Check the new version here

Popular channels

Batman: Homosexual?







Las interpretaciones homosexuales han formado parte de los estudios académicos sobre las historias de Batman desde que en 1954 el psiquiatra Fredric Wertham afirmó en su libro Seduction of the Innocent (La seducción de los inocentes) que

Las historias de Batman son psicológicamente homosexuales. [...] Las historias del tipo de Batman podían incitar a los niños hacia las fantasías homosexuales, de una forma de la que serían inconscientes. [...] Solo alguien que ignore los fundamentos de la psiquiatría y la psicopatología del sexo puede no darse cuenta de la sutil atmósfera de homoerotismo que domina las aventuras del maduro Batman y su joven amigo Robin

Fredric Wertham1



Este libro apareció en el contexto del lavender scare (el terror lila) cuando las autoridades de Estados Unidos consideraban la homosexualidad como un riesgo para la seguridad nacional.

Las historias de Batman de los inicios de la edad dorada eran oscuras y violentas, pero en el periodo de los años cuarenta y cincuenta se hicieron más ligeras, amables y de estilo más exótico, que fue considerado camp (afectado, amanerado). Este fue el estilo que se asoció contemporánea y posteriormente a la cultura homosexual.2

Andy Medhurst escribió en su ensayo de 1991 Batman, Deviance, and Camp (Batman, desviación y amaneramiento) que Batman era interesante para la audiencia gay porque

Fue uno de los primeros personajes ficticios que fue atacado por su presunta homosexualidad, la serie de TV de los años 1960 conservó un toque afectado, y merece un análisis por su notable éxito en la construcción de la masculinidad

Andy Medhurst3




Las interpretaciones homosexuales de Batman y Robin han atraído incluso más atención a partir de la década de 1980 cuando las temáticas sexuales, feministas y LGBT se hicieron más corrientes y aceptadas en los argumentos de los cómics dirigidos al gran público

La destacada película de 1995, Batman Forever, e incluso más en su secuela de 1997, Batman y Robin, ambas realizadas por un director abiertamente gay, Joel Schumacher, llamaron la atención por sus muchas insinuaciones homoeróticas.9 Muchos espectadores acusaron a Schumacher de añadir indirectas homosexuales en el argumento.10 James Berardinelli cuestionó «la cantidad de enfoques al azar de los pezones de goma y los primeros planos a los traseros del Dúo dinámico y a los batipaquetes».11 Al igual que en Batman Forever, esta crítica incluía a la decisión de añadir pezones y agrandar las braguetas de los trajes de Batman y Robin. Schumacher afirmó:




No tenía ni idea de que poner pezones en el batitraje y el traje de Robin se iba a destacar en los titulares de la prensa internacional. El cuerpo de los trajes se inspiran en las antiguas estatuas griegas, muestran cuerpos perfectos. Son anatómicamente eróticas.

Joel Schumacher


0
0
0
0No comments yet