About Taringa!

Popular channels

Creando un Camino de Realidad Mágica Para Hacer Milagros



Hola de nuevo compañeros de este espectacular foro

Hace unos días les estuve hablando acerca de cómo ser un ser espiritual. Hoy les quiero dejar mi segundo post derivado de lo aprendido del libro Tus Zonas Mágicas de Wayne Dyer, y otras lecturas y vivencias propias. Es imposible describir en detalle muchas cosas en estas líneas, por lo cual insto a los interesados a leer el libro, este se puede encontrar gratis en internet ya que el autor ha liberado los derechos con el fin de facilitar su difusión.

En este post quiero hablar de unos conceptos introductorios necesarios para poder crear en nosotros un ambiente de realidad mágica, antes que nada definamos esta como la ausencia de limitaciones y la capacidad de lograr milagros (superar nuestras falencias) donde antes estábamos imposibilitados a hacerlo. Para la mayoría de las personas si algo es real no puede ser mágico y viceversa. No obstante, esta paradoja puede ser trascendida y superada, logrando la capacidad de experimentar una magia indescriptible capaz de transformar nuestras vidas. Para ello solo necesitamos estar abierto a ver las cosas de otro modo.


Las etapas Hacia La Iluminación



Para ver la realidad mágica, es vital entender ciertos estadios o etapas de los seres humanos. Si miramos atrás y observamos todos los acontecimientos de nuestra vida, vista desde la perspectiva del momento actual, podríamos notar que cada experiencia ha sido necesaria y perfecta. Cada paso nos ha llevado a un lugar más elevado de nuestro ser, aun si ellos tenían la apariencia de obstáculos. Es por eso que Wayne Dyer afirma que los seres humanos experimentamos un viaje de tres etapas ascendentes hacia la iluminación (tranquila aceptación de lo que es).

1. Etapa de la iluminación a través del sufrimiento:
En esta etapa el sufrimiento es la fuente de nuestro aprendizaje, las personas que se encuentran aquí son aquellas que viven preguntándose cosas como ¿Por qué a mí? O ¿Qué hice mal?, viven auto compadeciéndose de sus acciones cuando algo doloroso o difícil les ocurre. Con el tiempo ellos ven atrás y dicen “ahora sé porque tenía que vivir eso”. Logran ver que el dolor se experimentó a fin de trascenderlo, creando en su vida un patrón similar ha: Acontecimiento – sufrimiento – esperanza. Este patrón puede manifestarse en cualquier área de su vida. Estas personas no superan los exámenes que la vida nos hace y por ende tienden a repetir sus errores.

2. Etapa de iluminación a través de resultados: Cuando reconoces la etapa anterior es porque probablemente te halles en esta etapa. En ella pasa a pensar que no existen los accidentes, toda experiencia es de algún modo necesaria para avanzar a la siguiente fase de mi vida. Las personas de esta etapa se preguntan ¿Qué hay en esta experiencia que pueda usar a mi beneficio, aun cuando no comprenda que ocurre? O ¿qué puedo aprender acerca de mí mismo y cuanta fuerza puedo reunir para hacer frente eficazmente al problema? El individuo transciende de la auto compasión y logra una mentalidad más positiva. En esta etapa se ubican las personas que viven de logros y metas, aquellas que concentran sus ambiciones de forma concreta y logran ver oportunidades en los obstáculos. Muchos frenan su desarrollo en este estadio, creando un ciclo donde cumplen metas y se trazan nuevas más ambiciosas.

3. Etapa de iluminación a través del propósito:
Esta es la última etapa, en ella tenemos la certeza de que existe una misión o tarea en nuestras vidas, esto ayuda a superar cualquier pesar que se manifieste en nuestra vida. Aprender que tienes una misión heroica, encontrarla y actuar a su altura es el paso final para introducirse a la realidad mágica. Es prudente reconocer que todo el universo es perfecto y tiene un propósito, la inteligencia invisible que fluye a través de todo con un fin determinado, fluye también a través de ti. Para alcanzar el propósito, debemos empezar viendo nuestra vida desde una nueva perspectiva.



Coincidencialmente, el Psicólogo de la felicidad Martin P. Selignam, describe en su libro The Authentic Happiness 3 estilos de vida de etapas ascendentes que tienen cierto parecido con los previamente descritos. Estos son:

1. Vida Hedonista: Las personas viven de los placeres, van de uno a otro obteniendo felicidad de poca duración ya que no conocen lo logrado por méritos o resultados.

