Popular channels

Perez Corradi y su cinematográfico traslado

Ayer, durante el espectacular operativo en la zona militar del Aeroparque, las cámaras se quedaron con el hombre de casco, chaleco antibalas y buzo gris. Era Ibar Pérez Corradi, el supuesto autor intelectual del triple crimen de General Rodríguez, prófugo durante cuatro años y capturado en Paraguay.


No. No era él. En realidad el hombre que bajó custodiado no era el verdadero Pérez Corradi. Se trataba de un doble.

Mientras las cámaras se quedaban con algunos detalles, como el buzo gris, el verdadero Pérez Corradi pasaba inadvertido como uno de los tantos policías que vestían uniforme camuflado, informaron fuentes oficiales a este medio. "Preferimos sobreactuar y no lamentar una desgracia. El operativo fue impecable", confió una alta fuente de Seguridad.

Durante los cinco minutos que el falso Pérez Corradi permaneció -detrás de un vidrio- frente a las cámaras en el Aeroparque, el imputado era trasladado con una fuerte escolta hasta el edificio Centinela. Quedó detenido en esa dependencia de la Gendarmería, uno de los requisitos que impuso para facilitar su extradición a la Argentina.


Incluso, ya finalizado el operativo, el falso Pérez Corradi se quedó durante unos minutos en una de las oficinas de la terminal aérea y una persona con gesto dubitativo se acercó a saludarlo. El parecido físico con el imputado era notable.

Esta mañana, finalmente, Pérez Corradi comenzará una larga declaración ante la jueza federal María Romilda Servini de Cubría, que instruye las causas por el triple crimen de General Rodríguez y el tráfico de efedrina.




Resumen: cuando lo traen a Perez Corradi en realidad no era él, porque no se disfrazó de chorro K con el casco, chaleco y cara de asustado sino de policía y un policía con mucho coraje se hizo pasar por él.
0
0
0
0No comments yet