Un senador de Cristina intenta armar un escándalo por la mud

Denuncia que se quitaron cuadros de Madres y Abuelas y reclama por sus fotos con Néstor y Cristina.
El senador provincial Gustavo Oliva denunció a la actual conducción del Colegio Nacional de La Plata por haber retirado cuadros con fotos de Néstor y Cristina Kirchner y Madres y Abuelas de Plaza de Mayo.



Oliva, ex rector de ese colegio, apeló a una de las máximas del relato K. “Néstor me enseñó que se bajan los cuadros de los milicos y nunca los de las Madres y Abuelas”, dijo para cuestionar a la actual dirigencia que le arrebató hace pocos meses la conducción del colegio al que asistió Cristina Kirchner.

La Presidenta tiene sobre ese colegio un recuerdo muy especial y no dudó en inyectar importantes fondos. Fue esa sensibilidad con la institución que llevó a Oliva a ser senador por La Plata. Llegó a la Cámara Alta en 2011 en la misma boleta que llevó a Pablo Bruera como candidato a intendente de La Plata. Su mandato -con escasa labor legislativa- termina en 2015.

La lógica de los últimos años de gestión del colegio no se diferenció de las políticas kirchneristas en algunas facultades de la Universidad de La Plata. El caso paradigmático es el de la Facultad de Periodismo, donde el edificio se llama Néstor Kirchner; donde Víctor Hugo Morales y Diego Maradona reciben las distinciones más importantes y donde las cátedras pasaron a ser controladas en dudosos concursos por ultra defensores del modelo como Cynthia García y Pablo Llonto.

La serie de fotografías estaban expuestas en el hall central del edificio y habían sido tomadas durante un acto realizado en 2008. Se podía ver a la Presidenta, Néstor Kirchner, Estela de Carlotto, Hebe de Bonafini y claro, el propio Oliva en su condición de rector. La exposición había sido una manera de agradecer los casi 4 millones de pesos que Cristina dispuso para una biblioteca.

Desde la conducción actual del Colegio, explicaron que los cuadros no fueron “descolgados”, si no reubicados en la antesala de la biblioteca, “junto a más de 200 fotos de compañeros desaparecidos”.

En un comunicado apuntan directamente a Oliva. “Las únicas fotos que se descolgaron, senador Oliva, son las suyas porque no vemos la necesidad política ni educativa de sostener un culto a su persona”, dicen en un comunicado.

“La defensa de los Derechos Humanos y la política de Memoria Verdad y Justicia no son propiedad personal de nadie y menos para usarlas en beneficio propio como Usted pretende”, agregan dirigiéndose al senador.

Oliva, que buscará renovar su banca el próximo año, se muestra indignado ante medios de comunicación cercanos al gobierno y le exige a la actual rectora Ana García Munitis que vuelva a colgar los cuadros que lo muestran a él junto a Néstor y Cristina.