Canales populares

Cazas británicos interceptan ocho bombarderos rusos cerca d

Cazas británicos interceptan ocho bombarderos rusos cerca de su espacio aéreo

Según la prensa, los aviones militares rusos volaban hacia el espacio aéreo británico y se dieron la vuelta disuadidos por la presencia de los cazas. Es la segunda vez, durante los últimos meses, que la RAF moviliza aviones de guerra para interceptar bombarderos rusos.

LONDRES, septiembre 06.- Cuatro cazas de la Fuerza Aérea Británica (Royal Air Force, RAF) interceptaron hoy ocho bombarderos rusos que se aproximaban al espacio aéreo del Reino Unido, confirmó el Ministerio de Defensa de este país.

Los cuatros F3 Tornados fueron desplegados a primera hora de esta mañana desde las bases militares de Leeming y Waddington, en el norte y este de Inglaterra, respectivamente, en respuesta al acercamiento de ocho bombarderos estratégicos rusos Tupolev TU-95.

Los aparatos rusos, denominados "Bear" en la clasificación de la OTAN, "se aproximaron pero no penetraron en el espacio aéreo británico", precisó un portavoz del Ministerio de Defensa.

Según la cadena británica Sky News, los aviones militares rusos volaban hacia el espacio aéreo británico y se dieron la vuelta disuadidos por la presencia de los cazas británicos.

Se trata de la segunda vez, durante los últimos meses, que la RAF moviliza aviones de guerra para interceptar bombarderos rusos.

Hoy mismo, el portavoz de la Fuerza Aérea de Rusia, coronel Alexandr Drobyshevski, informó de que un total de catorce bombarderos estratégicos están haciendo vuelos de patrulla sobre los océanos Pacífico, Atlántico y Ártico.

El mes pasado, el presidente ruso, Vladímir Putin, anunció la reanudación de "forma permanente" de los vuelos de los bombarderos estratégicos rusos, suspendidos desde 1992.

Estas maniobras coinciden con el peor momento de las relaciones entre Londres y Moscú desde la Guerra Fría (1945-1990), debido, en parte, al asesinato del ex espía ruso Alexander Litvinenko el año pasado en la capital británica.

La negativa rusa a extraditar al Reino Unido al también ex espía, Andrei Lugovói, principal sospechoso de la muerte de Litivinenko, provocó la expulsión de cuatro diplomáticos rusos de Gran Bretaña, a lo que Rusia reaccionó con una medida similar.

Litvinenko, antiguo espía de los servicios secretos rusos refugiado en el Reino unido, murió el 23 de noviembre de 2006 en un hospital de Londres tras ser envenenado con polonio 210, sustancia radiactiva altamente tóxica.

En una carta póstuma, Litvinenko aseguró que el Kremlin estaba detrás de su asesinato por haber acusado a los servicios secretos rusos de causar una serie de explosiones en un edificio de Moscú en 1999 para ayudar a Putin a llegar a la Presidencia.

FUENTE : http://www.terra.cl/noticias/index.cfm?id_reg=844952&id_cat=303
0
0
0
0No hay comentarios