Check the new version here

Popular channels

Impotencia y diabetes: ¿cómo recuperar la potencia sexual?

Diferentes problemas de potencia se notan en 25-75% de los hombres enfermos de diabetes y su gravedad depende de tipo de la enfermedad. Los hombres que tienen esta enfermedad en forma ligera no tienen problemas graves de potencia.
En el caso de diabetes inestable es bastante difícil solucionar el problema de impotencia, a veces casi imposible. Por otra parte, 10% de los hombres que se quejan en los problemas sexuales durante el examen médico tienen diagnosis de diabetes. Por eso la interconexión entre diabetes y potencia no provoca ningunas dudas.

Como diabetes afecta la potencia

Esta enfermedad influye en la esfera sexual de diferentes modos. Primero, con diabetes de todos tipos sufren mucho todos los vasos sanguíneos pequeños, incluso aquellos que inundan el pene masculino. Cuando está exitado no se rellenan de sangre y la erección resulta no suficiente o poco duradera. Segundo, hipoglucemia afecta las terminaciones nerviosas de columna vertebral que son responsables por la erección. Algunos hombres pueden notar falta de sensibilidad de zonas erógenas como escroto, glande. Diabetes también afecta el deseo sexual. Los vasos sanguíneos del cerebro también son afectados por eso falla mucho la memoria y concentración, también los problemas psicológicos disminuyen el libido. Curando la impotencia causada por diabetes hace falta diferenciar las causas orgánicas y psicológicas de esta enfermedad. Si el análisis de testosterona está bien y el hombre no tiene problemas graves con los vasos entonces todavía se puede recuperar la función sexual.

Diabetes y testosterona

A primera vista le relación entre diabetes y potencia es muy simple. Cuanto menos testosterona se produce por el organismo, tanto mayor es el riesgo de obesidad, se reduce la susceptibilidad de los tejidos a insulina y el hombre puede enfermarse de diabetes tipo 2. Testosterona se reduce por diferentes causas: infecciones, algunos medicamentos, lesiones de testículos y escroto, conmoción cerebral, osteoporosis, enfermedades de hígado, presión arterial alta, etc.

Tratamiento de impotencia con diabetes

Durante la diabetes ligera y media a veces es bastante normalizar el nivel de azúcar y la función eréctil se recupera. Con la diabetes tipo 2 los hombres obesos deben adelgazar y reducir la presión arterial alta por eso les prescriben una dieta, aconsejan practicar más deporte y mandan fármacos para reducir la presión arterial. El tratamiento de polineuropatía ayuda recuperar la sensibilidad de terminaciones nerviosas. Si los medicamentos no pueden recuperar la potencia, los médicos pueden mandar fármacos de tipo de Viagra. También se llaman inhibidores de PDE-5.
En el caso de angiopatía grave el suministro de sangre en el pene se recupera mediante una cirugía. Tales operaciones se llaman microvasculares.

Viagra para diabéticos

La peculiaridad de medicamentos de este tipo es que no provocan erección voluntariamente. Sólo aumentan el suministro de sangre en los cuerpos cavernosos y garantizan la reacción natural en la estimulación sexual. Su eficacia para los diabéticos es menor que para los hombres sanos. Según los estudios la función sexual se recupera en 50-70% de los enfermos.

Hace falta tomar estos medicamentos con mucha precaución. No se mandan para los pacientes con hipertensión y hombres con otras enfermedades cardiovasculares. Antes de comprar Viagra hace falta conocer si es tolerable con otros medicamentos que usted está tomando.
0
0
0
0
0No comments yet