Check the new version here

Popular channels

Algunas leyendas urbanas.

Leyendas Urbanas #4. La anciana y el Libro de visitas.


link: http://www.youtube.com/watch?v=pTwljgNZ-v0&feature=related

"Esta es una historia real. Le sucedió a la amiga de una amiga: A Paulina Castaño.
Corriendo de un lugar a otro de la ciudad, Paulina, que vivía de su jubilación, se aguantaba las ganas de orinar.
Fue a un restaurant, a una boutique, a un hospital, pero, por desgracia, o era tímida para preguntar o sus dependientes no la querían ayudar.

La micción se hacía inminente, gota a gota se hacía presente, hasta llegar a un barrio donde se topó frente a una mansión con sus portones abiertos. Sin pensarlo, entró y fue recibida por el mayordomo al que le preguntó dónde había un baño disponible. Dada la respuesta, lo usó.
Alivianada de tanto litro, salió y decidió pasear. En eso estaba cuando frente suyo encontró abierta una sala vacía, donde se exponía un ataud. Miró al difunto, se sentó en una banca y rezó por el eterno descanso de su alma.
Antes de retirarse, el mayordomo le pidió que pusiera su firma y sus datos personales en un Libro de visitas y en otro de Condolencias.


Tres meses más tarde, Paulina, sola en su apartamento, recibió la siguiente llamada (otras fuentes afirman que fue una carta):
- <<Saludos. Estimada Señora Paulina Xxx Castaño Xxx. Le informo, soy Xxx Xxx, abogado y notario de Don Xxx Xxx Jr., vendedor de Bienes Raíces, fallecido a los 73 años, soltero y sin parientes vivos. Él, con sus facultades mentales lúcidas, antes de morir, dejó estipulado en su testamento,bajo notario, que todos sus bienes sean heredados equitativamente a las personas que asistieran a su velorio y rezaran por su alma (...).
Al ser Ud. la única asistente a la ceremonia funeraria, tengo el honor de anunciarle como la legítima heredera, no sólo de la mansión y lo contenido en ella, sino también la cantidad estimada de US$17.252.000 en efectivo.
Para legalizar su posesión como heredera, diríjase a: (...).¿Señora Castaño? ¿Está ahí, sra. Castaño?*>>.

Esta es una historia real. Le sucedió a la amiga de una amiga: A Paulina Castaño.
*Sin embargo, algunos nombres y lugares han sido cambiados para proteger la identidad de los verdaderos protagonistas".

Esta leyenda urbana, una de mis favoritas, se remonta a mediados de los 80's a los Estados Unidos, pero su popularidad a nivel mundial es de los 90's, gracias a la agencia de noticias Associated Press, y a la serie canadiense de dibujos animados de culto Freaky Stories.
http://www.snopes.com/luck/will.asp
http://www.mndaily.com/1996/10/03/world-nation


Leyendas Urbanas #3. La pareja que se atascó en el auto.


"Esta es una historia real. Le sucedió a la amiga de una amiga: A Clarita.
Clarita y Juanito, compañeros de trabajo y tortolitos también, después de mucho laborar, decidieron pasear en auto por toda la ciudad.


El reloj anunciaba la medianoche, el paseo y la bohemia fueron espectáculares, y para dar rienda suelta a su pasión, detuvieron el vehículo en un parque urbano. Después de largas horas de besos y juegos previos, hicieron el amor. Mas el problema fue que realizar tamaña hazaña en tan reducido espacio le provocó a Juanito una hernia, haciendo que Clarita quedara atrapada, desesperada, ahogada e imposibilitada de "despegarse" de él.


Con las pocas fuerzas que le quedaban, nuestra protagonista pudo tocar con uno de sus pies la bocina. La ayuda fue inminente: Al rato llegaron transeuntes que dieron aviso inmediato a los bomberos, que recurrieron a las más potentes herramientas que tenían a mano para cortar el chasis y sacar a la pareja; y a los médicos, que llevaron a Clarita y Juanito al hospital, ya que, aparte de ebrios, estaban "pegados".

En el hospital, al fin pudieron ser separados.
A las primeras horas del amanecer,uno de los doctores se acercó a Clarita, ya lúcida y con resaca, avisándole que no se preocupara, que todo estará bien y que su novio igual, a pesar que estaría otra instancia más en el hospital, por lo que ella, entre sollozos, le respondió:
-¡Y que me importa él! Lo que me preocupa es cómo voy a explicar a mi marido lo que le ha pasado a su coche.

Esta es una historia real. Le sucedió a la amiga de una amiga: A Clarita.
Después de ocurrido el incidente, su marido le pidió el divorcio y el pago en efectivo del vehículo.
Y hasta el día de hoy, todos los compañeros de trabajo de Clarita y Juanito se ríen en sus caras de lo ocurrido".

Esta leyenda urbana tuvo origen en Londres, en la década de los 70.
Agencias de noticias como Reuters y Mirror dicen dar veracidad de la historia.
Autoridades folklóricas en el tema, como Jan Harold Brunvand, explican que su finalidad es moral: Castigar a las personas que cometen adulterio y criticar el hecho de valorar más un auto que intentar salvar la relación dañada por la infidelidad.

http://www.snopes.com/love/betrayal/stuckcouple.asp


Leyendas Urbanas #2. El guardia, la luz y la carretera.


