Canales populares

7 hábitos para mantenerte mentalmente fuerte día a día





Hay una gran diferencia entre actuar como una persona fuerte y ser mentalmente fuerte. Para esto último, se requiere un trabajo mucho más profundo y vigoroso.

La fuerza mental es lo que nos gratifica y aporta paz, tranquilidad y serenidad a larga duración. Por esta razón, te presentamos 7 hábitos para mantenerte mentalmente fuerte cada día y vivir la vida con plenitud.

7. Cada día, escribe tres cosas que agradeces



Para desarrollar una mente fuerte es importante registrar las emociones, progresos e impresiones que tienes sobre tu persona. Para ello, no hay mejor modo que escribiendo en un diario. Así que elige un lugar cómodo y dedícale varios minutos al día a pensar en 3 cosas por las que te sientes agradecido.

No te preocupes si al principio parecen demasiado evidentes o poco profundas. Lo bueno de dejarlo por escrito es que luego de varias semanas podrás notar un cambio en tu modo de pensar y de registrar la información.

6. No discutas con desconocidos



Cualquier discusión aporta negativismo y esto es lo último que necesitas para construir una mente fuerte.

Las discusiones con extraños representan una verdadera pérdida de energía y de tiempo. Ten presente que hay muy pocas chances de alcanzar un acuerdo en la discusión porque se trata de personas que no te conocen y a quienes no les importas. Además, este tipo de discusiones aumentarán tus niveles de estrés, y estos se encargarán de alterar tu día y tu tranquilidad mental.

5. Celebra tu éxito



Es importante que reconozcas tus fortalezas y tus éxitos en la medida en que vas avanzando. De este modo, podrás concentrarte en tus cualidades positivas y esto te ayudará a construir tu fuerza mental y emocional.

Sin duda alguna, celebrar el éxito es necesario para recordar que en la vida siempre estás aprendiendo y puedes lograr lo que quieras, siempre que verdaderamente te lo propongas.

4. No te compares con los demás



La terapeuta Amy Morin explica en una charla de TEDx que la fuerza mental es muy similar a la fuerza física: si quieres obtenerla debes comprometerte con buenos hábitos como la gratitud, pero también necesitas dejar los malos hábitos como la envidia o la comparación constante.

3. Elimina lo que acumulaste y ya no te sirve



Cuidar tu hogar es importante.Más allá de que la fuerza mental parezca provenir solo de un trabajo interno, lo cierto es que también se ve afectada por nuestro entorno y, en particular, por el estado de nuestro lugar en el mundo.

En general, cuando el hogar se encuentra descuidado y repleto de cosas que ya no tienen uso, las personas tienden a sentirse más estresadas y saturadas.

En cambio, un hogar limpio y despejado te puede ayudar a sentirte más a gusto y, claro, a disfrutar más de cada momento.

2. Utiliza más palabras positivas



Las palabras y conversaciones positivas te ayudan a construir una mente fuerte, sobre todo si se trata de una costumbre diaria.

Para comenzar a hacerlo, puedes dedicar algunos minutos al comienzo de cada día para decir en voz alta una afirmación positiva sobre tu persona o sobre algo que te gustaría alcanzar.

¿Por ejemplo? «Estoy aprendiendo a ser una persona más productiva».

1. Disfruta de la soledad con regularidad



Lo más importante para conseguir la fortaleza mental es no tener miedo al silencio o a la soledad. De hecho, estos momentos son ideales para estar en contacto con tus pensamientos y tus emociones, poder identificarlos y reflexionar sobre ellos.

Para cultivar tu fortaleza mental, debes disfrutar de tu propia compañía y nunca depender de alguien más para estar en tranquilidad. Además, en estos momentos de soledad puedes aprovechar para hacer la lista de las 3 cosas que agradeces o eliminar las cosas que no vas a utilizar.

Y tú... ¿qué crees que puedes cambiar hoy para ser mentalmente más fuerte?

+6
0
0
0No hay comentarios