Check the new version here

Popular channels

Víctimas del EI protestan por la política de Reino Unido y E

Víctimas del Estado Islámico protestan por la política de Reino Unido y EEUU sobre los secuestrados






Londres, 7 oct (Nóvosti).

Familiares de las víctimas del Estado Islámico (EI) demandan un cambio en la política y estrategia oficial de Reino Unido y Estados Unidos tras los asesinatos de cuatro rehenes de sendos países desde el pasado agosto.


"Si continuamos con la política actual de no negociación y no pago de rescate, estamos condenando a muerte a nuestros ciudadanos", ha protestado el padre de James Foley, el primer decapitado occidental por la organización fundamentalista.


John Foley y su mujer Diane lanzaron su llamamiento este martes en una serie de entrevistas con la BBC. El ente estatal británico se ha hecho eco también del malestar de la familia del cooperante inglés Alan Henning, ajusticiado por el EI pese a la petición de clemencia de la comunidad musulmana.


"El Gobierno podía haber hecho más", lamenta su hermano Reg Henning, quejándose además del silencio que el Foreign Office aconseja, y en cierta forma impone, en casos de secuestros para "negar publicidad" al EI, según una fuente próxima al ministerio.


Henning cayó preso en Siria en diciembre de 2013, pero su desesperada situación al borde de la muerte solo trascendió con la reciente difusión de un vídeo de los yihadistas.


El caso sigue levantado serias dudas sobre la actuación del Gobierno de Londres, a quien un expreso de Guantánamo ha acusado hoy de rechazar su ayuda para mediar en el rescate.
Moazzam Begg trabaja para Cage, organización en apoyo de presos musulmanes, y, según ha desvelado a la BBC, fue detenido y acusado de delitos terroristas días después de informar al Foreign Office de su intención de viajar a Siria para procurar la liberación de Henning.


Su proceso colapsó espectacularmente esta semana, cuando la fiscalía retiró todos los cargos tras acceder a información confidencial de los Servicios de Inteligencia.


El reconocido activista alega que el Gobierno ignoró una segunda propuesta de mediación que trasmitió a través de su abogado desde la prisión de máxima seguridad de Belmarsh, en Londres.
Begg quería grabar y hacer llegar un mensaje al EI en el "idioma, la terminología, la comprensión y la conexión con ese mundo que es muy específica y exclusivamente mía", ha señalado en la BBC.


Un portavoz del Foreign Office ha explicado a Nóvosti que "la seguridad de los nacionales británicos es primordial" y ha recordado que la "política del Gobierno es clara respecto a la negativa a pagar rescates a terroristas".


"El pago de rescates alimenta el ciclo de violencia terrorista y fomenta nuevos secuestros", reitera el funcionario.


Fuentes diplomáticas consultadas por Nóvosti aseguran que el Gobierno británico está abierto a ofertas de ayuda cuando los expertos en temas de secuestros llegan a la conclusión de que pueden conducir a la liberación o protección de los rehenes.


Dada su trágica experiencia, el matrimonio Foley considera que se debe levantar la manta de secreto bajo la que EEUU y Reino Unido gestionan la situación de los presos del EI.


También advierten que la política de no pagar los rescates "nos va a relegar a leer información sobre estos incidentes de países que protegen a sus periodistas y cooperantes de una forma más intensiva".


Fuente


0
0
0
0
0No comments yet