Te damos la bienvenida a la comunidad de T!Estás a un paso de acceder al mejor contenido, creado por personas como vos.

O iniciá sesión con
¿No tenés una cuenta?



Ordenaron analizar el GPS de la camioneta de Nisman




El objettivo de la orden judicial es verificar qué hizo el fallecido fiscal los últimos días previo a su muerte.

La jueza Fabiana Palmaghini ordenó el estudio de los movimientos del fiscal a través del sistema de navegación satelital de su camioneta. Este miércoles, en el Edificio Le Parc, funcionarios policiales y judiciales accedían al GPS para su posterior análisis.

Por otra parte, una médica legista que inspeccionó el cadaver indicó que el cadáver del fiscal Alberto Nisman fue hallado en posición "decúbito dorsal" en el piso del baño en suite de su departamento, con el brazo derecho "semiflexionado y rotado" hacia la cabeza.

La descripción fue anotada por la "especialista en medicina legal" Gabriela Ester Piroso, quien llegó al departamento de Nisman alertada por lo que estaba ocurriendo en el lugar, entre la medianoche del domingo 18 de enero y la madrugada del lunes 19.

Fuentes judiciales revelaron a DyN que el cadáver fue hallado en posición "decúbito dorsal con la cabeza apoyada sobre la puerta de ingreso al baño".

Ello fue constatado por el médico de la empresa Swiss Medical José Raúl Carrera Mendoza, de nacionalidad ecuatoriana, y por la enfermera que lo acompañó cuando asistieron a un llamado por "código rojo" -una situación de extrema urgencia, con riesgo de muerte- de la firma de medicina prepaga que tenía contratada Nisman.

"No pude abrir mucho la puerta porque la cabeza estaba del lado que yo trataba de abrir y si empujaba mucho le iba a doblar el cuello", declaró el profesional ante la fiscal Viviana Fein.

Tal como ya había trascendido, había un arma debajo del hombro izquierdo del cadáver, que estaba ligeramente levantado y apoyado sobre un lateral de la bañera, y quedó en línea directa con la hendija de la puerta del baño del lado de las bisagras.

Según describieron los investigadores, entre los pies de Nisman había una "vaina servida".
De acuerdo con la descripción del departamento que hicieron los expertos en criminalística de la Policía Federal que analizaron el lugar, las ventanas estaban en "modo de abertura pequeña" y dedujeron "a simple vista" que ese espacio "es inaccesible para el paso de una persona".