Check the new version here

Popular channels

Librecambio: EE.UU e Inglaterra así construyeron su riqueza

Miles de Librecambistas, excitados con el libro "las riquezas de las naciones" dicen que el libre cambio es la clave de la fortuna de una nación.





Pero vos, Librecambista taringuero, sabes como hicieron sus riquezas las dos naciones que hoy mas difunden el librecambio como método de riqueza ? No, no fue por políticas librecambistas, fueron, aunque no lo creas, con políticas proteccionistas.





Haz lo que yo digo, y no lo que yo hago, dice el famoso dicho...esta es la mejor frase que puede describir esto.


Estados unidos e Inglaterra, en sus comienzos, eran claramente anti librecambio,es mas cerraron sus exportaciones, y ambos países, en diferentes epocas, claro esta, comenzaron un largo proceso de una industria naciente, un proceso de industrialización que le llevo varios años... una vez que estaban autoabastecidos, encontraron un grave problema:


Sobreproduccion, tenían demasiada mercadería, pero no tenían a quien venderlas, así que había llegado el momento, ya industrializados y sin relación de dependencia comercial con ningún país, era momento de buscar mercados, como harían esto ? Convenciendo al mundo de que la clave de la riqueza es el librecambio.

Esto, es una jugada muy estratégica,sabían el secreto de la riqueza, pero no podían "compartirlo" con el mundo, en vez de eso, necesitaban decirles que el libre comercio es lo mejor para la riqueza de las naciones, de esa manera, tenían mercados asegurados por un largo tiempo.






Pero esto que digo, lejos de ser una idea mia, tiene bases historicas, y se las traigo a continuación


En el caso de estados unidos:



Todo comienza en la guerra civil norteamericana,aunque muchos califican esta guerra como una lucha en favor o no de la esclavitud, lo cierto es que gran parte de la contienda se desarrolló por un enfrentamiento entre las distintas de entender como debía ser la economía del país. Si bien el Norte defendía un economía proteccionista, en el Sur se defendía el librecambismo (no intervención estatal en el comercio internacional).

Cualquier similitud con los unitarios y federales, no es pura coincidencia,solamente, por un pequeño detalle, en nuestro pais gano el "sur", es decir, los unitarios.


Como referente para el lado ganador norteamericano, se encontraba Lincoln, quien dijo una frase,que explica muy bien a lo que esta orientado el proteccionismo.


"Yo no sé gran cosa de aranceles. Lo que sí sé es que cuando compro una chaqueta de Inglaterra, yo me quedo con la chaqueta e Inglaterra con el dinero, mientras que si la compro en Estados Unidos, yo me quedo con la chaqueta y Estados Unidos con el dinero."

La llegada a la presidencia, en 1861, de Abraham Lincoln, no hizo más que encrudecer la oposición que había entre el Norte y el Sur. La intención de Lincoln de abolir la esclavitud acabó derivando en un conflicto armado en el que si bien la gran mayoría de los oficiales del Ejercito fueran de estados sureños, la Marina “pertenecía” al Norte que además pudo aprovechar su desarrollo en la industria y que hizo que se considerara esta guerra como una de las primeras “guerras modernas” de la historia al poder aplicarse muchos de los logros conseguidos con la Revolución Industrial.




Como resultado de la Victoria del Norte, Estados Unidos se convierte en primera potencia Mundial con un auge de la industria, exportación de recursos y el que crezca la mano de obra.




En el caso de inglaterra, es lo mismo:

Gran Bretaña, que no es para nada el ejemplo de libre-cambio que se pretende. Todo lo contrario: ese país utilizó de manera agresiva políticas dirigistas -y en ciertos casos hasta las inventó- para proteger y promover sus industrias estratégicas. Dichas políticas, aunque de un alcance limitado, datan ya del siglo XIV (Eduardo III) y del siglo XV (Enrique VII), en relación con la principal industria de entonces, la de la lana. El país exportaba en esa época la fibra bruta a Holanda, situación que diversos monarcas se esforzaron en modificar, fundamentalmente a través de medidas de protección de las manufacturas nacionales, por medio de tasas a la exportación de lana bruta, y provocando la “fuga” hacia Gran Bretaña de obreros cualificados holandeses .





Entre 1721 -fecha de la reforma de la política comercial por parte de Robert Walpole, el predecesor de todos los Primeros ministros británicos- y la abrogación de la ley sobre el trigo, en 1846, el reino practicó una política comercial particularmente voluntarista. Durante ese periodo utilizó activamente las protecciones aduaneras, las reducciones de tarifas para los insumos necesarios a las exportaciones, y el control de calidad de las exportaciones por parte del Estado; medidas todas ellas que hoy en día se asocian generalmente con Japón y con los demás países de Asia Oriental. Se trata de un hecho histórico poco conocido: durante todo ese período Gran Bretaña protegió mucho más sus industrias que todos los otros países europeos, incluida Francia, la que se supone era el contra-modelo “dirigista”.




Gran Bretaña dio un paso decisivo -aunque incompleto- hacia el libre-cambio, con la abrogación de las leyes sobre el trigo en 1846 . Generalmente se considera esa medida como la victoria final de la doctrina liberal clásica sobre un mercantilismo estrecho. Pero ciertos historiadores, especialistas de ese período, ven más bien un acto de “imperialismo librecambista” destinado a “detener el avance de la industrialización del continente a través de una ampliación del mercado de productos agrícolas y de materias primas” . Ese fue por otra parte el argumento que desplegaron por entonces los principales voceros de la Anti-Corn Law League (Liga contra las leyes cerealeras), en particular el diputado Robert Cobden.




En síntesis, y al revés de lo que suele pensarse, el avance tecnológico de Gran Bretaña, que le permitió convertirse al libre-cambio, había sido obtenido “gracias a barreras aduaneras elevadas, mantenidas durante largos períodos” como lo escribió el gran historiador de la economía Paul Bairoch . Fue por esa razón por lo que Friedrich List, el economista alemán del Siglo XIX -considerado equivocadamente como el padre de la argumentación a favor de la protección de las “industrias en período de infancia”- afirmó que la prédica británica a favor del libre-cambio recuerda la actitud de quien, una vez en lo alto, arroja al piso la escalera que había usado, para evitar que los otros suban (kicking away the ladder).





Gran Bretaña fue el primer país en lanzar exitosamente una estrategia de promoción a gran escala de sus “industrias en periodo de infancia”, pero fue en Estados Unidos, “patria y bastión del proteccionismo moderno” como dijera Paul Bairoch (5), donde su justificación fue inicialmente elaborada por Alexander Hamilton, primer secretario del Tesoro de la historia del país (de 1789 a 1795), y por el economista hoy en día olvidado Daniel Raymond. Friedrich List, a quien se atribuye esa teoría moderna del proteccionismo, en realidad la conoció durante su exilio en Estados Unidos en la década de 1820. Numerosos intelectuales y responsables políticos estadounidenses del siglo XIX habían comprendido perfectamente que el libre-cambio no se adaptaba a su país, a pesar de que esa idea era contraria a la de grandes economistas de entonces, como Adam Smith y Jean-Baptiste Say. Estos consideraban que Estados Unidos no debía proteger sus industrias manufactureras, y que le convenía más especializarse en la agricultura.





Eso es todo, espero que se haya entendido, y declaro abierto el bardo.


.
0
0
0
0No comments yet