Se divorció porque tenía el pene muy grande




En Nigeria, una mujer pidió la anulación del matrimonio a los 7 días de haberse casado, ya que después de tener sexo en la noche de bodas, sufrió fuertes dolores en su vagina.


Cuando se realiza una encuesta de índole sexual, una de las preguntas que siempre se formulan es si el tamaño importa. Por lo que sucedió en Nigeria, parece que sí. Una mujer pidió disolver su matrimonio de apenas una semana debido a que la magnitud del miembro viril de su esposo le producía terribles dolores cuando tenían relaciones.

Aisha Dannupawa, una mujer residente de Nigeria, pidió a la corte local que su matrimonio con Ali Maizinari fuera disuelto debido al “enorme tamaño” del pene. El divorcio le fue concedido a la mujer después de apenas siete días por una corte religiosa ubicada en el estado de Zamfara, en Nigeria. La mujer relató que después de la boda, tuvieron relaciones sexuales, pero que la experiencia fue una verdadera “pesadilla”.

“En lugar de disfrutar el sexo, resultó ser otra cosa, debido a que su pene era demasiado grande”, señaló la mujer ante la corte que llevó su caso. Ante las manifestaciones de sufrimiento de la ahora ex esposa, su madre le proporcionó “un medicamento” para aliviar el dolor, sin embargo, un nuevo encuentro íntimo fue “demasiado”, por lo que la pareja llegó a la conclusión que ni la medicina podría salvar su vida sexual o su matrimonio.

El marido no negó la acusación y señaló su voluntad de disolver el matrimonio siempre y cuando le fuera abonado el dinero correspondiente al dote matrimonial y sus gastos durante la etapa de noviazgo. Ahora, conocida la reputación de Ali Maizinari, resta saber si alguna valiente se animará a tener relaciones sexuales con él.

Seguime y recomendá!