Check the new version here

Popular channels

Preguntas y respuestas sobre el sexo



Recibí un correo electrónico de una empresa que ofrecía diversos productos para potenciar mi sexualidad: feromonas, afrodisiacos, pastillas para agrandar el pene, en fin. No hice caso, pero me dio curiosidad. ¿De verdad funcionan? – Rolando.
Hay que tener cuidado. No existe evidencia científica contundente que avale el éxito de los productos que usted menciona. Podría tratarse de simples placebos o, peor aun, de fármacos que pueden dañar su salud. ¿Para qué arriesgarse?

He tenido problemas para practicar la pose del ‘69’ con mi pareja. Nunca podemos acomodarnos bien. ¿Alguna sugerencia? – Carmen.
En efecto, la práctica de esta postura puede resultar incómoda para muchas personas. Una variante para tener en cuenta es la siguiente: ensayar el ‘69’ pero de costado, ya no uno encima del otro. Haga la prueba.

Tengo pareja desde hace dos años. A pesar de que tenemos una vida sexual muy buena, las ganas de masturbarme no han desaparecido. Me pregunto si es normal – José Carlos.
El deseo de masturbarse es un impulso natural que no necesariamente se detiene cuando se mantiene una relación estable. Tómelo como una práctica complementaria que en nada perjudica la dinámica sexual en pareja (de hecho, hasta podría mejorarla). Ahora bien, si usted prefiere masturbarse en vez de tener sexo con su amada, ahí sí tiene un gran motivo para preocuparse.

Unas amigas me han recomendado que haga ‘sexting’ con mi esposo. Me gustaría mucho intentarlo, pero me da miedo que algún hacker suba mis fotos a Internet. ¿Qué hago? – Roxana.
En efecto, el ‘sexting’ es un arma de doble filo. Si bien puede agregar una buena dosis de picante a la relación, también es un riesgo para la privacidad. ¿Qué tal si le roban el celular a su esposo? Sin embargo, existen aplicaciones para teléfonos inteligentes que, al estilo de Misión imposible, borran automáticamente el mensaje después de ser recibido. Busque en Internet.

Creo que el momento más incómodo durante el sexo es cuando te pones el condón. La acción se corta y a veces resulta difícil retomar la viada. ¿Se puede hacer algo al respecto? – Michael.
El hecho de buscar el preservativo, abrir el sobre y ponérselo es un trance que suele ‘enfriar el partido’. Una sugerencia: no haga el trabajo usted solo. Es decir, para que las acciones fluyan con naturalidad, sería bueno que su pareja le ayude. ¿Cómo? Pídale que le coloque el condón. Mediante el uso de manos y boca, más un toque de picardía y complicidad, ella podrá convertir ese paso habitualmente incómodo en un momento erótico y memorable.

SABÍA QUE

- ¿Es posible que las mujeres experimenten orgasmos durante el ejercicio? Sí. Investigadores sexuales han demostrado que la estimulación de determinados músculos pélvicos puede desencadenar el clímax.
0
0
0
0
0No comments yet