Check the new version here

Popular channels

13 razones que hacen fabuloso el sexo matrimonial



Las relaciones sexuales entre las parejas casadas son variadas, excitantes, plenas y también incitantes… mucho mejores y más placenteras que el sexo casual, la infidelidad, el sexo con una nueva pareja o con el ex. ¡Todo lo contrario a lo que se dice! Te recordamos 13 razones por las que el sexo entre casados es excepcional.
1. Los casados se conocen de memoria sus cuerpos (el uno del otro). Saben cómo y dónde poner sus manos para excitar y hacer disfrutar a su pareja, sin inhibiciones, con libertad. Tu cónyuge sabe exactamente lo que te gusta y lo que no toleras, así que no te pones tensa (o) en medio del juego pensando cómo le dices que deje de hacer lo que está haciendo. Las energías están en el disfrute del momento y no en dar instrucciones.

2. Hay confianza y espontaneidad para que un buen encuentro sexual ocurra rápido e improvisadamente cuando lo necesitas rápido e inesperado. Ese conocimiento mutuo logra que el buen sexo no requiera una hora; cinco minutos de buen sexo son más satisfactorios y mejores que 45 minutos inefectivos, especialmente si tienes que madrugar al día siguiente o si los niños pueden despertar. A veces basta decir: “¿Hacemos el amor cuando termine mi programa de televisión?” A veces eso es todo lo que necesitas para entrar en el mood.


3. El sexo puede ser cómico y divertido, aún en momentos que sin estar casados resultaría bochornoso. Todo lo que te mortificaba cuando eras soltera y tenías sexo, ahora es más entretenido que unos bloopers: emisiones corporales a destiempo, ponerse torpe intentando y fallando posiciones complicadas, una almohada que insiste en meterse en el medio en un instante crítico o una interrupción en el momento más sublime.


4. Es más fácil entregarte a estar de lleno en el momento. Es cierto que hay niños, problemas de trabajo, ropa sin lavar y todas las preocupaciones usuales de la vida que pueden distraerte de un encuentro gozoso. Esa es la vida. Pero no te distraes ni te preocupas pensando: “¿En realidad le gusto a esta persona?”; “Me pregunto si volveré a saber de él (o de ella)”; “¿Tendré orgasmo?”; “¿Me quedo toda la noche?”…y todo tipo de conjeturas que te interrumpe el placer.


5. Tú estableces con tu cónyuge el estándar de lo que es normal en tu frecuencia, estilo, costumbres y gustos.


6. Si son una pareja monógama, pasó a la historia el miedo a las enfermedades de transmisión sexual. Adiós, condones


7. ¡Orgasmos simultáneos! Mientras más acoplada sexualmente estás a una persona, mientras más duermes con ella (alguien a quien amas, en quien confías, están comprometidos y entregados el uno al otro), es más probable el orgasmo simultáneo. Se llegan a conocer mutuamente no solo los cuerpos, sino el tiempo (timing) del clímax.


8. Puedes sentir a tu pareja por “segura” en el sentido más positivo. Si tienes un matrimonio saludable y se comunican bien y a mendo, el sexo probablemente estará allí cuando lo necesites. No tienes que salir a buscar ni estar presentando tu mejor lado todo el tiempo. Los encuentros sexuales ocurren natural y espontáneamente, en vez de convertirse en “proyectos”.


9. Eres mejor amante cada día. El sexo no mejora automáticamente con el tiempo ni con la frecuencia, pero tener sexo con la misma persona una y otra vez absolutamente te hace mejor amante cada vez, con esa persona.


10. Las mujeres se sienten en mayor confianza de decirles a sus parejas lo que les gusta que les hagan.


11. Las mujeres casadas son más felices y eso contribuye a relaciones sexuales más satisfactorias para ambos.


12. Las parejas casadas disfrutan el mejor sexo porque es sexo sin preocupaciones.

13. La intimidad emocional del matrimonio crea una intimidad física y una comodidad que hace el sexo más recompensante y más pleno, invita a la creatividad y aumenta el valor y la confianza para intentar innovaciones en los encuentros sexuales.




Menos es más


Por Diana, la astróloga

Sí, definitivamente es lo que estás pensando: una menor frecuencia sexual, logra resultados maravillosos. A primera vista cuesta comprenderlo, (y ponerlo en práctica), pero, la abstinencia ayuda a acumular la energía sexual.



La preparación lo es todo


Un rotundo “sí” a los preparativos. El ambiente, los aromas, música, iluminación suave. Rodéate de belleza, ¡el tantra es la celebración de todos los sentidos! La suavidad de la piel luego de un baño hace maravillas…



Las miradas son amores


Los ojos son el espejo del alma, y cuando miramos profundamente a los ojos de nuestro amante, miramos su alma. Relájate y mira amorosamente a tu pareja, no cierres los ojos, conéctate con su interior



La respiración como una danza


Respira al mismo ritmo, entrégate al mismo paso. Comienza despacio, luego, a medida que el placer crece, acelera el ritmo. Cuando la respiración encuentra el ritmo, los cuerpos se mueven a ese mismo ritmo.



Caricias al corazón


Cuando colocas tu mano en el pecho de tu amor, estás creando una conexión energética directa con su corazón. Nada más profundo, y a la vez vital, que sentir los latidos de dos corazones unidos, mientras la pasión aumenta.



Jugar con el deseo


Si estás dispuesto a vivir una experiencia diferente y profunda, anímate a explorar diferentes sensaciones, sin llegar a la penetración. Puede no ser fácil al principio, pero practicarlo será muy placentero.



Reconoce tu cuerpo


Es importante reconocer los músculos que están presentes durante el orgasmo. A medida que utilices tus músculos de manera más consciente, tus orgasmos serán más controlados y satisfactorios.



Conoce tus límites


Cuando aprendes a reconocer tus músculos, también aprendes a dominarlos. Recuerda que el sexo tántrico es una invitación a prolongar el encuentro sexual, cuando llegues a tus límites,
cambia de ritmo para prolongar el placer.



Libera tu mente


Mientras te dedicas al placer, deja que tu mente también se relaje y disfrute. Que la atención esté dirigida a gozar del sexo y de la magia del momento.



Cruza el umbral del placer


El orgasmo no debe ser el final, la misión por cumplir. Aprende a disfrutar y cabalgar sobre las olas de los sentidos, y el placer durará mucho, mucho tiempo
0No comments yet
      GIF
      New