2. Vida Buena: Aquellos que viven con metas y logros, que se regodean en la gratificación de lograr superarse continuamente, sin importar lo difícil que sea el camino.

3. Vida con significado: Aquí se ubican aquellos que encuentran una misión en su vida, se entregan a ese propósito y superan cualquier eventualidad sabiendo que obran para algo más grande que ellos mismos.


Cuando el alumno esté preparado aparecerá el maestro



Si analizamos este antiguo proverbio zen podemos aplicarlo al camino hacia la realidad mágica. El alumno debe permanecer abierto y dispuesto a aprender de todos. Debe tener una preparación mental para realizar los milagros y percibir al maestro, el cual puede ser cualquier persona, cosa o circunstancia y puede aparecer en todo momento. El maestro está en todas partes, el propio universo facilita los mensajes y depende de nosotros percibirlos.


Como Llegar al Propósito



Es prudente primero pensemos en el concepto de eternidad, antes que nada ten presente lo haces desde tu cuerpo físico, el cual empieza y termina. Lo que se pretende es ser consciente de que el cuerpo puede concebir la eternidad, mas no experimentarlo directamente, solo la mente a través del pensamiento puede hacerlo, sin embargo, tu puedes aceptar su concepto. Si eres capaz de considerar la eternidad desde tu yo físico, es porque algo de ella debe existir en tu yo no físico. Una vez reflexiones acerca de la eternidad, trata de ver tu vida como un paréntesis rodeado de ella, tanto en el antes como en el después. Retrocede 10 años y examina lo que era tu vida en ese momento, reflexiona ¿Cuánto de ello te ha llevado al hoy? retrocede de nuevo y mira ese camino que se ha trazado para tu actualidad, incluso se un niño y verás que cada experiencia del entonces era completamente necesaria para el hoy, todas han estado entrelazadas de forma invisible.

Todo acontecimiento aislado esta entrelazado con otro, incluso la persona que entra por coincidencia y más nunca la verás, puede haber presentado a tu pareja, a un amigo, o haberte ayudado en una tarea. Sin esa casualidad no habrías conocido mucho.
Contempla ahora el momento del tiempo antes de que tomarás forma, donde eras parte de la eternidad, justo antes del paréntesis. Pregúntate ¿Por qué pase de la nada al algo? ¿Por qué tomar forma y luego volver a la eternidad? Para algunos esto es elección propia, otros voluntad divina, otros una atroz accidentalidad.

En lo personal creo que fue por una misión y puedes descubrirla y empezar a pensar, sentir y comportarte acorde a ello. La respuesta de esta misión nos la da Dios y el universo, conocerla le da sentido a nuestra vida e incluso ignorarlo es parte perfecta de ello. Los humanos podemos elegir concordar con el orden perfecto del universo o vivir sin armonía respecto a ello. El propósito puede revelarse a través de la meditación o la oración ya que el maestro está en todas partes.
Tener un propósito, contactar nuestro interior y descubrir que el propósito está relacionado con el amor incondicional, el servir y la admiración y respeto por lo que nos rodea, altera nuestra visión del mundo. Ir más allá del rendimiento, logro o resultado te evita preocuparte por el futuro y te permite vivir el presente con plenitud y amor. Esto no indica que desaparezcan los deseos físicos o de posesiones, pero si significa que no sean el eje de nuestras vidas.

Es importante recalcar que la realidad mágica nos pide dejar de preocuparnos por lo que encontraremos y entregarnos a la fuerza invisible universal. Como resultado lo que antes perseguías, aparece en tu camino en cantidad mayor así le restes importancia. Además, dejas de cuestionar el sentido de la vida, ya que sabes todo lo haces en sintonía con la obra perfecta de Dios.

El Satay Sai Baba decía: “Los muchos deseos del hombre con como las pequeñas monedas de metal que lleva en el bolsillo, cuantas más tiene, más lo abruma su peso".

Mahatma Gandhi, inspirado en la canción del señor (el Bhagavad Gita) nos regaló el siguiente mensaje: “Que tu conducta este de acuerdo con el amor y la armonía, no tomes apego en modo alguno a los frutos de tu trabajo. Si logras alcanzar este estado de gracia tu vida será hermosa y apacible. Vive tu vida totalmente para un propósito y renuncia a cualquier forma de recompensa que puedas encontrarte por el camino debido a tus acciones Se firmemente consciente de la necesidad de servir a DIOS y de servir a los demás en todas y cada una de tus acciones”.

