Popular channels

A once años del fallecimiento de Tita

Parte inmensa de la historia del club, Elena Margarita Mattiussi es Racing. Hoy, 3 de agosto, se cumplen once años de su deceso en 1999. Vivió por y para su amada Academia, donde fue madre y soporte de muchos jugadores. Por eso, hoy el predio de los juveniles y la pensión llevan su nombre.
Nacida en 1919 cuando sus padres ya trabajan en Racing, se crió en el viejo estadio del club y desde chica ayudaba a lavar la ropa de los futbolistas junto a su madre. Ahí ya recibió el apodo de Tita, como todo el mundo la conoció después.

De a poco, se convirtió en la madrina de los jugadores que llegaban a la pensión. En tiempos de comunicación y viajes complicados por cuestiones tecnológicas, Tita fue fundamental para los juveniles que llegaban desde el interior para llevar adelante la travesía de buscar sus sueños de jugar en la Primera.

Incluso, su morada después se hizo un lugar de encuentro para los planteles profesionales. Como ejemplo claro está el equipo de José, cuyos integrantes compartieron tanto con ella que la llevaron a Escocia y a Montevideo para las finales por la Copa Europeo-Sudamericana.

Vivió siempre debajo de las tribunas del Cilindro, donde quiso estar, porque una historia de Avellaneda cuenta que le ofrecieron un departamento cercano al estadio, pero no lo aceptó, ella quiso pasar sus días acá.

El 3 de agosto de 1999, casualidad o no, en medio de la crisis institucional del club, dejó de existir físicamente. Su velorio en la sede aún se recuerda porque juntó a generaciones de jugadores, dirigentes y simpatizantes como nunca se vio.

Tita vive en Racing, tanto que el predio donde se entrenan y juegan los juveniles, así como la pensión que está en el complejo del Cilindro llevan su nombre.
FUENTE
0
0
0
0No comments yet