Canales populares

Primera sospecha en Brasil de un caso de Ébola



Primera sospecha en Brasil de un caso de Ébola
Los síntomas de un paciente llegado de Guinea despertaron las dudas de los médicos en Cascavel, estado de Paraná, cerca de la frontera con la provincia argentina de Misiones y de Paraguay; si se confirma la conjetura, sería el primer afectado por el brote en América latina


En Brasil se registró ayer el primer caso sospechoso del virus de Ébola, en la ciudad de Cascavel en el estado de Paraná -a 453 kilómetros de Posadas, Misiones-, según informó el Ministerio de Salud del país vecino.

El paciente que despertó las dudas de los médicos locales tiene 47 años. Llegó a Brasil desde Guinea -que con Liberia y Sierra Leona, es uno de los tres países donde la enfermedad encontró un punto de entrada a toda la región- el pasado 19 de septiembre. El hombre afectado hizo escala en Marruecos. "[El paciente] relató que el miércoles y ayer tuvo fiebre. Hasta el inicio de la noche estaba subfebril y no presentaba hemorragias, vómitos u otros síntomas. Está en buen estado general y es mantenido en aislamiento total", expresa el comunicado de Salud de Brasil.

Allí se apunta: "Por estar en el vigésimo primer día, límite máximo para el período de incubación de la dolencia, fue considerado un caso sospechoso, siguiendo los protocolos internacionales de la enfermedad".

"Tras la identificación de la sospecha, el paciente fue aislado en la unidad de atención médica y fueron adoptadas las medidas previstas en el protocolo nacional. El Ministerio de Salud envió un equipo a Cascavel, por medio de la Fuerza Aérea Brasileña, que coordinará en el lugar las medidas de atención y la identificación de posibles contactos para orientación y control".

Durante las últimas horas el paciente, tratado como un caso serio de sospecha, fue transferido al Instituto Nacional de Infectología Evandro Chagas, en Río de Janeiro, "referencia nacional para los casos de ébola. El traslado estuvo a cargo de la aeronave de la Policía Rodoviária Federal.


0No hay comentarios