La realidad mágica nos exige convencernos de que podemos crear cambios milagrosos en nuestra vida, podemos hacer realidad lo que antes considerábamos imposible. El poder real está en nosotros mismos. Al encontrar el propósito y sintonizarnos con él, descubriremos el gozo y la paz de dar en vez de recibir, de contribuir en vez de adquirir, de hacer y sin la intención de competir. Llegamos de la eternidad sin nada y volvemos a ella de igual forma, lo único que podemos dar es amor, y cuando servimos, amamos y promovemos la armonía, nos sentimos distintos por dentro.

André Gide nos entregó el siguiente mensaje: “Todo cuanto no podemos dar, nos posee”.


Creencias Para la Manifestación de una Realidad Mágica



Para el autor de este libro, hay una secuencia de pasos que se trabajan en la mente y nos pueden ayudar a adoptar una realidad mágica. El sostiene que dentro de nosotros esta una presencia mágica invisible, el cual no se rige por las mismas leyes del mundo físico y esta era conocida por los antiguos hacedores de milagros. Las creencias son:

1. Hay dentro de ti una fuerza vital invisible pero cognoscible: Cultiva la conciencia de la fuerza vital invisible que impregna toda forma del universo y forma parte de ti. Ella no tiene límites, igual que tus pensamientos, sueños y fantasías.

2. Tus pensamientos son algo que tú controlas y tienen origen en ti: Los milagros comienzan en el antepasado de toda acción, el pensamiento. Este se origina a partir de la nada en tu interior y crean tu vivencia de los detalles de tu mundo. Comprende tus pensamientos han contribuido al enfoque no milagroso y limitador de tu vida.

3. No hay límites: Todo lo que te convenza tenga límites, son producto de cómo has aprendido a pensar. Los inventos eran considerados imposibles antes de su descubrimiento. Aquellos que creen que solo lo aprobado por la ciencia existe, están limitados por nuestros actuales métodos de medición. Sabes que podremos viajar entre planetas, aun cuando no tenemos la tecnología, pero eso no indica no exista ya la capacidad.

4. Tu vida tiene un propósito: Nosotros hacemos parte de esa inteligencia universal, no puedes separarte de ella y tienes un propósito. Al saber que tienes un propósito, podrás crear milagros en tu vida. Tu cuerpo es perfecto y funciona en sincronía con el universo.

5. La debilidad se supera dejándola atrás: Aprende a dejarlas atrás las viejas costumbres, empieza con tu pensamiento. Mírate a ti mismo libre de los obstáculos que tu mente ha puesto, sin necesidad de ser negativo. Cree en ti mismo y en que puedes cambiar.

6. Examinando lo que crees imposible, podrás luego cambiar tus creencias: Has un inventario de lo que crees no puede suceder en tu vida. Ya sea en relación con logros físicos, relaciones salud, economía, etc… Como mínimo haz la promesa de librarte de esas creencias. No se trata de ser iluso o engañarte, sino de crear una actitud abierta a la posibilidad, en lugar de fundar imposibilidad. Debes comprender que si alguien ha podido trascender de la enfermedad a la salud, obesidad a delgadez, desconfianza a la confianza, pobreza a la riqueza, de la desdicha a la felicidad. esto está al alcance de todos, y estará al tuyo si decides que esa sea tu verdad, ya que es parte de la condición humana universal.

7. Puedes ir más allá de la lógica: Deja que penetre la idea en ti de que existe otra dimensión que forma parte integral de tu ser y que no tiene nada que ver con la lógica o la validación científica. Nunca has visto, olido, tocado ni sentido físicamente un pensamiento o sueño, sin embargo sabes que existen. No hay prueba racional a la intuición, pero sabes está en ti.

Aquí termina este post, sé que ha sido un poco largo pero traté de resumir las cosas importantes que necesitamos comprender para prepararnos para ser un ser espiritual capaz de realizar milagros a través de la realidad mágica. Próximamente escribiré acerca de mi propia realidad mágica como ejemplo de vida y del esquema mental necesario para crear esta realidad. A continuación les dejo el enlace de mi primer post que trata de cómo ser un ser espiritual. Espero les sirva la información.

http://www.taringa.net/posts/salud-bienestar/18093297/Como-ser-un-ser-espiritual.html
0No comments yet
      GIF