About Taringa!

Popular channels

¿Las mujeres tienen menos fantasías sexuales?

ULTIMA COLUMNA DE LA SEXOLOGA CAROLINA VILLALBA



¿Las mujeres tienen menos fantasías sexuales?
¿Son de menor calidad que las masculinas?



Me he preguntado desde hace un tiempo, sobre mis fantasías sexuales. No tengo claro si son de buena calidad. Ahora se habla mucho de que éstas, nos hacen disfrutar más del sexo, pero también dicen que las mujeres tenemos menos fantasías o no son tan necesarias como en los hombres. Al tener más, ellos tienen también más deseo, porque se animan a fantasear con cualquier cosa libremente.

En realidad no me gusta mucho el tema de tener que pensar en cosas sexuales como un recurso para ser mejor en el sexo, me cuesta pensar en cosas sexuales, creo que lo mejor es conectar con tu pareja y no pensar en otra cosa.

Quizás son prejuicios, pero creo que es por no tener información al respecto, y por lo que se nos ha transmitido a las mujeres desde hace muchas generaciones.

Por eso me gustaría saber si es cierto que las mujeres tenemos menos fantasías que los hombres y si son más importantes para ellos que para nosotras.

Mi nombre es Florencia y agradezco una respuesta.

Estimada Florencia, agradezco mucho tu interesante mail y creo que es buen momento para conocer un poquito más sobre las fantasías femeninas.

Sin lugar a dudas la vivencia y las fantasías sexuales de la mujer se condicionan, al igual que en el varón, por la edu­cación recibida, la sociedad a la que pertenecen, la cultura y la filosofía de vida propia, familiar y de los sistemas de valo­res a los que una persona fue expuesta y que ha incorporado como "lo que se debe hacer".

Esto no es ningún misterio. Lo que sí parece haber sido un misterio, y para muchos aún lo es, es saber qué sucede en el fuero íntimo femenino con sus pensamientos eróticos.

Se plantean muchas preguntas en torno a las mujeres:

¿La mujer tiene menos fantasías?

¿Son de menor calidad que las masculinas?

¿Le cuesta más a la mujer fantasear?

¿Cuáles son las fantasías más frecuentes?

¿Está bien que la mujer tenga muchas fantasías sexuales?

Muchos mitos machistas antiguos han promovido e intentado condenarlas (y en muchos casos lo han logrado) a ser: más pobres, menos creativas, menos activas.

Pero en la actualidad se sabe que esto ha cambiado y ya casi no es así.

Múltiples estudios en diferentes partes del mundo han demostrado que la mujer tiene un complejo y rico mundo de fantasías.

En lo que respecta a mi experiencia personal, por testi­monios y casos que he tenido la posibilidad de conocer, podría decir que las fantasías femeninas generalmente se manifies­tan menos visuales, pero de manera más rica en la construc­ción de escenas, en detalles de contenido (por lo general más románticos), y con un gran potencial erótico, el cual es nece­sario (generalmente en mayor medida que en el varón) para lograr una respuesta orgásmica satisfactoria.

La represión y la discriminación que ocurren en ciertos grupos de la sociedad, como en la mujer y en los homosexua­les, influyen de manera negativa en la afectividad de quienes son sus víctimas.

Durante mucho tiempo las mujeres fueron colocadas en un sitio sin privilegios en cuanto al placer y a los derechos sexuales.

Desde tiempos remotos, ellas fueron subestimadas y educadas, desde pequeñas, para convertirse en mujeres ob­jeto: para casarse, ser buenas amas de casa, madres, servir a sus maridos y serles fieles.

Por supuesto, en esta historia de presiones y represio­nes la sexualidad no salió ilesa. Somos seres integrales, así que lo que incumbe a nuestra afectividad nos afecta en todas las áreas de nuestra vida.

Es inevitable que una pulsión básica y natural, como el sexo, genere conflictos si se la intenta reprimir. Estas re­presiones sostenidas por sistemas de valores morales, reli­giosos, políticos, atentan contra el equilibrio dentro del sis­tema de familia, de pareja, y con el equilibrio emocional del individuo.

Aunque las represiones han influido en mujeres y va­rones, la mujer aparece más afectada, al ser puesta en un rol pasivo y de debilidad, lo que le ha dificultado la posibilidad de elaborar herramientas efectivas para evitar mayores im­pactos.

Hoy por hoy, la mujer ha progresado en muchas áreas, sociales, laborales y profesionales, accediendo al poder lenta pero seguramente, y haciendo valer sus derechos, tanto tiem­po relegados. Esto está influyendo claramente en las fantasías que están siendo cada vez más orientadas a la búsqueda del placer individual y con menos culpas.

Las mujeres están per­mitiéndose, dejarlas fluir con menos reparos, cada una dentro de su marco de interés, algunas orientadas hacia un mundo de experimentación libre y sin límites, probando y recreando escenarios diversos aceptados por su mundo intrapsíquico, y otras guiándolas hacia un ámbito centrado en su pareja o marcos románticos muy emocionales y quizás sin tanta carga erótica, y aunque parezcan mas simples o carentes de riqueza erótica, no tienen porque ser así pueden ser tan poderosas como las mas elaboradas. El gran potencial de las fantasías es justamente, la diversidad y la amplitud de criterios, para catalogarlas de "efectivas", para cada persona.

FUENTE: http://blogs.montevideo.com.uy/bloghome_4764_1_1.html


SI TE PINTA COMENTA
0No comments yet