Popular channels

Consejos para Mamás y Papás primerizos.

Me toco leerlos ya que lo soy, asi que los comparto para aquellas mamas y papas primerizos que andan dando vuelta en Taringa!

Espero que les sea util

Cuando llega el verano... ¿como cuidar al bebe?




En el verano, los bebés están más expuestos al sol y por ende al calor, con el consiguiente aumento de la sudoración.
Es conveniente tener en cuenta que solo son necesarios de 5 a 10 minutos de exposición diaria al sol para sintetizar la vitamina D necesaria para el crecimiento y la prevención del raquitismo. En bebés de menos de seis meses no se recomienda la exposición directa al sol, ya que el niño podría sufrir eventuales quemaduras y golpes de calor.
A partir de los seis meses de vida se deberán usar filtros solares Nº 15 (o superior) que contienen Parasol o Dióxido de Titanio. El filtro debe distribuirse en todo el cuerpo del bebé, incluidas cara y orejas, media hora antes de exponerlo al sol. Se deberá reponer cada dos horas o cada vez que el niño se moje, tanto en pileta, río o mar.
Los horarios aconsejables para la exposición al sol son antes de las 11.00 y después de las 15.30. Es decir, hay que evitar la exposición directa en horas del mediodía, ya que la radiación es sumamente alta debido a que la inclinación del sol en esos momentos es prácticamente vertical.
Recuerde que no es conveniente para el bebé pasar todo el día en la playa o junto a un río, a pesar de contar con carpa o sombrilla. Usted debe elegir el horario más conveniente para su bebé. Se debe tener en cuenta que, según mediciones efectuadas últimamente, entre los meses de septiembre y marzo, nuestro país está sometido a niveles de radiación ultravioleta de niveles de intensidad similar a la que se puede registrar en el Sáhara, en Africa.
No obstante lo mencionado, se deberá tener mucho cuidado en los días nublados, ya que los rayos ultravioletas, invisibles al ojo humano, de todas maneras penetran las nubes, y pueden provocar igualmente serias quemaduras de piel. Otro dato a tener muy en cuenta es que el efecto del sol en la piel es acumulativo.
¿Como elegir el lugar al cual llevaremos a nuestro bebé?
Podrá ser la montaña, el campo o el mar, de acuerdo a la preferencia de cada familia. Si el núcleo familiar está cómodo, el bebé se adaptará a cualquier lugar, siempre que se tomen en cuenta las recomendaciones expresadas anteriormente.
¿Cómo evitar el golpe de calor?
Es fundamental asegurarse una buena hidratación. Si el bebé se alimenta a pecho no es necesario darle líquido de más. En ese caso será muy importante que la mamá ingiera frutas, verduras y carnes, y beba al menos dos litros diarios de líquidos. Si el bebé se alimenta con otras leches de fórmulas, será conveniente incorporar otros líquidos claros y abundantes frutas frescas.
Asimismo, el uso de ropas adecuadas, como gorro y remeras de algodón de manga corta es considerado de gran utilidad para la prevención del golpe de calor.
Fundamentalmente, no olvide: Ante cualquier duda consulte a su médico


