos cánceres.

En la Argentina, según la última Encuesta Nacional de Factores de Riesgo (ENFR) del Ministerio de Salud de la Nación efectuada en 2009, más de la mitad de los argentinos sufre de obesidad o sobrepeso; la diabetes triplica el riesgo de problemas coronarios en el hombre y lo quintuplica en la mujer y alcanza al 9,6% de la población adulta; un tercio de la población es hipertensa y casi 30% de los habitantes que se midieron el colesterol lo tienen elevado, dos condiciones que elevan el riesgo cardiovascular.
0
0
0
0
0No comments yet