Check the new version here

Popular channels

Sturzenegger:créditos hipotecarios con tasas del 1%

TITULO ALTERADO POR MAXIMO DE CARACTERES :


Apuesta de Sturzenegger: lograr que los bancos den créditos hipotecarios a tasas del 1%

El titular del BCRA quiere armar un sistema similar al de Chile, con cuotas indexadas a la par de la inflación y los salarios





El flamante titular del Banco Central, Federico Sturzenegger, dejó claro ayer que uno de los principales objetivos de su gestión será generar las condiciones para reactivar el crédito hipotecario. Y señaló que está dispuesto a imitar el modelo chileno, que fue estructurado a partir de tomar como referencia una unidad de cuenta, es decir, una variable que se va indexando a la par de la inflación y de los salarios.

La apuesta tiene su lógica: armar un mercado en moneda local que le permita al tomador del crédito acceder a tasas de interés reales bajas, y al que presta tener la seguridad de que su capital no será corroído por la inflación.

Es una jugada ciertamente audaz tratándose de la Argentina, en la que el mercado inmobiliario está formateado en dólares desde hace décadas.

Sturzenegger recordó en el discurso que dio ayer en el inicio de su gestión, el caso chileno. "No deberíamos dejar de evaluar un sistema parecido al de la Unidad de Fomento chilena. Un mecanismo que ellos lanzaron cuando tenían niveles de inflación parecidos a los nuestros, y que les permitió construir el sistema financiero que hoy tienen, seis veces más grande que el nuestro. Sólo en créditos hipotecarios Chile tiene, en términos del PBI, una vez y media el sistema financiero argentino."

El titular del BCRA dio un ejemplo concreto para explicar en qué está pensando: "Un crédito hipotecario con una tasa de interés de, digamos, el 1% (real, por encima de la inflación" ), en unidad de cuenta, podría permitir un crédito a 30 años con una cuota parecida o por debajo a la de un alquiler. Siendo concreto, para un crédito de $750.000, la cuota mensual inicial sería de $2.211 y el
ingreso familiar requerido de $7.371. El sueño de la casa propia estará al alcance de todos
muy pronto".

La unidad de indexación reflejaría tanto la inflación como el índice de variación de los salarios, medidos por un INDEC creíble. Es decir que la cuota resultante se mantendría mes a mes en línea con los ingresos del grupo familiar que tomó el crédito. Es un sistema que también se está usando en Uruguay, mediante las llamadas Unidades Indexadas.

La clave de este sistema es que, a diferencia de los sistemas clásicos utilizados en la Argentina (sistema de amortización francés) permite arrancar con cuotas más bajas, lo que exige una demostración de ingresos familiares mucho menor.

Por caso, hoy, para comprar un departamento de 3 ambientes en Buenos Aires, hacen falta ingresos familiares cercanos a los 100.000 pesos, necesarios para enfrentar una cuota cercana a los 35.000 pesos. Esas cifras obedecen a que reflejan la tasa de interés fija alta, el hecho de que en las primeras cuotas se pagan más intereses que capital y finalmente, la intención del prestamista de cobrar muchos intereses de entrada para neutralizar la erosión del capital prestado.

Naturalmente, para que el mecanismo funcione tiene que bajar la inflación y los ahorristas deberían animarse a realizar depósitos en pesos (también indexados por la misma unidad de cuenta). En resumen, a que se vuelva a confiar en el peso, el principal objetivo que se fijaron las nuevas autoridades del Banco Central.

Algo de esto se intentó en el inicio de la era K, cuando se estableció el Coeficiente de Estabilización de Referencia (CER) y el Coeficiente de Variación Salarial (CVS). Una idea que quedó hundida el día que Guillermo Moreno tomó el control del INDEC.

Arranca ahora, si se quiere, una nueva batalla cultural. El resultado dependerá de las expectativas que genere el nuevo gobierno.
0No comments yet
      GIF
      New