Check the new version here

Popular channels

Boca y River, más errores que aciertos en los últimos año



Desde fines de 2005 Boca y River, parecidos y diferentes, vieron pasar ocho directores técnicos y más de 30 futbolistas, en cada caso.

En estos cinco años transcurrieron las gestiones de Mauricio Macri, Pedro Pompilio y Jorge Ameal, en Boca y José María Aguilar y lo que lleva Daniel Passarella, en River.

Estando Macri y ante una sorpresiva renuncia de Carlos Bianchi, en agosto de 2004 -a diferencia de la primera, donde el Virrey no quiso renovar el contrato en diciembre de 2001- Boca contrató a Miguel Brindisi.

En noviembre renunció Brindisi después de la derrota ante River en el Monumental y se hizo cargo Jorge Benítez interinamente.

Duró un semestre.

Boca vio pasar al "Chino" Benítez después de ganar la Sudamericana y caer con goleada y escándalo ante Chivas, de Guadalajara, México por la Copa Libertadores.

Alfio Basile reemplazó a Benítez. Habían sido compañeros en Racing, en 1970. A Basile le fue bien y ganó todo hasta que la AFA le ofreció por segunda vez la selección.

River, bajo la presidencia de José María Aguilar -no le renovó el contrato a Ramón Díaz, julio 2002- ofrecía la dirección técnica a Reinaldo Merlo, después de un ciclo del chileno Manuel Pellegrini -campeón del Clausura 2003- y otro de Leonardo Astrada, también campeón Clausura 2004.

Entre 2006 y la fecha Boca dejó atrás a "Coco" Basile dos veces, antes a Carlos Ischia que reemplazó a Miguel Russo -el equipo xeneize ganó la Copa Libertadores 2007-, a Bianchi como manager e interinatos de Abel Alves y Roberto Pompei, en el primer semestre de este año. En mayo llegó Claudio Borghi.

En River, virtual "asonada" impulsada por Marcelo Gallardo, enero 2006, produjo la renuncia de "Mostaza" Merlo y la vuelta de Daniel Passarella como DT.

En la primavera de 2007 el "Kaiser" dejó el cargo y se lanzó a la política del club "millonario". River contrató a Diego Simeone.

Por entonces, ambos clubes habían incorporado no menos de 12 jugadores en tres años. Desde Basile y Merlo, además grandes amigos. Tiempos de Federico Insúa, Daniel (Cata) Díaz, antes Rodrigo Palacio y el "Lungo" Daniel Bilos por el lado de Boca.

Anteriormente, regresos de Europa de Martín Palermo y Sebastián Battaglia.

Este semestre Boca y River incorporaron ocho jugadores cada club. La posición en la tabla, de ambos, no justifica inversiones ni planteos tácticos.

Los de River, defensores Gabriel Loeschbor, Leandro (Coti) Fernández, antes Fernando Crosa y luego Leonardo Talamonti; volantes Andrés San Martín, Jonathan Santana y Diego Galván.

Adelante, Gustavo Oberman.

Con Astrada, Danilo Gerlo. También el colombiano Jairo Patiño. Y más tarde, Ernesto Farías y Federico Domínguez.

La vuelta de Passarella, además del "Tecla" Farías -Horacio Ameli y Eduardo Tuzzio habían llegado con el ingeniero Pellegrini- y River fue por tres jugadores de Rosario Central (el arquero Juan Marcelo Ojeda, Cristián Villagra y el delantero Marcos Rubén.

Luego, Mauro Rosales y Leonardo Ponzio.

Diego Simeone pidió a Gustavo Cabral, al uruguayo Sebastián Abreu y la repatriación del zurdo Rodrigo Archubi con resultados diversos. Antes, Passarella había acertado con Fernando Belluschi y el ascenso de Gonzalo Higuain, con 18 años. No anduvieron ni Rolando Zárate ni Sixto Peralta.

Higuain enseguida fue figura. River, con Simeone, ganó el Clausura y terminó último en el Apertura 2008. Estaba también "Nico" Sánchez y llegaría Facundo Quiroga.

En febrero 2007 Juan Román Riquelme volvió a Boca y la contratación produjo un virtual enfriamiento en la relación Mauricio Macri-Pedro Pompilio. El primero no quería al estratega.

"Muy caro", dijo.

Un año y medio más tarde Pompilio falleció repentinamente. Lo sucedió Jorge Ameal y Riquelme sigue siendo el jugador mejor pago.

Después de Miguel Russo estuvo Carlos Ischia en Boca.

En River Néstor Gorosito reemplazó al "Cholo" Simeone.

Llegaron otros jugadores a uno y otro equipo. Jesús Dátolo, Gabriel Paletta -de Longchamps al Parma, nunca muy aceptado por la hinchada "xeneize"- entre 2007 y 2008.

Además de Mauricio Caranta y el paraguayo Julio Cáceres que en 2006 había estado un año en River con el "Kaiser" Passarella.

Llegó con Luciano Figueroa que al mes se lesionó gravemente.

Con la vuelta de Leo Astrada, ante la frustración de "Pipo" Gorosito, dos ex destacados jugadores de River de los ´80 y 90, el club "millonario" adquirió al goleador rionegrino Antonio Canales, al zurdo Juan Manuel Díaz, uruguayo, ex Estudiantes de La Plata.

Boca tampoco retuvo a Ischia.

Se fue tras eliminación contra Defensor Sporting en 2009. A partir de esa fecha el club "xeneize" incorporó 11 futbolistas más.

Hasta un brasileño Luiz Alberto que jugó apenas cuatro partidos.

Sebastián Prediger, sólo dos.

Carlos Bianchi en su "segunda vuelta" pidió a "Coco" Basile julio 2009. Entre ambos, más de dos millones y medio de dólares por año. La crisis del verano 2010, dos derrotas en amistosos contra River, fueron determinantes de ambos renunciamientos. En el camino, dejaron de ser amigos.

Con los arqueros River ofreció otra particularidad. Entre el segundo semestre 2007 y fines 2009 llegaron al club de Núñez, Daniel Vega (ex Nueva Chicago), Mariano Barbosa (ex Banfield) y Nicolás Navarro (ex Argentinos Juniors). Antes había jugado algunos partidos Ojeda, luego afectado por una enfermedad.

Hace cuatro meses, Juan Pablo Carrizo fue adquirido por River por segunda vez en tres años, luego de haber sido jugador de las inferiores. Una Quinta inolvidable bajo la conducción de "Delem", Vladem Lázaro Quevedo Ruiz.

El ex futbolista brasileño en los ´60, gran pegada, suplente de "O Rei" "Pelé" (Edson Arantes do Nascimento) en la selección de Brasil del ´61, fue formador de tres generaciones de juveniles.

Carrizo, llegado de Empalme Villa Constitución, alternó junto a Andrés D´Alessandro, más grande y también con Javier Mascherano, Rubens Sambueza, René Lima, Lucas Mareque y Federico Almenares, entre otros que llegaron a planos destacados en aquellas inferiores riverplatenses.

La gestión Aguilar no le renovó el contrato a "Delem" en 2005. La dirigencia dijo que "estaba grande". El entrenador brasileño murió de tristeza en marzo 2007. Tenía 71 años y como jugador había reemplazado -nada menos- que a "O Rei" en la "Copa Roca" del ´60.


ENCUESTA: QUE OPINAN DE LA ACTUAL STUACIÒN DE ESTOS CLUBES??????????????


0
0
0
0
0No comments yet