"Esta es una historia real. Le sucedió al amigo de un amigo de un amigo: Un guardia llamado Max.
Una noche de verano, cerca de una autopista, en las afueras de una urbe, Max y su novia paseaban en motocicleta; hasta que vieron en una colina una luz.
Silenciosamente, esta luz “saltó” encima de la pareja, para posarse en un cerro próximo, del que salieron arrancando un par de muchachos hacia la ciudad.
Max y su novia los siguieron.

Minutos más tarde, nuestro protagonista,solo, volvió al lugar de los hechos, donde vio el mismo objeto, que a gran velocidad partió desde la zona de la autopista hasta la oscuridad de una carretera.
El guardia lo persiguió, hasta que tuvo el susto de su vida al ver a un camión, que para colmo, no sólo apareció de forma súbita y en sentido contrario, sino que ni ruido hacía.
Llevado por su intuición, lo siguió, mas el vehículo fue veloz, dobló y se internó tras unos cerros.


Detrás de ellos, se encontró, no con el camión, sino que, posado en medio de otra vía, con la misma luz que había aterrorizado a los dos jóvenes y que él y su novia avistaron.
Armado de valor, inició una serie de señales luminosas, de las que no hubo respuesta. Como último recurso, aceleró, lanzándose con moto y todo hacia el OVNI.

Ni un minuto pasó cuando en un abrir y cerrar de ojos, el OVNI se “apagó”; apareciendo en su lugar los faros de un automóvil grande, gris, brillante y silencioso.
Llevado por la curiosidad, nuestro protagonista se acercó al coche, a la ventana del conductor, al que saludó:
-Buenas noches ¿Le ayudo en algo?
-Buenas noches. Sí. Necesito ayuda, por favor: ¿Qué ruta me sirve para llegar a la ciudad XXX?
-Para llegar, primero debe tomar el camino xxx a la carretera XXX-000, luego… -Mientras el guardia le daba las indicaciones, se dio cuenta que, junto al conductor, se encontraba una mujer, ambos maduros, vestidos formalmente, y de apariencia nórdica- … y así llegará a la ciudad. Si quiere, ofrezco el acompañarle y…
-No, gracias.- respondió el hombre.
Max se despidió, giró ciento ochenta grados y, tomando otro camino, partió raudo, como alma que se lleva el diablo, a casa.

Esta es una historia real. Le sucedió al amigo de un amigo: Un guardia llamado Max.
Si me lo permiten, quiero expresar un pensamiento en voz alta:
Si esos seres son capaces de convertir sus naves en camiones o automóviles, ¿cuántos de ellos se estarán paseando graciosamente por nuestras calles y carreteras?"

http://manueluisonces.blogspot.com/2008_09_01_archive.html


Leyendas Urbanas #1. La anciana del Supermercado.

"Esta es una historia real. Le sucedió al amigo de un amigo: A Eugenio.
Aunque era un hombre de pocas luces, Eugenio era un hombre trabajador y un abnegado padre de familia. Tenía 4 hijos,aún pequeños y su mujer esperaba el 5to. Como ocurre durante el embarazo, los antojos están a la orden del día,y su esposa lo mandó a comprar una caja de cereal y una naranja.


En el local, nuestro protagonista, portando una bolsa, visitaba puestos y estantes, hasta que se encontró con una mujer mayor que se paseaba con un carro lleno de víveres, mirándole y sonriéndole fijamente. Eugenio la saludó,la miró y pasó de largo.
Pero la anciana lo seguía por todo el local. Media hora después, Eugenio vio en la caja registradora y delante suyo a la acosadora. Al notar lo incómodo que se encontraba, con lágrimas en los ojos, ella lo abrazó y le dijo:
-Perdón por haberte asustado. No era mi intención. Es que te pareces a un hijo que no me ha visitado en dos años. Te pareces tanto a él...- Y se puso a llorar.
-Por favor, no llore. No sabía. Perdóneme Ud, por favor.¿Qué quiere que haga?- Le preguntó Eugenio sitiéndose culpable.
-Me gustaría que me dijeras mamá ¿Ya?- Y el hombre asintió.

La mujer inmediatamente salió del local, a la vez que "su retoño" la despedía:
-Adíos, mamá. Hasta luego.
Cuando iba a pagar,la cajera le dijo:
-Son US$210.65.
-¿Pero cómo? Imposible.Debe ser un error. Si sólo compré una caja de cereal y una naranja. No puede valer mucho. No entiendo!.
-Tu mamá dijo que pagarías todo lo que ella llevó.
Eugenio quedó pasmado.

Esta es una historia real. Le sucedió al amigo de un amigo, a Eugenio.
Su esposa ya no lo envía más a comprar comida: Sale demasiado caro".


link: http://www.youtube.com/watch?v=JyHNt4XR9b0
Esta leyenda urbana es muy conocida en Estados Unidos,y su versión oficial (la de Freaky Stories, serie de televisión canadiense de los 90's, actualmente de culto) quedó fijada a fines de la década de los 80s. Es mi leyenda urbana favorita.

http://www.snopes.com/embarrass/dupe/checkout.asp
0
0
0
0No comments yet