Check the new version here

Popular channels

Rescatan a niña que tenían encerrada como un perrito

La dejaban sola detrás de una valla para que no saliera de la casa. Se protegía del sol en un parapeto al fondo del lote. La autora del abuso es una profesora, que está en proceso de adopción de la chica



Una niña de cinco años vivía sometida a condiciones infrahumanas en la casa de su madre adoptiva, que la dejaba la mayor parte del día encerrada en el patio trasero del inmueble sin comida ni agua, mientras la mujer salía a trabajar como profesora de un colegio, según la denuncia de algunos vecinos de un barrio próximo a la avenida Mutualista.

El rescate se dio ayer, alrededor de las 13:30. El caso impactó hasta las lágrimas a las funcionarias de la Defensoría de la Niñez y Adolescencia, incluida la directora de la institución, Rossy Valencia, la cual informó de que la pequeña pasaba varias horas del día como un perrito, pues una puerta de malla milimétrica le impedía pasar a los ambientes de la vivienda, por lo que, al verse agobiada por el sol, se cobijaba en un parapeto de madera improvisado en el fondo del lote de terreno.

Estrujó el corazón

“La niña vivía encerrada en un pasillo y tenía una caseta como para perros. El cuadro era desgarrador, la hallamos en pleno sol en total estado de abandono, sin comer ni tomar agua, como un animalito”, describió Valencia.

La pequeña parecía ajena al dolor, tenía una mirada amigable para las funcionarias de laDefensoría, pese a que eran personas extrañas para ella. Vestía una sucia blusita de tela gruesa blancuzca y pantaloncitos de franela color verdusco, con figuritas blancas.

El maltrato de la inocente víctima no solo era sicológico, sino también físico, pues presentaba cicatrices en el cuero cabelludo, con pérdida de pelo y una herida en la frente suturada con cinco puntos.

Vecinas manifestaron a las autoridades que estaban al tanto de las condiciones en las que vivía la niña y en varias ocasiones se dieron modos para alcanzarle comida, ante la ausencia de la tutora, que supuestamente electrificaba la cerca de la barda para que los curiosos no se acercaran al lugar.

En la vecindad revelaron que la niña estudiaba en una escuela cercana, pero, aparentemente, hacía días que no asistía a clases. La Defensoría de la Niñez y Adolescencia llevó a la pequeña a un médico forense para verificar su estado de salud e inició una investigación para abrir una causa penal contra la sospechosa del maltrato.

En proceso de adopción,

En la pesquisa preliminar se supo que la niña estuvo internada en un hogar del Estado y que la profesora inició un proceso para adoptarla, lo cual motivó que en un juzgado de Montero le concedieran la guarda temporal. Rossy Valencia manifestó que se ha sentado una denuncia contra la madre adoptiva y se indagará por qué no se hizo el respectivo seguimiento al trámite de adopción de la chica.

Ariel Villarroel, de la oficina de Bienestar Social de la Gobernación, indicó que los requisitos para adoptar a un menor de edad son bastantes y el trámite dura varios meses. Explicó que la Gobernación se encarga de llevar a la escuela de padres a los postulantes y a verificar la idoneidad de los mismos. Añadió que los juzgados competentes tienen la misión de hacer seguimiento a los pequeños luego de entregarlos en adopción.

La madre adoptiva no estaba en la casa a la hora de la intervención de la Defensoría
0
0
0
0
0No comments yet