Check the new version here

Popular channels

I Capitulo: Rocas, Fósiles y Objetos Fuera De Lugar

Las piedras Dropa

En 1938, una expedición arqueológica dirigida por el Dr. Chi Pu Tei, en en las inaccesibles montañas de Bayan Kara Ula, en China, hizo un asombroso descubrimiento en unas cuevas que al parecer habían sido ocupadas por alguna cultura antigua. Enterrado en el polvo de los siglos en el suelo de la cueva había cientos de discos de piedra. Midiendo cerca de nueve pulgadas de diámetro, cada uno tenía un corte circular en el centro y fue grabada con un surco en espiral, lo que todos interpretaban como un fonógrafo antiguo de alrededor de 10.000 a 12.000 años de antigüedad. El surco en espiral, que resulta, en realidad está compuesto de pequeños jeroglíficos que cuentan la increíble historia de naves espaciales de un mundo lejano que se estrellaron en las montañas. Las naves fueron dirigidas por personas que se llamaban a sí mismos los Dropa, y los restos de sus descendientes, posiblemente, fueron encontrados en la cueva.
Las piedras de Ica

A partir de la década de 1930, el padre Dr. Javier Cabrera, antropólogo cultural de Ica, Perú, descubrió varios cientos de piedras en un entierro ceremonial en tumbas de los antiguos Incas. El Dr. Cabrera, ha reunido más de 1.100 de estas piedras de andesita, que se estima entre 500 y 1.500 años de antigüedad, se han conocido colectivamente como las Piedras de Ica. Las piedras que tienen grabados, muchos de los cuales son sexualmente explícitos (que era común en dicha cultura), algunos imágenes de los ídolos y de otros, representan prácticas tales como la cirugía a corazón abierto y los trasplantes de cerebro. Los grabados más sorprendentes, sin embargo, representan claramente a dinosaurios como brontosaurios, triceratops, stegosaurus y pterosaurios. Mientras que los escépticos consideran las Piedras de Ica un engaño, su autenticidad no ha sido ratificada o desmentida.
Esferas de piedra de Costa Rica

Obreros cortando y haciendo su camino a través de la densa jungla de Costa Rica, para despejar una zona para las plantaciones de banano en la década de 1930, tropezaron con algunos objetos increíbles: decenas de bolas de piedra, muchas de los cuales eran perfectamente esféricas. Estas varían en tamaño de tan pequeño como una pelota de tenis a una sorprendente de 2,4 metros de diámetro y un peso de 16 toneladas. Aunque las esferas de piedra son claramente hechas por el hombre, no se sabe quién las hizo, con qué finalidad y, lo más desconcertante, cómo lograron tal precisión esférica.
Fósiles imposibles

Los fósiles, como aprendimos en la escuela primaria, aparecen en las rocas que se formaron hace muchos miles de años atrás. Sin embargo, hay una serie de fósiles que simplemente no tienen sentido geológico o histórico. Un fósil de una impresión de la mano del hombre, por ejemplo, fue encontrado en la piedra caliza, la cual se estima que tendría unos 110 millones de años. Lo que parece ser un dedo humano fosilizado encontrado en el Ártico canadiense también se remonta entre 100 y 110 millones de años atrás. Y lo que parece ser el fósil de una huella humana, posiblemente usando una sandalia, fue encontrada cerca de Delta, Utah, en un depósito de la pizarra que se estima, tiene una antigüedad de 300 a 600 millones de años.
Objetos de metal fuera de lugar

Los seres humanos ni siquiera existían hace 65 millones de años, no había nadie que pudiese trabajar o forjar el metal en ese tiempo. Entonces, ¿cómo explica la ciencia el hallazgo de tubos metálicos semi-ovoides encontrados en Francia en excavaciones, que datan de 65 millones de años de antigüedad? En 1885, al romperse un bloque de carbón, en donde se encontró un cubo de metal, evidentemente trabajado por manos inteligentes. En 1912, los empleados de una planta eléctrica, al romper un pedazo grande de carbón, encontraron una olla de hierro. Un clavo se encontró incrustado en un bloque de arenisca de la era Mesozoica. Y hay muchos, muchos más de tales hallazgos.
0
0
0
0
0No comments yet