Lavarse las manos un hábito saludable y necesario




Según los Centers for Disease Control and Prevention (CDC) de EE.UU., el no lavarse frecuentemente las manos genera muchas probabilidades de infección con gérmenes del entorno al tocar los ojos, la boca o la nariz después de tocar una superficie u objeto infectado. De hecho, una de las principales vías de contagio de los catarros es tocarse la nariz o los ojos después de que el virus que provoca el catarro entre en contacto con las manos. Si la gente no se lava las manos a menudo (sobre todo cuando está enferma), irá esparciendo gérmenes, directamente sobre otras personas o sobre las superficies que toquen. Siendo un factor vital para el contagio de enfermedades. El lavado de manos es la primera línea de defensa contra los gérmenes y la mejor defensa. Cuándo Lavarse las manos? Después de ir al baño. Después de sonarse la nariz o toser. Antes de comer, servir o preparar comida. Después de tocar algún animal. Después de las actividades al aire libre. Antes y después de visitar a un enfermo. Cuando las manos están sucias. Después de cambiar a un bebé. Lavarse las manos es la mejor defensa. ¿Sabías que se estima que sólo una de cada cinco personas se lava las manos después de ir al baño? En 2005 la American Society for Microbiology hizo un estudio sobre el hábito de lavarse las manos. Formularon preguntas a la gente sobre este hábito y la observaron en baños públicos. Los resultados fueron sorprendentes. Por ejemplo: La gente no siempre se lava las manos después de usar el baño —el 91% de los adultos dijo que se las lavaba después de usar un baño público, pero solo lo hizo el 83%. La gente se lava menos las manos cuando está en casa —el 83% de los encuestados dijo que se las lavaba después de usar el váter en su casa. Pero los gérmenes son gérmenes, y los váteres, váteres, estén en casa o fuera de casa. Solamente el 32% de las personas encuestadas dijo que se lavaba las manos después de toser o estornudar. O sea que está bien taparse la boca con la mano al toser para proteger a la gente que nos rodea. Pero, si luego le alargas una pizza a un amigo tuyo sin haberte lavado las manos, de nada sirvió haberte preocupado de taparte la boca en primer lugar. Solamente el 21% de los encuestados se lavaba las manos después de manipular dinero. Solamente el 42% de los encuestados dijo que se lavaba las manos después de acariciar a un perro o un gato. Ya has visto como tu perro se revuelca en misteriosos hedores cuando lo paseas por el parque y cómo tu gato se restriega cariñosamente contra tu pierna después de usar el cajón de los excrementos. Cómo lavarse las manos correctamente. Hay una forma correcta de lavarse las manos. Mojarlas con un poco de agua y unas gotas de jabón no sirve de mucho. Sigue los siguientes pasos para lavarte bien las manos: *Utiliza agua tibia (ni fría ni caliente). *Utiliza el jabón que más te guste. Los jabones antibacterianos están de moda, pero el jabón normal y corriente también sirve. Si sospechas que tus manos han entrado en contacto con alguien que tenía una infección, piensa en utilizar un antiséptico para manos que contenga alcohol. *Frota las manos enérgicamente entre sí y no te dejes ningún rincón sin frotar: frótate los lados de ambas manos, las muñecas, entre los dedos y alrededor de las uñas. Lávatelas durante unos 15 segundos —aproximadamente lo que se tarda en cantar el “Cumpleaños feliz”. *En los baños públicos, considera la posibilidad de utilizar una toallita de papel para tirar de la cadena y abrir y cerrar la puerta porque las cadenas y los pomos de las puertas de los lavabos son lugares donde abundan los gérmenes. Tira la toallita a una papelera después de salir del baño. Lavar adecuadamente las manos permitirá menos transmisión de enfermedades!


Dejar los pañales




El pañal da a los nenes seguridad, los mantiene protegidos, contenidos. Hacer pis y caca en el pañal es algo que viven como placentero (aunque a nosotros pueda darnos asco), lo que él produce se queda cerca de el y es agradable. Entonces, de repente, llegan los papás y le dicen que hay que empezar a hacer en la pelela, lo cual implica para el nene renunciar al placer que le generaba hacerse en el pañal. Y ¿por qué renunciar a ese placer? Lo hacen para sentirse amados y aceptados por sus papás y sus familiares, lo que implica cumplir con sus expectativas y, así, ir apropiándose de las costumbres de su familia y su comunidad.
Para escribir este artículo tomo como guía a la Lic. Alejandra Libenson que escribe sobre este tema en su libro “Criando hijos, creando personas”.

Cuándo están listos para controlar esfínteres?
El nene tiene que estar preparado físicamente y emocionalmente para poder hacerlo y esto se logra a partir de los dos años. Entre los dos y los tres años se lleva a cabo el proceso de aprendizaje aunque a algunos nenes puede llevarles un poco más de tiempo. Las escapadas eventuales de noche o de día son normales hasta los seis años. Puede suceder que al principio se olviden de avisar, sobre todo si están entretenidos con algo. Es común que una vez que adquirieron el control aparezcan regresiones, por ejemplo cuando nace un hermanito, frente a una mudanza o frente a problemas familiares puede pasar que se vuelva a hacer pis. Las idas y vueltas son normales y esperables, ya que el control de esfínteres es un proceso cultural que lleva tiempo, no es de un día para el otro y exige mucha paciencia y tolerancia por parte de los papás.Los chicos suelen controlar primero el pis y luego la caca y primero de día y luego de noche.

Etapas por las que atraviesan. Como dice Alejandra Libenson:
1° hacerse pis y caca sin mostrar interés por el control.
2° avisar que se hizo cuando ya está sucio.
3° avisar mientras está haciendo.
4° Tener ganas, avisar y llegar a tiempo al baño sin que se le escape. Lo cual implica poder esperar. (Aprender a retener y expulsar teniendo registro y control de ello).

