Check the new version here

Popular channels

Un error que sumará otros 11 millones de dólares a la deuda

El estudio del conflicto con los buitres no respondió a una demanda y Lightwater Corp & Old Castle consiguió un millonario certificado de default.



Los abogados del estudio Gottlieb Steen & Hamilton LLP (CGS&H), a cargo del caso contra los fondos buitre, suman cada vez más críticas por la falta de transparencia en los pagos que reciben del Gobierno y los malos resultados obtenidos en las cortes norteamericanas.

Según muestran documentos legales analizados por PERFIL, el estudio cometió la semana pasada un error grave en la gestión de una demanda de fondos que intentan conseguir un trato similar al que lograron Aurelius Capital y Elliott Management. Son los denominados “me too” que podrían llevar el costo del fallo adverso de 1.500 millones de dólares a cerca de 15 mil millones.

Los distintos representantes legales argentinos y extranjeros consultados por PERFIL no dudaron en calificar el error como “grosero”. Los fondos Lightwater Corp y Old Castle habían presentado en junio una demanda para que el fallo del juez Thomas Griesa, que obliga a pagar el 100% de la deuda defaulteada en 2001 más punitorios, sea aplicado a los títulos en su poder, por un valor superior a 11 millones de dólares.

La normativa sobre inmunidades soberanas (Foreign Sovereign Immunities Act) establece que Argentina contaba con 60 días corridos para responder a esa demanda. Sin embargo, los abogados dejaron pasar este plazo y Lightwater Corp consiguió un Certificado de Default el 20 de agosto.

Dos días más tarde, el abogado de CGS&H Carmine Buccuzzi envió una nota a Griesa donde arguyó que los fondos “no habían sido afectados por cualquier demora, breve y sin intención, en la etapa de alegatos”. También presentaron la respuesta a las demandas de los fondos, algo que, según admiten en su propia carta, se deberían haber hecho antes de que se venciera el plazo estipulado por las normas norteamericanas.

El caso sigue abierto y Buccuzzi ofreció una serie de antecedentes para que la demora no afecte el resultado final, por lo que la victoria de Lightwater Corp al obtener el Certificado de Default no sería aún definitiva. En cualquier caso, el descuido arroja una sombra de duda adicional sobre el desempeño del estudio. El viernes se sumó a las críticas el economista Guillermo Nielsen, ex secretario de Finanzas durante el gobierno de Néstor Kirchner. Desde su cuenta de Tiwtter disparó: “Festejando el día del abogado sería bueno que el Ministerio de Economía designe nuevos abogados litigantes, y que se dé de baja a CGS&H, algo así como designar nuevo DT en un equipo de fútbol que viene perdiendo todos los partidos de los últimos 3 años”.
0
0
0
0
0No comments yet