Check the new version here

Popular channels

Historias que te dejaran Helado! 1P



Hola gente, en esta oportunidad les mostrare historias que se recomienda escuchar con música terrorífica (mas abajo habrá un reproductor), de noche y con las luces apagadas.Y un dato adicional, ESTÁN BASADAS EN ECHOS REALES.


link: https://www.youtube.com/watch?v=f9gZcuKq4FI


Empezemos.

Los cuatro puentes

Rebeca tenía dos abuelos a los que adoraba, pero ahora están muertos. Y sobre ellos es la historia que os voy a contar.
Un día el abuelo falleció y la abuela quedó como un alma en pena vagando por la casa que habían compartido tantos años en amor y armonía. Aún tenía familia por supuesto, pero no era lo mismo. La abuela tenía mucha confianza en Rebeca, tanta que terminó confesándole algo que le ocurría: soñaba con su marido muerto.
"Hay cuatro puentes, y al final de los puentes está él, alargando la mano para que vaya con él".
Pasaron los días y los meses, y una noche fue Rebeca la que tuvo un sueño extraño:
Era pequeña y entraba a un ascensor con su abuela. Iban cogidas de la mano y el elevador ascendía pisos y pisos. Una especie de viaje sin retorno puesto que el ascensor no era familiar para Rebeca. No sabía cuántos pisos habían ascendido cuando, de pronto, el ascensor se paró y se abrieron las puertas.
La abuela soltó la mano de Rebeca y salió. Ella trató de avanzar pero su abuela le dijo: "No, tú no vienes conmigo". La abuela le sonrió en su sueño y aquí terminó todo.
Cuando Rebeca se despertó por la mañana su abuela había fallecido la misma noche. En el sueño se había despedido de ella.
Y me preguntaréis, ¿qué tienen que ver los cuatro puentes en esta historia? Cada puente es un mes. La abuela falleció cuatro meses después que su marido, o sea, cuatro puentes después... y recordad que ya os lo decía ella en su sueño: al final de los cuatro puentes, su fallecido marido le tendía la mano.



Las luces.

Esta historia me la contó una chica de unos 16 años, y no le sucedió a ella, sino a su madre, una española que emigró a Alemania para buscarse la vida, teniendo que alquilarse una casa con su joven esposo que apenas tenía comodidades.
Eso sí, tenía visitantes misteriosos.
Al principio sólo eran sonidos, rasguños en la almohada que mantenía abrazada mientras trataba de descansar después de tantas horas de trabajo. Le asustó, cierto, pero mantuvo la calma y pensó que era su propio agotamiento el que la hacía tener alucinaciones auditivas. Los rasguños en la cama no son tan inhabituales ¿no?. Muchos los hemos oído. Son visitantes que quieren comunicarnos que "están ahí también, que no estamos solos".
La joven vivió con esa extraña experiencia unos días y terminó por acostumbrarse, pero una noche ocurrió algo terrible. Estaba tumbada en la cama, descansando, su marido estaba afeitándose en el cuarto de baño, y de pronto unas lucecitas de un tamaño algo mayor que el de las canicas, blancas azuladas y brillantes, comenzaron a salir de debajo de la cama.
Subieron, ascendieron hasta ponerse encima de ella, y bailaron.
La chica las miró estupefacta, tragó saliva y respiró profundamente. ¿Qué era aquello? ¿De dónde salían? ¿Qué las producía?
Y entonces las luces comenzaron a bailar con movimientos más bruscos, y una poderosa fuerza salió de ellas. La chica notó esa fuerza en puñetazos y patadas invisibles que la golpeaban y estampaban contra las paredes... Gritó, y su marido se cortó con la gillette. Cuando él iba a salir la puerta del cuarto de baño se cerró de golpe.
La joven española emigrante sufrió una paliza que la dejó destrozada, y no pudo hacer una denuncia, porque en qué comisaría de policía iban a escuchar semejante historia sin echarse a reir.
No volvió a ocurrirle porque volvió a España entre lágrimas y terrores.
Durante años jamás contó la historia, y cuando lo hizo, fue para contárselo a su hija -mi confidente-, quien me confesó que su madre no podía hablar del tema sin echarse a llorar y a temblar.
No es para menos. Su hija también lloró al contármelo.

El aniversario.