Cómo ayudarlos?
*Invitarlos a conocer los objetos que comenzará a usar: pañal que se baja, pélela, adaptador de inodoro, inodoro.
*Sugerirles que avisen cuando tengan ganas y acompañarlos al baño para ver si sale y si no sale decirle que no se preocupe que ya lo va a lograr.
*Tratar de no apurarlos ni poner expectativas demasiado altas sobre ellos, tener en cuenta sus tiempos y necesidades. Si le sacamos el pañal demasiado pronto, el nene hace grandes esfuerzos por aprender a controlar y entonces suelen aparecer regresiones: el pis se escapa, pueden aparecer constipaciones, miedos a ir al baño, etc.

En general los chicos acompañan este proceso por medio del juego con arena, barro, masa, agua, etc. y haciendo trasvasados con recipientes. También pueden querer explorar la caca, tocarla embadurnarse con ella o comerla.

Lo importante es ir interpretando las señales que nos dan los chicos para orientar nuestras acciones y poder acompañarlos. Tiene que aparecer en los nenes el deseo de probar solos y poder expresarlo. Si dice pis o caca no quiere decir necesariamente que ya controla. Al principio dicen estas palabras porque las empiezan a reconocer, luego pueden decirlas porque se hicieron y finalmente porque quieren hacer. Un buen indicador para sacar el pañal de noche es cuando la cama o el pañal ya no aparece mojada.

Cuándo consultar?
Si observamos en los chicos que aparece mucho miedo, angustia, constipaciones, dolores de panza, que aguanta varios dias hasta que se hace encima o tiene dificultades para controlar el pis o la caca luego del período esperable para hacerlo, es conveniente hacer una consulta al pediatra.


Seguridad en el auto




Las lesiones sufridas en pasajeros de automóviles son la causa más importante de accidentes en pequeños de menos de 14 años. El uso correcto de los asientos afecta de manera significativa la mortalidad y las incapacidades que pueden sufrir en las colisiones de automóviles.

Sería conveniente que los niños usen sistemas de sujeción apropiados para su edad cuando viajan en automóviles. Es común el mal uso de estos sistemas, lo cual puede ocasionar lesiones severas y la muerte en caso de choque. Los chicos no deben ir sentados en el asiento delantero del auto que tenga bolsa de aire.

El lugar donde deben ir sentados los niños es el asiento trasero.Los pediatras pueden asesorar a los padres sobre el uso correcto de las sillas de seguridad que protejan a los chicos de accidentes.

Sillas para menores de un año
*Son diseñadas para que puedan ir sentados los recién nacidos hasta los 8- 11 kg de peso o hasta el año de edad.
*La criatura es amarrada a la silla mediante un arnés. Se usan en el asiento trasero y es recomendable que se ponga mirando hacia atrás, de esta manera en caso de colisión frontal le brinda mayor protección a columna vertebral del pequeño.




Asientos convertibles para niños de 1 a 2 años
*Se usan en el asiento trasero y tienen distintos tipos de arneses que aseguran al chico a la silla.
*En pequeños que pesan menos de 10 kg se usan mirando hacia atrás.
*En criaturas que pesen más o sean mayores de un año, el asiento se coloca hacia delante.
*Es muy importante que los arneses estén bien colocados para la correcta protección del niño, las correas sobre los hombros deben estar correctamente colocadas. Se aconseja seguir las instrucciones del fabricante.




Asientos suplementarios para niños entre 3 y 8 años
*Se usan siempre en el asiento trasero. Corrigen el desajuste entre la criatura y el cinturón de seguridad de adultos, protegiendo al niño de lesiones abdominales, causado por el cinturón de falda.
*Es recomendado para los niños que pesan más de 20 kilos y que ya no se ajustan al asiento convertible.




Sindrome urémico hemolitico




¿Qué es el Síndrome Urémico Hemolítico?
En nuestro país, el síndrome urémico hemolítico (SUH) es una enfermedad que puede aparecer a lo largo de todo el año. La Argentina es el país donde se diagnostica la mayor cantidad de casos
en todo el mundo, alrededor de 300 casos nuevos por año.

¿A quiénes afecta?
Generalmente afecta a lactantes, niños entre 6 a 36 meses de edad. Existen brotes en los meses más cálidos, pero aparecen nuevos casos durante todo el año.

