Check the new version here

Popular channels

Se perforó la mejilla para comer por el cachete






Un joven alemán se colocó aros expansores en uno de los costados de su cara para alimentarse por ese orificio. También tiene piercings en los pómulos, nariz y boca, además de cortarse la lengua para que le quede bífida.





Joel Miggler, un joven alemán de 23 años, se colocó un piercing expansor en la mejilla para poder alimentarse por dicho orificio. Además tiene expansores en la nariz y boca y aros en la parte superior del pómulo.

Como si esto fuera poco, se sometió a una operación para lograr tener la lengua bífida (está dividida en dos como la de un reptil).

Desde pequeño estuvo interesado en modificar su rostro pero fue recién a los 18 años cuando comenzó a estirarse las orejas y empezó a cumplir su sueño.

Miggler aseguró que sus modificaciones hasta cambiaron la manera que tenía de ingerir alimentos. Sólo puede comer pedazos pequeños de comida, pero explica que no se trata de un problema mayor y para beber debe usar tapones.




0
0
0
0No comments yet