Check the new version here

Popular channels

Recalde promete convertirse en el próximo Boudou

Mariano Recalde tiene otro motivo para preocuparse por su situación en la causa por su presunto enriquecimiento ílicito, una investigación que le está generando dolores de cabeza y por la cual quiere garantizarse fueros a partir de 2015. Además, no sería la única. En su entorno se menciona que el funcionario camporista más rico, tiene al menos otras 4 causas en sus contra que no trascendieron públicamente, pero que podrían empezar a avanzar una vez que el kirchnerismo abandone la Rosada. Hasta su padre, el diputado Héctor Recalde, dijo en reuniones privadas que está “muy preocupado” por los serios problemas judiciales que enfrentará su hijo en el mediano plazo.



Tras conocerse una declaración jurada en la que admite tener activos por 6,2 millones de pesos, el fiscal federal Jorge Di Lello pidió información acerca de sus ingresos en 2013, año en el que su patrimonio creció en casi un 20% respecto a 2012.

De acuerdo a la información publicada por el sitio 'Infobae', Di Lello le pidió al juez Daniel Rafecas que requiera a la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) y la Oficina Anticorrupción (OA) que aporten copia de la declaración jurada de Recalde, que está imputado por presunto enriquecimiento e incompatibilidad de cargos.

Di Lello quiere tener esa información para poder dar su opinión sobre un pedido de sobreseimiento de la defensa de Recalde en el tramo de la causa donde se lo investiga por cobrar varios sueldos en simultáneo.

Al respecto, en su nueva declaración jurada, Recalde especifica que ejerce cinco cargos en el Estado, todos en sociedades vinculadas a Aerolíneas: es presidente de Austral Líneas Aéreas, Jet Paq SA, Optar SA y Aerohandling SA. El camporista declaró ingresos por 1,5 millones de pesos en 2013.

En esa declaración, revelada por el diario 'La Nación' la semana pasada, admitió tener dos departamentos en Capital Federal y un auto modelo 2012, además de haber duplicado sus activos en la sociedad Nuevo Quilmes, en la que invirtió 2,5 millones de pesos. También declaró depósitos en plazos fijos por 1,6 millones de pesos.

Recalde había sido denunciado a fines del 2012 por la entonces diputada Graciela Ocaña, que lo acusó por un fenomenal crecimiento patrimonial del 75% en dos años y medio. Di Lello lo imputó a comienzos del año pasado, pero la causa por ahora no ha tenido avances significativos.

Su padre, el diputado Héctor Recalde, dijo en reuniones privadas que está “muy preocupado” por los serios problemas judiciales que enfrentará su hijo en el mediano plazo.

La misma preocupación tienen otros líderes de La Cámpora, que conocen un fuerte rumor que circula en Comodoro Py acerca de la intención de algunos integrantes del fuero federal de caerle a alguna figura emblemática de la agrupación, a la que acusan por los constantes embates del Gobierno.

Recalde tiene además varias causas por su gestión en Aerolíneas. En junio, el fiscal federal Eduardo Taiano lo imputó junto a Axel Kicillof por la falta de obras en la pista de Aeroparque y por las supuestas irregularidades en las reparaciones realizadas para la ampliación del edificio. El año pasado, el fiscal Ramiro González también lo imputó junto a Julio De Vido por no haber denunciado el vaciamiento de Aerolíneas cuando estaba en manos de Marsans.

Se menciona en su entorno que hay al menos otras cuatro causas en su contra que no trascendieron públicamente, pero que podrían empezar a avanzar una vez que el kirchnerismo abandone la Casa Rosada.

Ante esto, el dirigente ya empezó un sigiloso operativo para mantener la protección más allá de 2015. Su intención es que Cristina lo elija para encabezar la lista de diputados nacionales del Frente para la Victoria en la Ciudad en 2015, lo que le aseguraría cuatro años de fueros.
0
0
0
0No comments yet