About Taringa!

Popular channels

Series para esperar a Game of Thrones

Bra


Para los amantes de la serie Game of Thrones les traigo tres series para esperar la quinta temporada que se estrenara en el 2015.

aca van las tres series que les recomiendo!


3. Spartacus

Si hay una serie de los últimos que haya transgredido por ser diferente al resto en todo sentido, es esta.

La serie está basada en el gladiador Tracio Spartacus, quien lideró un levantamiento esclavo contra la República Romana. Si bien es una adaptación, no deja de tener cierta similitud histórica, y muchos de los personajes que aparecen son basados en los reales que acompañaron a Spartacus en su rebelión.

Entre lo más destacable de la serie, se encuentran los combates, ya sean mano a mano, armados, en grupo o meras sesiones de entrenamiento. Dentro de estos, encontraremos una descomunal cantidad de sangre, cabezas cortadas (ninguna es la de Bush, como en el caso de nuestra Game Of Thrones), y escenas en cámara lenta, como en los juegos olímpicos, que complementan el desarrollo de la misma.

Otro punto por el que se caracteriza es el sexo. Si estás acostumbrado a ver series de HBO como Game Of Thrones, True Blood, Hung o la ya desaparecida The Sopranos, Spartacus te va a parecer una película porno. Tenemos todo tipo de relaciones; heterosexuales, homosexuales y hasta grupales. Aun así, si bien a veces puede resultar apropiado o placentero, hay momentos en los que satura.


El punto más bajo son las actuaciones; son muy pobres, quizás porque la mayoría de los actores fueron dobles de riesgo, cosa que claramente se necesita para el tema de las peleas. De todas maneras, tiene participaciones más que interesantes, como las de Lucy Lawless (Xena) y John Hannah, quienes son el punto de excelencia en lo referente a actuaciones.

Por el momento esta serie lleva emitidas tres de sus cuatro temporadas planeadas, con la particularidad de que la segunda, llamada Gods Of The Arena, fue una precuela de la primera, Blood And Sand. Esto surgió ante la urgencia presentada por la enfermedad que aquejaba a Andy Whitfield, quién interpretaba a Spartacus. La idea era esperar a su recuperación y que apareciera en algunos capítulos de la tercera temporada, Vengeance. Pero no fue posible; el 11 de septiembre del 2011, Whitfield fallece en Australia y es remplazado en la serie por Liam Mcintyre.

Si te gustan las series épicas y te gusta ver un poquito de sexo, siempre y cuando tengas el estómago necesario para ver lo ya nombrado, esta es tu serie.


2. Rome
Si hay una serie que se parece a Game of Thrones en cuanto a niveles de producción y trama, es otra producida también por HBO, Rome.

La serie sigue el reinado de Julio Caesar y la caída de la República Romana y el ascenso de Augusto como emperador, y si bien su contenido es de índole histórico, Rome nos zambulle en su contexto temporal tanto así como Game of Thrones nos abre las puertas a Poniente.

La serie tiene un gran despliegue de ubicaciones y escenografía de época, pero donde más se destaca es en sus personajes y en las cuestiones políticas sobre las cuales revolotea la trama. Tal como en los libros de Canción de Hielo y Fuego, aquí casi todos los personajes son grises y cada uno persigue su propio interés; desde las figuras históricas, como Caesar o Marco Antonio, hasta los meros soldados como Tito Pulo y Lucius Vorenus. Y sobre estos personajes, vemos como se desenvuelven las luchas de poder que, pese a saber su desenlace, uno no puede evitar quedarse al borde del asiento, esperando a ver cada una de las próximas escenas.

De las dos temporadas con las que cuenta, la primera es prácticamente impecable en cuanto a ritmo y narración, pero la segunda, ante la inminente cancelación por sus altos costos de producción, tiene cierto dejo irregular y, al llegar su último capítulo, algunas tramas quedan abiertas. Aun así, no deja de ser un gran producto televisivo.

Rome es una referencia indiscutible en cuanto a series épicas e históricas, y cualquiera que le haya gustado Game of Thrones sin dudas quedará encantado con esta otra propuesta de HBO.




1. Breaking Bad

El desierto. Una casa rodante. Un hombre en calzoncillos apuntando un arma hacia la ruta mientras escuchamos unas sirenas que se acercan.

Con este enigmático teaser empieza el piloto de Breaking Bad, una serie que narra el devenir de Walter White, un mediocre profesor de química al que le diagnostican cáncer, en Heisenberg, el narcotraficante creador de la “blue meth” (metanfetamina azul) y un misterio para la DEA.

Creada por Vince Gilligan, quien es reconocido por su labor en The X-Files, la serie sume al espectador en una historia atrapante; genera la identificación con un protagonista que se debate entre la moral de una vida correcta y la necesidad de dejarle alguna seguridad económica a su familia ante el inminente contrarreloj que la enfermedad le puso.

Para nuestro deleite, comenzamos a ver como un hombre común cae en un mundo que desconoce y no entiende. Y ese es quizás uno de los fuertes de esta serie: su capacidad para hacernos transitar con él ese viaje, planteándose la dicotomía moral de identificarnos con un narcotraficante al que no queremos que atrapen jamás, tal como sucede con varios personajes de Game of Thrones.

Breaking Bad es un verdadero coctel de excelencia. Tiene actuaciones brillantes, como las de Bryan Cranston en el rol de Walter White y Aaron Paul como su compañero y socio, Jesse Pinkman; una extensa lista de personajes memorables y guiones que temporada a temporada recorren el camino de White hacia el lado oscuro, de su conversión de protagonista a antagonista.

Mención aparte merece la excelente, cuidada y personalísima estética que tiene la serie: timelapses, un uso inteligente de la puesta de cámara, una fotografía y el uso del color impecables.

Breaking Bad es uno de los mejores dramas de la televisión actual que ha llegado al panteón de las series que deben verse sí o sí.






Otras recomendaciones para tener en cuenta

The Sopranos. Cuando los críticos comenzaron a interiorizarse con Game of Thrones, se referían a ésta como «Los Soprano en la tierra media», y evidentemente no estaban muy equivocados. Luchas de poder, manipulaciones, corrupción… Son todas palabras que se pueden usar para describir tanto a Game of Thrones como a The Sopranos. La serie presenta una historia de mafiosos pero con un enfoque poco convencional, con muchos personajes carismáticos y un casting memorable. Sin dudas, es una de las grandes series de la historia.

Battlestar Galactica. Si bien no tiene ninguna relación directa en cuando a la trama, BattleStar Galactica es a la ciencia ficción lo que Game of Thrones es al género fantástico. La serie brinda un enfoque completamente distinto y oscuro, sin héroes y con villanos que al principio, se muestran como desalmados pero luego, poco a poco, los empezamos a comprender. Aun así, tuvo un final polémico que a varios no los terminó de convencer.

The Tudors. Además de Spartacus, entre las otras opciones livianas para recomendar, se encuentra la serie que sigue a la dinastía Tudor. Sin demasiado rigor histórico, refleja algunas temáticas que vemos en Desembarco del Rey, como los juegos del poder y los caprichos reales. Tiene en su contra algunos casting muy malos (Enrique VIII el mas notorio), pero es aceptable.
0No comments yet
      GIF