Canales populares

Los fantasmas de una pareja habitan una casona correntina

A noventa y cinco años de una trágica historia, la Mansión Meade - Pampín, sigue aterrorizando a Corrientes

Los fantasmas una pareja habitan una casona correntina

Aunque para muchos correntinos un extraño episodio de que se registra en una casona abandonada del centro de la capital provincial inscribe ya en la categoría de leyenda, esa anomalía detectada con frecuencia no deja de generar impresión y miedo en los vecinos y transeúntes que se ven sorprendidos por una luminosidad blanca que recorre las dependencias de ese edificio.

Los fantasmas una pareja habitan una casona correntina

La casa en cuestión está ubicada en la calle 25 de Mayo, a metros de La Rioja, y si bien fue ámbito de un club señorial de la Corrientes de la década del 30, dos hoteles y posteriormente una clínica, hoy está cerrada lo que de ninguna manera atenúa la manifestación paranormal que ocurre en su interior.

Los fantasmas una pareja habitan una casona correntina

En realidad, la casa en cuestión fue construida para albergar a una pareja de recién casados que por un hecho fatídico desencadenado en plena luna de miel jamás llegaron a habitar. Es más, nunca sirvió de alojamiento para familia alguna tal como había sido concebida sino que fue alquilada para otros fines.

Los fantasmas una pareja habitan una casona correntina

La singular historia de misterio romántico se encierra en torno de la tragedia que envolvió a Fernando Pampín y Ana María Meade quienes contrajeron enlace una noche de fines de mayo de 1922, en una acontecimiento de envergadura para la sociedad correntina dado el alto nivel que ostentaban la familia de uno y otro.

La mansión de Meade- Pampín, como se la conoce en Corrientes, es una casa estilo francés construida por los Meade para ser habitada por Ana María y Fernando a la vuelta de una prolongada luna de miel por Europa, dicho sea, también truncada por la fatalidad.

El casamiento tuvo lugar en la Iglesia de la Merced y tras una fiesta que reunió a lo más selecto de la sociedad correntina en la mansión de los padres de la novia, Fernando y Ana María se retiraron a pasar la noche de bodas en una quinta de los Pampín, de donde dos días después se embarcarían en un viaje de descanso a las Cataratas del Iguazú, como un paso previo de la luna de miel en Europa.

Los fantasmas una pareja habitan una casona correntina

Agua y fuego

Así fue que Fernando, su esposa y la hermana de ésta, María Celestina, emprendieron viaje por el Paraná primero a bordo del Vapor de la Carrera y desde Posadas en adelante en el Villa Franca, nave en la cual la madrugada del 4 de junio se desató un incendio feroz en los tambores de combustible que la embarcación llevaban justamente al hotel de Cataratas en el que iban a alojarse los novios.

Fernando, Ana María y María Celestina fueron tres de las setenta víctimas fatales que dejó el desastre. Tremendamente afectada por la tragedia, Ana Reguera de Meade tomó la decisión frente a la pérdida de sus dos hijos y su flamante yerno que nunca más la casona de 25 de Mayo y La Rioja, ni siquiera inaugurada, fuera cobijo para una familia.

Ese pedido se cumplió al punto que la propiedad acogió al Club Progreso, a los hoteles Savoy y Bristol, y al sanatorio Del Litoral hasta que quedó deshabitada. Sin embargo, es en su interior donde se percibe una luz que parece descender por la escalera principal del vestíbulo y manifestarse también en las distintas habitaciones. No faltan quienes aseguran que alguna noches una luz parece ingresar al inmueble atravesando las paredes como si Fernando y Ana María intentaran volver al que nunca fue su nido de amor.

Los fantasmas una pareja habitan una casona correntina

La llave equivocada: preludio de la fatalidad

Los fantasmas una pareja habitan una casona correntina

Si te gusto esta Real Historia de Terror dame puntos y seguime!

0No hay comentarios