Check the new version here

Popular channels

¿Toque de queda para menores de 15?

¿Toque de queda para los menores de 15 años?

Insólita medida en la localidad de Alba Posse Los chicos de menos de 15 años no pueden salir a la calle después de las 22. “Es para evitar la vagancia”, justificó.



A contramano de las libertades que otorga la democracia, el intendente de la localidad misionera de Alba Posse, Nelson Carvalho, dispuso un “toque de queda”: que la Policía detenga a todos los adolescentes menores de 15 años que estén en las plazas o calles del pueblo después de las 22. La medida, que rige de lunes a viernes, también incluye durísimas multas para aquellos infractores que insulten a los inspectores de tránsito del pueblo.

El intendente aseguró que muchos padres “agradecen” la aplicación de la medida “porque los chicos rebeldes fueron controlados”, aunque son muchos también los que cuestionan a la Policía por las detenciones, ya que las consideran una medida arbitraria.

“Acá se aplica la prohibición de menores en la calle. Tampoco se pueden tomar bebidas alcohólicas en las plazas o la Costanera. Así logramos que los vecinos puedan salir a caminar tranquilos por el pueblo, porque no van a encontrar borrachos ni gente molestando”, justificó Carvalho. Y agregó que los inspectores y policías deben derramar las bebidas en la calle, delante del infractor, y si existe algún tipo de reclamo detenerlos y llevarlos a la comisaría del pueblo.

Carvalho jura que la aplicación de estas medidas logran evitar la drogadicción, el alcoholismo y la vagancia. “Como intendente me siento un segundo padre de todos estos chicos y voy a hacer todo lo posible para que nada les pase. Si sus padres no quieren controlarlos o cuidarlos, lo voy a hacer yo”, afirmó el funcionario, tajante.

Alba Posse es una pequeña localidad de menos de mil habitantes a orillas del río Uruguay, frente a la localidad brasilera de Porto Mauá, unos 150 kilómetros al este de Posadas. Carvalho es intendente desde 2003 por el Frente Renovador del gobernador misionero, Maurice Closs.

La mano dura del intendente también incluye multas de unos 6.500 pesos (500 litros de nafta súper) a los conductores que agredan verbalmente a los inspectores de tránsito de Alba Posse. Y si la agresión es física, el monto se duplica. “Con esto bajamos un 95 por ciento los accidentes de tránsito y no tenemos motociclistas que anden sin casco. Acá existe respeto y tranquilidad”, sostuvo. Para asegurar el cobro de las multas, los inspectores municipales retienen los vehículos y las documentaciones de los infractores.
0
0
0
0No comments yet