About Taringa!

Popular channels

Preocupación en los súper por posibles saqueos navideños

Preocupación en los súper por posibles saqueos navideños



Inquietud empresarial.Las grandes cadenas tienen agendada para hoy una reunión con el ministro de Seguridad bonaerense.



Preocupados por la posibilidad de eventuales desbordes sociales, los principales representantes de las cadenas de supermercados que funcionan en la Provincia intentarán coordinar hoy en el ministerio de Seguridad un plan de contingencia para evitar disturbios similares a diciembre 21013.



Los niveles gerenciales del sector confirmaron la reunión en el coloquio de IDEA, en Mar del Plata. Aunque este apremio en el pedido empresarial, ayer no había demostrado igual premura en el ministerio que desmentía la reunión con los empresarios. “Tenemos todo arreglado para juntarnos a las 8.30 con (Alejandro) Granados”, ratificaron los supermercadistas a Clarín. Sostienen que la preocupación es porque registran que hay “menos sustentabilidad del empleo, menos changas” y que “la situación aparece comprometida”.

En el gobierno provincial consideran “inconveniente” crear un clima de inestabilidad social “en esos términos”. No obstante, bajo superficie, comenzó a elaborarse un Alerta Temprana, con la Policía bonaerense, Gendarmería e intendencias del Conurbano. La base de operaciones de las fuerzas de seguridad funcionará en la departamental de La Matanza. Desde allí se coordinarán acciones de prevención. Para ello, se convocó, también, al ministerio de Desarrollo Social provincial. “Es prioritaria la tarea de contención social”, explicaron a Clarín los funcionarios

Granados participa del plan preventivo que es coordinado por el secretario de Seguridad, Sergio Berni. Ambos evalúan los antecedentes de hace un año, con los principios de saqueos en Carrefour y Walmart. Estas dos firmas, Cencosud, y otras preparan packs de alimentos para asistir emergencias. En diciembre, resulta habitual que varias organizaciones sociales presionen en las puertas de los supermercados para obtener mercaderías.

Este año asoma con otras complejidades. Ya en septiembre, la presidenta, Cristina Kirchner, atribuyó responsabilidad política al sindicalista Luis Barrionuevo por eventuales estallidos de violencia. De esta manera, intentó anticiparse a unas navidades calientes.

El deterioro de los salarios, las suspensiones y despidos por la recesión económica, y la evolución de las protestas colocan al Gobierno en una situación vulnerable. La rebelión policial de hace un año aconsejaría conformar el diagnóstico.

Varias provincias están dispuestas a pagar un plus a los trabajadores estatales para contener la presión. No es el caso de Buenos Aires: la ministra de Economía, Silvina Batakis, anticipó el martes que no habrá plus para los 500 mil empleados de la administración.

Por eso, Daniel Scioli organiza la contingencia. Granados articula con Berni y mantiene línea directa con los intendentes. La ministra de Gobierno, Cristina Alvarez Rodríguez, explicó que el monitoreo en los municipios es constante e intentan adelantarse a los eventuales disturbios. Un testeo rápido, según explican en la Gobernación, es a través del Comando de Patrullas Comunitarias que operan en el Gran Buenos Aires.

Alvarez Rodríguez sospecha que “hay sectores que podrían buscar rédito político con la posibilidad de conflictos”. Denuncia que especulan con la creación de focos de violencia. Sin embargo, por ahora, Scioli prescinde de acusaciones. Encargó a su ministro Granados que optimice la coordinación con las fuerzas federales y el compromiso del Operativo Centinela, con la Gendarmería, para la vigilancia en las denominadas zonas calientes del Conurbano.

En la proximidad de las fiestas, los supermercados resultan lugares sensibles en Buenos Aires, y en el resto del país.


0No comments yet
      GIF