Esta historia me la contó una estudiante de catorce años en un arrebato de intimidad. El suceso lo vivieron sus padres, a los que llamaremos Angela y Martín (recuerdo sus nombres reales pero ya sabéis...)
Aquella noche Angela y Martín se acostaron como de costumbre. Martín se durmió rápidamente pero Angela tenía el sueño más flojo, de modo que cuando empezaron los arañazos ella los oyó y se puso alerta.
Lo primero que pensó al oir ruidos que no supo identificar debido al miedo, fue que habían entrado ladrones en la casa. Despertó a su marido sin abrir siquiera la luz y le pidió que escuchara y mirara a ver si había entrado alguien al hogar.
Martín se despertó, escuchó y dijo: "Son arañazos, será el perro".
Si apenas hacer movimiento encendieron la luz y vieron al animal dormido a los pies de la cama. No había sido él. Volvieron a apagar la luz pero esta vez se reanudaron los arañazos, y cada vez parecía más claro que se estaban haciendo en la puerta cerrada de la habitación.
Martín dijo en voz baja a Angela que igual era un ratón, y que si era así, lo pillaría, porque los ratones, al ver una luz, se quedaban inmóviles momentáneamente. Y lo hizo, pero la luz demostró que allí no había ratones. Despertaron al perro, que se puso nervioso.
Volvieron a hacer otra prueba y cada vez que apagaban la luz se escuchaban los rasguños sobre la madera de la puerta. Martín decidió abrir la luz y levantarse y, con bastante miedo, según confesaría, se dirigió a la puerta, la abrió y miró ceñudamente a ambos lados. Nada.
Se dirigió hacia la cocina con Angela siguiendo sus pasos. Pensaban en los niños, no querían que se despertaran e intentaron caminar en silencio.
Al llegar a la cocina Angela tuvo un pálpito.
- ¿Qué día es hoy, Martín?
Martín le dijo la fecha exacta.
- Es el aniversario de la muerte de mi madre!. -Exclamó ella.
Angela encendió una vela y rezó y prometió a su madre que por aquel olvido le haría una misa especial para ella. El resto de la noche no se escuchó ni un rasguño más.

Una rara sensación.

Hola, me llamo Alex, soy de Venezuela y siempre me han sucedido cosas extrañas, pero nunca he prestado atención, lo que les contaré sucedió hace no mucho tiempo. Hace un mes, para ser preciso de este año, he tenido mucho tiempo libre en la universidad y así me he puesto a leer varios relatos, y leí uno en particular que me llamó la atención y que se llamaba "Gloomy Sunday".
Me imagino que la han escuchado o leido de la cancion suicida, como todo chico curioso la busque en youtube esta estaba interpretada por "Sarah McLachlan" y estaba traduciuda, no le vi ningun miedo a la letra mas bien me encato la escuchaba tanto que la descargue a mi telefono nom le vi nada de malo , siempre que una que otras veces la escuchaba , un domingo estaba algo cansado y aburrido pensando en que otravez venia la misma rutina pensando lo aburrido que siempre lo mismo, ya era algo tarde y decidi escuchar algo de musica para dormir asi que me acoste me puse los audifonos y todo bien ya pasados varios minutos estaba entre dormido, estaba muy cansado. cuando derrepente sin darme cuenta la musica de Gloomy Sunday empieza a reproducirse, sin darme cuenta que esa musica no estaba en la carpeta que estava reproduciendo no le tome a tencion, cuando derrepente esta sonaba una y otra vez al darme cuenta le pongo pausa a la musica y apago el telefono, cuando me quito los audifonos sigo escuchando la muisica pero como podria ser posible?
reviso mi telefono pero el sonido no provenia de hay si no del patio trasero de la casa mi casa es de 2 pisos asi que decidi bajar a ver que era, al levantarme senti un frio algo inexplicable seria el aire acondicionado pense pero mi cuerpo estaba algo sin fuerzas ,tenia el cuerpo como ido y se me hacia dificil caminar, al bajar estaba algo nervioso no sabia lo que sucedia abri la puerta del patio trasero y lo que vi me dejo sin aliento.
Estaba un grupo de personas con trajes muy bien vestidos parecia muy antiguos y sonaba la musica de Gloomy Sunday de fondo sonaba algo muy baja y delicada, todos parecia como si estubieran conversando,en ese momento no supe que hacer no sabia si correr o gritar no podia moverme , mi cuerpo estaba paralizado, estaba sudando,mi respiracion era corta y ajitada no sabia que hacer cuando derrepente noto que alguien una mujer se me queda viendo algo extraña como soprendida como si yo fuera un fantasma o algo asi, de pronto siento que alguien esta a mi lado se sentia un frio como siniestro el ambiente algo pesado y siento que susurran a mi oido
"Quieres unirte a nosotros" senti algo inexplicable un escalofrio que no se como describirlo, al poder voltiar al ver quien era note que era una persona de traje negro y un sombrero muy elegante no puede distingir bien su cara solo se que cai al suelo y no recuerdo mas nada , al dia siguiente amaneci en mi cama al levantarme sali corriendo a contarle a mi mama lo sucedido a lo que ella me respondio sorprendida que me escucho cantando, a lo que ella se levanto a ver y me vio caminar hacia la cocina dormido cantando una musica, me describio una parte de la musica y era esa y que derrepente me quede un rato parado en la puerta del patio como si hablara con alguien y derrepente cai al piso lo cual mi padre me lllevo de regreso a mi habitacion, en fin todo lo deje que avia sido un mal sueño y que todo fue mi imaginacion.
en ese mismo dia mas tarde me puse a pensar sobre porque abria soñndo la musica si no estaba en esa carpeta , al revisar no la encontre me prareci raro porque no la avia eliminado pero si note en que en block de notas avia una nota que tenia el nombre la musica al abrirla avia muchos sinbolos y no entendia bien pero lo que puede leer y estaba bien escrito era algo que decia " si aseptas la propuesta escucha la musica el domindo a la misma hora.... "
Este relato es real aunque muchos de mis amigos no me creyeron y otros si espero que les aya encantado y mi recomendacion es no dejar que la cuiriosidad los invada recuerden el famoso dicho la curiosidad mato al gato.

Bueno gente eso a sido todo, me he interesado en hacer una 2P (segunda parte) pero siempre y cuando me vaya bien con este.

0No comments yet
      GIF
      New