¿Cómo se manifiesta?
Comienza con una diarrea con moco, sangre o ambos en niños previamente sanos.
Luego de tres o cuatro días aparece palidez, como expresión de anemia, es decir, que el niño se ve pálido porque empiezan a bajar los glóbulos rojos.
Los riñones empiezan a fallar en su trabajo para eliminar sustancias tóxicas, por eso aumentan en la sangre la urea y la creatinina. En la mitad de los niños con esta enfermedad, esa falla de la función del riñón puede ser tan grave que el niño deje de orinar. En ese caso es necesario tratarlo con diálisis, que es un procedimiento que reemplaza la función de los riñones.
En los casos más graves también se pueden afectar otros órganos, presentarse convulsiones o coma, puede subir la presión arterial o se corre el riesgo de que el intestino se perfore, con riesgo de vida.
Esta enfermedad puede ser muy grave. El niño debe estar internado y ser tratado por un equipo especialista en nefrología infantil.
Pese a su gravedad, actualmente, en manos expertas, la mortalidad es sólo del 2 al 3%.

¿Qué le puede pasar a mi hijo si tuvo un SUH?
Debe continuar bajo control del especialista, además del pediatra, ya que la mayoría de los niños afectados por esta enfermedad cura definitivamente; aunque 30% de ellos podrá tener problemas en algún momento de la vida, tales como hipertensión arterial, fallo renal o ambos (esta es la segunda causa de insuficiencia renal crónica en niños en nuestro país).

¿Cuál es la causa de esta enfermedad?
Es una enfermedad transmitida por alimentos contaminados con una variedad muy tóxica de una bacteria llamada Escherichia coli.
Ingresa al organismo por la ingesta de carne (especialmente mal cocida), o por otros alimentos que hayan estado en contacto con la materia fecal de la vaca, como leche no pasteurizada, verduras y frutas mal lavadas, aguas contaminadas, etc. Estos alimentos a simple vista pueden aparentar estar en buen estado. Es importante tener cuidado en saber de donde provienen, cómo han sido conservados y procesados, observar la higiene, el cumplimiento de la
cadena de frío y el grado de cocción.
En esta situación lo más valioso es la prevención.

Recomendaciones para la prevención del Síndrome Urémico Hemolítico

1. Asegurar la correcta cocción de la carne (la bacteria se destruye a 70º C).
Esto se consigue cuando la carne tiene una cocción homogénea (cuando no quedan partes rojas).
2. Tener especial cuidado con la cocción de la carne picada, ya que generalmente se cocina bien sólo la parte superficial y la bacteria no se destruye si no llega la temperatura adecuada al interior.
3. Utilizar diferentes cuchillos para cortar la carne cruda y la cocida para no arrastrar bacterias de una a otra.
4. Evitar el contacto de las carnes crudas con otros alimentos; tener en cuenta cómo se disponen dentro de la heladera.
5. Consumir la leche y derivados correctamente pasteurizados y conservarlos en la heladera.
6. No consumir jugos de frutas envasados, que no sean pasteurizados.
7. Lavar cuidadosamente frutas y verduras.
8. Asegurar la correcta higiene de las manos (deben lavarse con agua y jabón), antes de procesar los alimentos.
9. Lavarse las manos con agua y jabón luego de ir al baño.
10. Concurrir a piletas de natación habilitadas para tal fin.
11. Se sugiere que los menores de dos años no ingieran “comidas rápidas”.
12. Respetar la prohibición de no bañarse en aguas contaminadas.
13. Consumir agua potable. Ante la duda, hervirla.


Agua para la sed ¿Que toman los niños cuando tienen sed?




