Canales populares

Lo Oculto (Argentina, Historias de terror reales)




Hace tiempo que escucho el programa radial "La Noche de los Guardianes" el cual tiene un segmento semanal donde relatan distintas vivencias paranormales acaecidas en distintas parte del Norte Argentino, tome como hobby transcribir aquellas historias mas impactantes para compartir con uds, el dia de hoy les traigo dos relatos espeluznantes


Si vas a comentar hacelo con el debido respeto, pensar distinto no te da derecho para agredir de forma arbitraria....


Maquinola te dejo un sound track para ambientar, Aguantiiiiaa hasta que cargue el post..
.




link: https://www.youtube.com/watch?v=RtED26uziQQ


"LO OCULTO"


1° Historia: "Era solo un juego"


Hola guardián, soy norma lo que te voy a contar sucedió hace 4 años, en ese tiempo aun cursaba la secundaria, (aunque hayan pasado un par de años el recuerdo persiste y aun duele), todo comenzo con una reunión de adolescentes, una noche de viernes con los chicos del colegio nos reunimos en la casa de nuestro compañero “José” en total éramos trece personas en esa joda.





Nos juntamos en una pieza trasera de la casa, entre tanta música y alcohol luego de un rato, los chicos encabezados por "Javier" deciden jugar a la copa por curiosidad, me invitaron a unirme en la sesión con ellos (pero no quise, me negué y aun cuando les advertí que no jugaran lo hicieron igual), en total seis chicos se animaron a jugar a la copa (Javier, Silvio, Hernán, Maxi, Fernando y Juan)





Aquellos que no jugábamos nos quedamos detrás suyo mirando lo que hacían, paso una hora y no ocurría nada, en un momento Javier (quien tenia una personalidad un poco odiosa cuando se enojaba) grito fastidiado “espíritu hijo de pu…. Sino apareces te podes ir bien a la mier…” a partir de esa frase, la copa se comenzó a mover y formo inmediatamente una palabra “aquí estoy”.





Los chicos comenzaron con preguntas básicas “quién era?” , “cómo murió?”, etc , el espíritu dijo llamarse “Orestes” vivió en la década del 60 y se había suicidado luego de que su mujer falleciera, yo estaba congelada, me dio un miedo tremendo de la nada, una sensación de intranquilidad entremezclada con la desesperación (quería irme pero nadie me quiso acompañar).





Los varones preguntaron si era un ente bueno o malo, la tabla respondió “solo vengo advertir que no se juega con lo desconocido” , mis amigos en tono de burla fueron más allá todavía y exigieron al espíritu a decirles quienes iban a morir de los que estaban presentes, la copa respondió al instante “tres morirán de la peor forma, uno más querrá suicidarse pero no lo lograra”.





Nos asustamos, los chicos cerraron el juego e inmediatamente se cortó la joda, nos fuimos a nuestras casas y no se volvió a tocar el tema de la copa, al pasar un mes “Javier” quien había insistido para jugar, murió en un accidente de tránsito cayo pesadamente de la moto golpeando la cabeza con el pavimento, murió al acto.





Este hecho comenzó a preocupar a los demás quienes habían jugado a la copa, (los cincos restantes comenzaron a faltar a clases vivían encerrados en sus casas, no salían para nada, todo esto a causa del terror generado por esa profecía), se vivía un ambiente de mucha paranoia, pero de a poco y con el transcurrir de los meses, esa tensión fue desapareciendo volviendo a nuestra vida rutinaria.





Paso un año de la muerte de Javier, ya habíamos terminado la secundaria, algunos estaban estudiando otros comenzaron a trabajar, “Silvio” eligió la segunda opción trabajaba en una fábrica de “tetra pack”, una mañana momento en que se apresuraba a caminar fue atropellado por un colectivo, murió a causas de las heridas, la rueda delantera aplasto todo su pecho reventando su caja torácica.





En el velorio nos volvimos a ver todos los chicos de la secu, en ese lugar nos encontramos con un “Fernando” totalmente desmejorado, había perdido mucho peso, unas ojeras prominentes se dibujaban en su rostro, al acercarme y preguntarle si estaba bien, “Fer” se quebró y nos comentó que todas las noches veía al pie de su cama, un hombre con el rostro demoniaco le decía “te voy a llevar conmigo de una forma muy dolorosa”.





Trate de calmarlo diciéndole que se aferre mucho a Dios, lo único que me dijo “no aguanto más, negra” a los pocos días del entierro nos enteramos que “Fer” estaba hospitalizado, había intentado quitarse la vida ahorcándose pero por suerte su hno dio con él pudiéndolo rescatar, me entro el pánico llame a los chicos (Hernán, Maxi y Juan) para ver cómo estaban.





Los tres tenían miedo lo podía deducir de tan solo escuchar sus voces, insistí por ir a ver a un sacerdote para que nos ayudara, que rezaran, todos me dijeron que iban a tomar precauciones al respecto, pasaron tres semanas donde no hubo ningún incidente, me calme totalmente sin embargo la desgracia tocaria a nuestras puertas nuevamente.





Hernán fue encontrado asesinado de 14 puñaladas (hasta el día de hoy no se sabe quién fue el homicida) se barajó en un primer momento la hipótesis de un “homicidio en ocasión de robo” sin embargo se desechó esta idea, la moto estaba a dos metros de su cuerpo y entre sus ropas estaba la billetera con todo su dinero, con la muerte de este último se cumplía la profecía dada.





