Pa loca tú, calva

¡Pa loca tú, calva!


Si hay algo que tenemos que agradecer a Antena 3 es su capacidad de llevar emitiendo 'Los Simpsons', de 14 a 15 horas, desde 1994 casi sin parar. La serie ya es una mítica en nuestras pantallas y pareceria como que en España no hay capítulos nuevos. Cada poco echan uno y alguien dice 'éste ya lo he visto'.
Pero si hay un episodio que tiene especial relevancia en la España homosexual y que siempre despierta algún que otro tuit es el de 'Homer-fobia'. Por si eres de esas pocas personas que no ha visto el capítulo te haré un miniresumen.
Homer (lo siento, soy incapaz de llamarlo Homero) teme que su amigo John ejerza influencia sobre Bart y este acabe siendo gay. A lo largo del capítulo Bart se divierte con los coleccionismos de John, descubre nueva música y nuevos estilismos. Homer trata de hacer que su hijo no se convierta en homosexual y da paso a uno de los momentos favoritos por el público homosexual español: la refinería gay.
Lo que parece una fábrica llena de musculados y sudorosos hombres es, realmente, una fábrica llena de musculados y sudorosos hombres. Gays, claro. Y es entonces cuando se produce uno de los momentazos más recordados por tantos homosexuales de esta piel de toro:





link: https://www.youtube.com/watch?v=hUhbpzUUMeo


Genial, eh? Pues tenemos que dar las gracias a esos grandes dobladores que tenemos en España. Porque en inglés, el mariquita dice 'oh, be nice!'. De hecho la frase es tan sosa que nadie la ha subido a YouTube. Normal, claro.
El capítulo fue emitido por primera vez en 1997 y fue toda una sorpresa. Los censores recharazon prácticamente todo el episodio. Pero la Fox siguió adelante. Consultaron con John Waters, que da voz a John, y él dio el visto bueno. Sólo se modificó un 'fag' por un 'queer'. Lo demás se mantuvo.
Este fue el primero de varios episodios centrados en temática homosexual en la eterna serie de animación. Pero ninguna ha llegado a calar tan hondo en la cultura actual. Espero impaciente la enésima reposición de este episodio y volver a disfrutar con el 'pa loca tú, calva'.