Check the new version here

Popular channels

Rituales.

Los rituales nos han acompañado desde el principio de la humanidad. El ser humano en su inteligencia más primitiva y en sus más profundos instintos sabe que debe rendirle tributo a todo aquello que es superior a él. A toda la naturaleza que no podía comprender pero que le permitía existir. Los rituales son agradecimientos a los seres supremos y van acompañados de ofrendas que mantendrán satisfechos a esos seres y le procurarán a los humanos todo aquello que necesitan.

Las ofrendas a través de la historia han sido muy variadas. Desde ofrendas en especie, como frutos, hasta sacrificios de animales y también de humanos. Tal como sucedía en culturas como la Maya y la Azteca.

La diversificación de la población humana diversificó también las creencias y por ende los rituales y las ofrendas. En la actualidad las sociedades más poderosas mantienen cultos ancestrales con ofrendas cada vez más importantes.

Los rituales más emblemáticos son sin duda los más poderosos pero también son los que han realizado los sacrificios más importantes en pos de buscar la prosperidad. Y lo han conseguido.

La iglesia católica acepta sacrificios de sangre de parte de sus fieles seguidores. Las penitencias pueden llegar a ser brutales actos sadomasoquistas, en pos de agradar a Dios Padre.

Los talibanes y musulmanes cometen suicidio en nombre de su dios, asesinando en el camino a gente inocente.

Existe un antiguo ritual cuyas ofrendas son también vidas humanas, pero en gran cantidad. Las personas que ofrecen la mayor cantidad de vidas son las que obtendrán mayor prosperidad. Este ritual exige que los ofrendados mueran de hambre, por enfermedades y por olvido. Es necesario que las ofrendas sean despojadas de sus bienes, ya sea de manera gradual o rápidamente. También se acepta que las ofrendas humanas se enfrenten y se asesinen unos a otros. Lo importante es generar una gran cantidad de sufrimiento. Valdrá más una ofrenda luego de ser horriblemente torturada, con la esperanza hecha pedazos y con el terror de saber que a sus seres queridos les espera el mismo destino. Las ofrendas pueden ser violadas, no importando la edad ni el género; pueden ser esclavizadas para así obtener el máximo sufrimiento posible. La humillación es también parte del ritual.

Aquellos que consiguen los máximos sacrificios son aquellos que obtienen los máximos beneficios. Y son los que encabezarán la pirámide del poder. Mientras más ofrendas estén convencidas de esta religión en particular, más estarán dispuestas a ser destinadas al sacrificio. Aunque puede pensarse que sólo unos pocos países practican este tipo de rituales, la realidad es que se da en prácticamente todo el mundo.

Es un ritual vinculado a una religión, actualmente llamada Sistema Capitalista.
0
0
0
0
0No comments yet