Check the new version here

Popular channels

Retó a su hermano a duelo y terminó asesinado

La pelea se produjo en un descampado de un paraje cercano a Villa Albertina. Se cree que la disputa era por una relación con la mujer del ahora fallecido.


–Con mi hermano peleamos y a él le fue peor que a mí.

La oscuridad de la cerrada noche del viernes último sólo se cortaba, en ese sector de Villa­ Albertina (95 kilómetros al norte de la ciudad de Córdoba, en el departamento Ischilín) por la luz artificial que alumbraba el destacamento policial.

El muchacho de 23 años, lastimado, ensangrentado, ingresó a pie, se paró frente a la barandilla y relató al único oficial lo que acababa de pasar.

Marcó el lugar donde yacía ya sin vida su hermano más grande, Daniel Heredia (32).

Él, identificado por la Policía como Mario Ezequiel Heredia (23) quedó detenido e imputado por el delito de “homicidio simple”, según lo dispuso el fiscal de instrucción de Deán Funes, Eduardo Gómez.



Descubrimiento

Según confiaron fuentes policiales, la muerte del mayor de los Heredia, que fue adelantada por La Voz del Interior en la edición del domingo último, había sido el peor final de una grave desavenencia con su hermano más chico.

Al parecer, el ahora fallecido descubrió que su mujer había comenzado una relación sentimental paralela con Mario, siempre de acuerdo a lo que dejaron trascender los ­informantes.

“El viernes a la noche, lo 
fue a esperar a la salida de 
un campo en el que trabajaba Mario para desafiarlo a un duelo”, relató una de las fuentes consultadas.

Cuando ambos finalmente se toparon en medio de la noche, en un descampado del ­paraje Juan García, hubo cuchillos y hasta un hueso afi­lado en la escena de la pelea fatal. Estos elementos hoy fi­guran como secuestrados por los ­efectivos cuando llegaron al lugar.

Según declaró Mario a la Policía, en medio del forcejeo, él le quitó el puñal a su her­mano y le aplicó la herida ­mortal.

Daniel también había su­frido un profundo corte en la cabeza. Murió en el mismo ­lugar.

Su hermano, en tanto, tras entregarse ante los policías, recibió diferentes curaciones y quedó detenido.

Para los investigadores, el caso está “resuelto”.



La víctima, que trabajaba en las casillas de peaje de 
Villa Giardino, había estado bajo sospecha, años atrás, en el misterio de Miguel Alfredo “Gaucho” Vera, el hombre de Cerro Negro (también cerca de Villa Albertina) que desapareció en 2001.

Por el caso fue condenado, en 2012, el hermano, Egidio Ariel Vera (59), quien pese a que jamás se encontró el ca­dáver recibió 12 años de cárcel acusado del homicidio, el ­primer caso judicial de la historia de la provincia en la que se falla sin haber hallado el cuerpo de la víctima.

En esta causa, una de las hipótesis que se barajó en ­algún momento pero que fi­nalmente no fue confirmada señalaba que Daniel Heredia pudo haber sido cómplice 
de Egidio para deshacerse 
del cadáver.

0
0
0
0No comments yet