Check the new version here

Popular channels

Prostitución: ¿qué pasa con los volantes callejeros?

Aunque está prohibida, la distribución de folletos con oferta sexual en la vía pública jamás se detuvo. Aseguran que la Justicia investiga a partir de los datos publicados en esos volantes.






Pese a que desde mayo de 2008 está prohibida la distribución, entrega o fijación en vehículos o en la vía pública de folletos que contengan oferta sexual (ordenanza municipal 18.503), los papelitos que publicitan esta actividad están a la orden del día. Basta con dejar el auto estacionado unas pocas horas en cualquier sitio del micro o macrocentro de Mar del Plata para juntar no menos de cinco volantes diferentes.

Marcela Luca, titular de la Dirección de la Mujer de la municipalidad, reconoció que este tipo de publicidad no mermó. Sin embargo, advirtió que en muchos casos son el primer eslabón para conocer cómo funciona el mundo de la prostitución en la ciudad. Es que si bien hay mujeres que ofrecen su cuerpo a cambio de dinero por voluntad propia, otras veces, detrás de esos folletos hay redes de trata de personas u organizaciones que promueven la prostitución ajena.

“La información que se brinda a través de esos papelitos se es acercada a la Justicia, que se ocupa de investigar y, en algunas ocasiones, ordena allanamientos y clausuras de privados”, explicó este jueves en diálogo con 0223. A esa instancia, indicó, se llega a través de las gestiones y presentaciones que realizan la Mesa Interinstitucional contra la Trata de Personas y la Mesa contra la Violencia.

“Se deben hacer investigaciones muy exhaustivas y precisas, sin margen de error, porque muchas de estas organizaciones están asesoradas por letrados y una imprecisión –por pequeña que sea- podría derribar cualquier causa”, dijo.

Según la funcionaria, “durante los últimos años se ha avanzado mucho en ese sentido” a partir del trabajo conjunto que realiza la justicia federal o provincial, Inspección General de la Comuna y el área que ella dirige. “Después de que se libra una orden de allanamiento, la municipalidad acompaña y la Dirección de la Mujer asiste, contiene a las víctimas y trata de ayudarlas a tener una reinserción laboral”, especificó, y mencionó que de esa manera se avanzó, por ejemplo, en el cierre de un privado que funcionaba en la calle Las Heras 2259.

Sin embargo, Luca reparó en que “no siempre se encuentran mujeres víctimas de trata o de prostitución ajena –en ambos casos, son obligadas a mantener relaciones sexuales a cambio de dinero-, sino que hay mujeres que practican la actividad por voluntad propia. “La prostitución no es un delito, pero sí su publicidad”, advirtió.
0No comments yet