Check the new version here

Popular channels

Cómo terminar lo que empiezas?





---> Para apuntar soluciones, repasemos primero algunas razones por las que suelen abandonarse esos objetivos o proyectos.


¿Por qué se abandonan los proyectos?


1. Los nervios/la ansiedad.
Un proyecto, que es muy importante para ti, se complica una vez que estás inmerso en él y, quizás, comienza a aflorar el miedo al fracaso (o al éxito).
Procrastinas, en un intento de aliviar temporalmente la ansiedad. Pero, más tarde, te sientes culpable por haberlo hecho. Y así comienza un bucle difícil de romper.
2. El perfeccionismo.
Te pones listones muy altos, que te frustran cada vez que te quedas corto y que cada día te intimidan y te desaniman más: Mi esfuerzo no sirve de nada. ¿Para qué voy a seguir?

3. El peso del deber.
Tu cerebro, que no es tan tonto, comenzó a resistirse a hacer la tarea desde que te dio por enviarle un mensaje muy negativo: “Tengo que hacer esto…” “Debo hacer aquello…”
Tu objetivo, que comenzó siendo algo que te motivaba por buenas razones, pasó a ser una obligación más, una carga más de la que “tienes” que ocuparte, pudiendo hacer otras cosas más agradables.
4. Las distracciones.
Hay demasiadas, por todas partes. Te envuelves en ellas para escapar de una tarea que consideras aburrida, pesada, difícil o que te va a exponer al fracaso o las críticas.
5. La falta de compromiso.
Quizás te pareció buena idea comenzar con ese proyecto o actividad porque te dieron ganas viendo a otros, porque alguien te dijo que lo hicieras o porque está de moda, quién sabe.
Tu compromiso con el proyecto es más fuerte cuando te mueves por ti, por convicción personal.
6. La falta de planificación.
Todo proyecto u objetivo se compone de acciones que hay que ejecutar. Y, de antemano, hay que decidir cuáles, cómo, cuándo, dónde, etc.
Es decir, elaborar un plan y hacerle ajustes si es menester.
7. El exceso de compromisos.
Los recursos son limitados. Si abarcas demasiado para el tiempo y la energía de los que dispones, es natural que no puedas cumplir con todas las responsabilidades que te has impuesto.



Piensa en qué pudo haber fallado en tu caso. Y, a partir de ahí, decide qué estrategia tomar en adelante.




FIN
0
0
0
0
0No comments yet