Fernando al día de hoy se recuperó logro salir de un estado profundo depresivo, es mas ahora es muy cercano a la iglesia y trabaja para Dios, los restantes quedamos muy marcados por eso como testimonio les digo “la copa” o “la ouija” no jueguen porque no pueden saber cuál es la consecuencia que se deberá pagar por este juego……









2° Historia: "El Amuleto"


Tuve una vida muy complicada, mis papas me sobreprotegieron demasiado (esto se debió porque mi hermana mayor falleció en una salida con sus amigos), la pérdida de su hija trastorno a mis padres hasta el punto de prohibirme salir sin ellos de la casa, esto ocasiono que mi personalidad fuese tímida muy introvertida con terceros.





Luego de muchos años mis padres fallecieron, quedándome completamente sola en mi casa, mi forma de ser nunca me ayudo a socializar con los demás es por eso que hasta el día de hoy me sorprende lo que voy a contar, una vez que salía de comprar de una panadería cercana, se me acerco una vecina que vivía a dos cuadras de mi casa y me saludo inesperadamente.





Esta mujer me dijo “yo sé que tenes muchos problemas, yo te puedo ayudar se nota que extrañas mucho a las personas que se fueron”, intrigada comencé a charlar y le confirme todo lo que me había dicho, pregunte “como es que sabes todo esto sobre mi” me respondió que ella poseía un don para ayudar a la gente como yo y que las cartas de tarot habían indicado que debíamos encontrarnos.





Me termine enganchando con esta vecina a tal punto que la invite día siguiente a tomar unos mates, llego muy puntual y luego de beber conmigo la merienda se puso a caminar por toda la casa con un amuleto entre sus manos por toda la casa (era raro tenía un aspecto similar a una ornamenta de toro).










Así fue pasando los meses, yo cada vez más intrigada por el conocimiento que esta mujer tenía sobre el ocultismo, al tomar más confianza me dijo “tu casa Silvia tiene un trabajo tenemos que santearla para que esa negatividad se aleje de ti” se decidió que un día martes a la noche vendría a mi casa.





En el horario pactado se presentó a mi puerta con un libro de tapa negras y unos velones de color rojo, ella se sentó en la mesa leyó varias oraciones en un idioma inentendible y me pidió colocar una vela sobre un plato lleno de agua y sal, al hacer esto me dijo en tono seguro “hoy será el día que consagraremos tu casa”.





Nos sentamos en el piso, mi amiga comenzó a decir reiteradamente “queremos liberar esta casa, queremos consagrarla, queremos que ud se haga presente”. Al terminar esa frase creí ver una figura muy oscura detrás de mi amiga, me asuste y le dije “no quiero seguir con esto, por favor córtala”, el corazón parecía que en cualquier momento se me saldría del pecho por la desesperación.





Prendí todas las luces de la casa y me quede pensando recostada en un sillón viendo la tv, no sé en qué momento me dormí pero si recuerdo que al despertarme vi al lado mío un hombre sentado dándome la espalda esta imagen duro unos segundos porque de repente se apagaron las luces y al regresar la luz aquel hombre había desaparecido, el ambiente de mi casa cambio rotundamente a partir de esa noche.





En una oportunidad me desperté a las 4:30 de la mañana con la intención de ir al baño al bajar los pies sentí como una mano me los acaricio pegue un grito aterrada, con el paso de los días las cosas fueron empeorando al no poder soportar la situación me anime a contar todo a una vecina quien me conocía desde niña, esta me aconsejo ir con un sacerdote y al despedirme me regalo un crucifico, fui a la parroquia pero no me sentía segura hablar con el cura así que solamente me traje agua bendita.





Al llegar a mi casa, rocié todas las habitaciones mientras oraba, esa noche me dormí muy tranquila con una calma enorme sin embargo a las horas me desperté de la nada muy sobresaltada, somnolienta me despabile por completo al oír como un dedo golpeaba el vidrio de mi ventana, mire y el lado de afuera había un hombre con facciones exageradas, muy deformes, el detalle que más me asusto fue ver unos cuernos sobre su frente, agarre mi biblia y la cruz e inmediatamente comencé a rezar, aquella figura se desvaneció a los pocos segundos.





Pero así como todos estos eventos aparecieron de la nada en mi casa asi tambien se fueron desvaneciendo con el transcurrir de los meses, una noche al regresar de la vivienda de unos familiares me hizo dar cuenta que esto recién comenzaba, al traspasar por un terreno baldío (camino obligado para llegar a mi hogar) sentí un susurro llamándome por mi nombre “Silvia” me doy vuelta para saber quién me llamaba y veo aterrada a esa aparicion diabolica
 parado en medio de los yuyos, corrí desesperada hasta mi casa para sentirme segura.





A los pocos días fue el aniversario de mis padres, fui hasta el cementerio del norte su tumbas están casi al final de la parte más vieja, un lugar sombrío muy descuidado, al llegar deje unas flores y comencé a rezar contándoles todo esto que me tocaba vivir, les pedí ayuda en mi dialogo interno con ellos, al hacerse de tarde decidí marcharme del lugar para salir del cementerio debo atravesar varios pabellones con pasillos enormes donde están los nichos.





Comencé a caminar absorta en mis pensamientos, me desconcentre al oír un grito muy fuerte llamándome “Silvia!!!” mire de reojo llegando apreciar aquel hombre deforme sentada en las tumbas de mis papas riéndose de mí, las piernas se me aflojaron del terror como pude me trate de recobrar y salir del cementerio, hoy en día no pasa nada en mi casa gracias a que traje un sacerdote para que me la bendijera, pero cada vez que voy al cementerio a ver a mis padres lo veo caminando alrededor de las tumbas mirándome, me da mucho miedo y la verdad no se que hacer, mi vecina invoco algo que me persigue constantemente….










Aguante el paco y las historias de terror vieja, no me importa nada!!!!

Si queres mas historias de terror, te invito a ver mis publicaciones anteriores...!!!
3Comentarios