La respuesta en la gran mayoría de los casos preocupa: no toman agua pura.
¿Qué le ofrecemos a los niños cuando tienen sed?
En el mercado existe una inmensa variedad de bebidas elaboradas industrialmente a partir de frutas, hortalizas, hierbas, semillas y otros componentes vegetales: o gasificadas o jugos, pulpas y jugos concentrados o jarabes, polvos y granulados efervescentes para preparar con aguao Infusiones, extractos, percolaciones y maceraciones.
Muchos padres le ofrecen a sus hijos este tipo de bebidas entendiendo que son útiles y beneficiosas para la salud porque contienen algunas vitaminas, minerales, azúcares o simplemente porque los reconforta observar el entusiasmo que manifiestan al tomarlas.
¿Cuáles son los inconvenientes de ofrecer siempre estas bebidas ante la sed?
El consumo en exceso de bebidas de elaboración industrial, más de 350 ml por día (tres vasos), a veces se convierte en una fuente de trastornos para la salud de los niños ya que, en relación con los distintos ingredientes que contienen, pueden ocasionar:o Mayor riesgo de sufrir caries y erosión dentalo Trastornos nutricionales como la obesidad o el bajo pesoo Alteración en el crecimiento de la talla (menor estatura a la determinada por su potencial genético)o Diarrea o Dolores abdominaleso Gastritiso Trastornos en la absorción de calcioo Disminución del calcio en la sangre, llegando en algunos casos extremos en lactantes a convulsioneso Irritabilidad y trastornos de la conducta e insomnioo Urticarias y otras alergias o Pérdidas de materia fecal o ensuciamiento.
También el consumo en exceso puede perturbar hábitos saludables ocasionando:o rechazo o disminución de la necesaria ingesta de leche (al reemplazarla por estas bebidas) o desórdenes en el apetito a la hora de comer (las calorías que contienen interfieren en el natural ciclo hambre -comida -saciedad).
Las bebidas de elaboración industrial suelen contener una variedad de aditivos (colorantes, acidulantes, edulcorantes, reguladores y neutralizantes de la acidez, aromatizantes, conservantes, espesantes, antioxidantes, estabilizantes, etc.) que, si bien están permitidos, no se recomienda su ingesta en los niños pequeños.
Para reflexionar y empezar a cambiar dulce por sano
* Si un niño sano rechaza tomar agua pura, simplemente es porque no tiene sed
* Cuando un niño tiene sed (y no solo ganas de tomar "algo" acepta el agua pura. Aunque los niños habituados a las bebidas azucaradas en un comienzo no sea de buen agrado, si se puede instalar el hábito de beber agua fresca
* Los niños dicen que tomar agua no les gusta cuando tienen la opción de tomar otras bebidas dulces de elaboración industrial
* Los niños conocen estas bebidas y las piden desde muy pequeños porque los adultos se las ofrecen o los inducen a tomarlas. También por imitación de su entorno familiar o por presión publicitaria y social
* Estas bebidas suelen ser ricas en energía pero pobres en otros nutrientes esenciales
* Los azúcares que contienen se consideran calorías vacías y desplazan la ingesta de alimentos con nutrientes de mejor calidad e imprescindibles para su crecimiento y desarrollo madurativo
* Las bebidas dietéticas suelen tener azúcares en cantidades reducidas y mantienen el hábito de consumo de bebidas industriales
Los niños, sobre todo los más pequeños, tienen una predilección especial por las bebidas dulces pero ignoran los riesgos de su consumo excesivo. Los padres, los adultos e instituciones responsables que los cuidan deben estar informados sobre estos potenciales trastornos y regular su ingesta a no más de 120 ml por día (un vaso), siendo desaconsejable ofrecerlas a lactantes y menores de 1 año

Lo más importante a la hora de beber
1. Ofrecer pecho exclusivo los primeros 6 meses de vida
2. Con el inicio de las papillas, a partir del 6º mes y sin abandonar el pecho, ofrecerle agua pura en un vaso o con cucharita
3. Reforzar y sostener el hábito de beber agua para la sed en los primeros años de vida
4. Si se le ofrece jugo de frutas u hortalizas es conveniente exprimirlo en casa, con un cuidadoso lavado previo. Mejor aún es ofrecerle la fruta entera mas o menos cortada o triturada según edad
Poner en práctica estas recomendaciones favorecerá la adquisición de buenos hábitos alimentarios y de bebida con beneficios en la salud y en la economía familiar


Horarios y rutinas para el buen descanso de los bebés




En el útero materno el bebé pasa algunas horas durmiendo y otras despierto alternativamente y sin horarios preestablecidos. En sus primeros días de vida irá adquiriendo el hábito de dormir….

