Se incrementaron las llamadas al 911

En 10 años, tres veces más llamadas al 911



De 3700 por día en 2004 se pasó a 12.500; unas 2500, denuncias falsas

La cantidad de llamadas diarias que recibe el Departamento Federal de Emergencias se triplicó en diez años. Pasaron de 3700 en 2004 a 12.500 en 2014 y esto, según los efectivos del 911, se debe a un aumento de la telefonía personal y un crecimiento del delito "rápido y callejero".

En cuanto a este aumento, el jefe de Emergencias, Orlando Sobrado, señaló: "Las personas están mucho más comunicadas hoy que hace diez años, pero no digo que no aumentó el delito. Hoy hay otras modalidades delictivas y un aumento de los arrebatos y asaltos en la vía pública y los «robos piraña» en autos".

El comisario explicó que hoy el delito hizo que se acortaran los tiempos de reacción. "Todo se produce más rápido, las llamadas al 911 se atienden más rápido, la policía llega más rápido y los delincuentes actúan con mayor celeridad que antes", dijo.

Sobrado ejemplificó: antes los delincuentes entraban en un banco, apuntaban y buscaban al encargado para abrir la caja fuerte, pero ahora ya no tienen ese tiempo para robar, por eso arrebatan y escapan.

De las 12.500 llamadas que se reciben por día al 911, la policía interviene directamente en 3700 casos que corresponden a delitos o emergencias. Más de 6000 son por otras urgencias, por ejemplo, médicas, que se transfieren al SAME. Hay unas 2500 llamadas diarias que son bromas o falsas denuncias. La mitad son insultos del tipo "yo les pago el sueldo" o "atiendan más rápido". La otra mitad son falsas denuncias, que requieren intervención policial pero implican la veracidad de un problema. "Hace unos días llamó un hombre para decir que si en 30 minutos no aprobaban la ley de legalización de marihuana volaría la Sedronar. Eso exigió mover efectivos de la brigada de explosivos, policías, personal judicial, desalojar el lugar, todo en vano", comentó Sobrado.

"Aunque sea obvio que es una broma, no lo podés tener en cuenta cuando se habla de emergencias. Cuando declara alguien importante en Comodoro Py o en épocas de examen, hay amenazas de bomba, pero nunca nos podemos confiar", dijo. En determinados casos, por una emergencia se recibe hasta diez llamadas de distintas personas, o hay muchos que llaman porque se sienten solos.

En la Argentina primero se usó el 37-1111 para llamadas de emergencias; luego, el 101, y en 2006 se adoptó el 911. Hace diez años había nueve operadores por turno, hoy hay 30, divididos en siete grupos que manejan cada uno 7 u 8 comisarías de la Capital.

Un reloj inmenso en la entrada del servicio 911 cuenta los segundos que tardan los telefonistas en atender una llamada de emergencia. Sólo cuando hay una emergencia mayor, el tiempo de espera puede pasar los 30 segundos. El tiempo de duración de una llamada promedio para denunciar algo es de 6 minutos.

"No tenemos nada que envidiar a los sistemas de emergencia de Europa", dijo Sobrado, y señaló que es importante que la población sepa que al 911 se llama sólo para emergencias. "Si tiene problemas con las ramas de un árbol, una vereda rota o un corte de luz, llame al 131", dijo