Check the new version here

Popular channels

Uruguay rechazó enviar Fuerzas Especiales a África

Uruguay rechazó enviar tropas de elite a África




Las Naciones Unidas preparan una misión para la República Centroafricana.



Uruguay tiene soldados en tres países: Haití, Congo y Sinaí. Foto: AFP




El gobierno rechazó un pedido de la ONU para integrar una misión con unidades militares de elite en República Centroaficana, un país de 5,3 millones de habitantes y tres veces el territorio uruguayo golpeado por una guerra civil.

El anuncio lo hizo el subsecretario Jorge Menéndez en la comisión de Defensa del Senado el lunes 21, cuando concurrió a informar sobre el proyecto de ley del Poder Ejecutivo que extiende hasta el 30 de diciembre de 2016 la permanencia del contingente uruguayo en Haití.

Menéndez dijo que hace unos días el gobierno rechazó una invitación de la ONU para integrar una misión en República Centroafricana, porque se pretendía que participara con "cuerpos especiales".

"No nos convocaron a participar en lo que nosotros podemos realizar, que es con fuerzas de infantería o similares, sino que lo hicieron con cuerpos especiales. Uruguay no está en condiciones de participar como cuerpo especial en una misión de paz con 250 funcionarios, porque implicaría desproteger nuestro país, llevar gente que no tenemos o que se nos hace muy difícil formar y tampoco es el mandato que queremos cumplir", explicó.

De todos modos, Menéndez dijo que Uruguay espera participar en República Centroafricana, pero en tareas de protección de civiles, "que es lo que mejor hacemos".

Uruguay tiene hoy tres misiones en el exterior: República Democrática del Congo, 1.200 efectivos; Sinaí, 58; y Haití, 250.

En la República Centroafricana, independizada de Francia en la década de 1960, se vive desde 2012 un conflicto entre la coalición rebelde Seleka y el ejército gubernamental. Muchos de los insurrectos son excombatientes de la guerra civil de 2004 que acusan al presidente François Bozizé de incumplir con los tratados de paz que se firmaron en 2007.

Las fuerzas rebeldes han capturado muchas de las mayores ciudades en las regiones central y oriental del país.

La violencia sigue siendo una constante en Bangui, la capital del país. El 18 de diciembre se votó una nueva Constitución, luego de lo cual, el actual líder Noureddine Adam, antiguo número dos de la coalición rebelde mayoritariamente musulmana Séléka, proclamó un Estado independiente.

La prórroga por un año de la misión en Haití sirvió para que el gobierno y la oposición coincidieran en que Uruguay debe revisar cómo seguirá participando de las misiones de paz.

En el caso de Haití, Uruguay está presente desde junio de 2004, a poco de la caída del gobierno de Jean-Bertrand Aristide cuando se pidió la intervención de la ONU para evitar una guerra civil. La misión en Haití se formó con países sudamericanos, con gran presencia de Brasil.

Uruguay ha ido disminuyendo su participación en Haití, que de un promedio de 1.100 efectivos pasó a los 250 que tiene hoy en ese país. "Si no existen particularidades que determinen otra situación, este será el último año de misión. A veces, esas particularidades tienen que ver con situaciones de orden climático, como sucedió en el año 2010. Creemos que si no hubiera ocurrido el terremoto en aquel entonces, la misión ya hubiera finalizado", dijo Menéndez en la comisión.

Haití está culminando un proceso electoral que preveía para el domingo 27 una segunda vuelta presidencial, pero este balotaje de postergó. El cronograma establecía que el 11 de enero asuma el nuevo Parlamento y el 7 de febrero el presidente electo.

El senador del Partido Nacional Javier García, dijo que hay "una visión extremadamente optimista" por parte de la ONU con respecto a la solidez de la institucionalidad en Haití.

"Quizás, y sin quizás, haya habido algunos avances, pero estamos bastante lejos de tener en Haití un país con una institucionalidad medianamente fortalecida, (…) como para pensar que a fines del año que viene puede haber un retiro" de la misión, dijo García.

"Estamos hablando de un país que teóricamente tiene elecciones el 27 de diciembre y no se sabe si ellas se harán. Está todo dicho", agregó.

García planteó que a partir de ahora se debe "charlar" con el Ministerio de Defensa y la Cancillería acerca de las misiones de paz, en especial ahora que Uruguay integrará el Consejo de Seguridad de la ONU.

El senador frenteamplista José Mujica coincidió con García en sus dudas sobre la estabilidad institucional en Haití.

"Pienso que el Uruguay ha tenido un papel muy decoroso, pero curiosamente no va a tener ningún reconocimiento interno. Nos toca cargar con la más fea; es muy fácil decir que no se intervenga en un país que está deshecho", dijo Mujica en lo que pareció una respuesta a los sectores que no votaron esta semana la prórroga de la misión en Haití.

El subsecretario Menéndez dijo tener las mismas dudas que García y Mujica sobre la estabilidad política en Haití.

"De cualquier manera, desde el Ministerio de Defensa nos parece muy buena cosa coordinar y hablar con los distintos partidos políticos sobre nuestra participación en misiones de paz", agregó recogiendo el planteo de García.















0
0
0
1
0No comments yet