Existe un alto porcentaje de niños que tienen problemas para dormir debido a que no han adquirido aún esta rutina. Son los padres quienes deben promover esta práctica al recién nacido (que no distingue entre día y noche), ya que si bien todos los bebés duermen, no todos logran descansar bien. El recién nacido suele despertarse cada 2 o 4 horas para comer. En ese lapso, en general, él se despierta, es alimentado, se le cambia el pañal y se vuelve a dormir. Si bien esto es lo más común, hay niños que no tienen parámetros horarios y pueden dormir hasta 16 horas diarias. A partir del tercer o cuarto mes algunos bebés, pueden dormir de corrido toda la noche. Los períodos de sueño más prolongados se relacionan con un cambio biológico: él va madurando en la medida que su sistema nervioso central incorpora estas funciones.Esto no es igual para todos, ya que hay quienes pueden desarrollar esta habilidad más tarde y en este período aún se despiertan varias veces durante la noche.¿Cómo enseñarle a dormir a un recién nacido?Enseñarle a dormir a un recién nacido no es tarea sencilla. Para lograrlo es importante establecer una rutina diaria, ser paciente y perseverante. Hay que darle pautas para que aprenda a distinguir el día de la noche, el silencio del ruido, los horarios de comida. El llanto del bebé puede obedecer a diferentes causas (hambre, sueño, frío, calor), por ello no es conveniente alimentarlos inmediatamente ante el primer llanto ya que no siempre esto se relacionará con el deseo de ser alimentado.Muchas veces se calman con el contacto de mamá o de papá.Diferenciar el día de la noche...Para ayudar al bebé a diferenciar entre día y noche es conveniente que de día esté en un lugar de la casa distinto del que va a estar a la noche. Puede estar en el living, en la cocina, en su cochecito o bebesit, aún cuando esté durmiendo y no es necesario que haya silencio absoluto: puede haber música o sonidos propios de las tareas habituales que se realizan en la casa. De noche sí es conveniente que haya más silencio, menos luz, mayor tranquilidad y que duerma en su cuna.Es aconsejable que en los momentos en los que el bebé está despierto, se le hable, mime y juegue para que empiece a diferenciar entre estar dormido y despierto.Establecer rutinas...Generalmente los recién nacidos se duermen mientras se alimentan y se espera que hagan un provechito para luego acostarlos. Es bueno establecer rutinas como, por ejemplo: bañarlo antes de la cena procurando que sea siempre en el mismo horario. Es importante, también, que duerma con ropa cómoda y evitar que tenga frío o calor. Por otro lado, no se recomienda que el niño se duerma en brazos: es mejor acostarlo solo, en su cuna y cantarle una canción o hablarle en voz baja, hacerle mimos, acariciarlo, decirle que tiene que dormir y despedirse. Esto se hace para que desde el principio el bebé reconozca su cuna como lugar de dormir. Así, cuando se despierte en el medio de la noche estará en el mismo lugar donde se durmió.El está en condiciones para comenzar a incorporar el hábito de dormir solo en su cuna.¿Dónde duermen los recién nacidos?La respuesta a esta pregunta deben encontrarla los padres de acuerdo a sus deseos y convicciones. Es bueno que lo planifiquen y decidan antes del nacimiento ya que la llegada de un nuevo integrante a la familia, supone pocas horas de sueño y mucho cansancio. Se aconseja que durante los primeros 3 meses los niños duerman en la habitación de los padres, en especial para facilitarle a la madre el continuo despertar durante la noche. Ya tiene tres meses...Alrededor del tercer o cuarto mes, el niño duerme de 4 a 6 horas de corrido y, desde entonces, irá estirando sus períodos de sueño. A partir de este momento la tarea de enseñarle a dormir debe ser más constante. Los papás deben estar convencidos, seguros y tranquilos de esto. Su actitud es fundamental, pues el niño lo percibe y de acuerdo a lo distinga, se quedará en su cuna o querrá salir. El bebé debe asociar la hora de dormir a una rutina: la repetición les da seguridad. Por ejemplo: primero se baña, luego come, el papá o la mamá le cantan alguna canción o le hacen algún mimo. Cada familia decidirá a qué hora se acuesta el niño y si le ofrecen algo para la noche como un chupete, un osito de peluche, etc. Es aconsejable, no acudir ante el primer llanto nocturno del bebé, porque a veces están soñando o simplemente gimen y se vuelven a dormir solos.A partir de los 5 a 6 meses, se aconseja que el niño, comience a dormir fuera de la habitación de los padres, siendo lo ideal que tenga su propio lugar o habitación. Los barrotes de las cunas pueden quitarse entre los 18 y 24 meses aunque para mayor tranquilidad se recomienda colocar en principio un colchón al lado para amortiguar las posibles caídas.


Fuentes

Zonapediatrica.com
mi-pediatra.blogspot.com
Sociedad Argentina de Pediatria


Continuara...
+3
0
0
0No comments yet