epespad

Moreno, la izquierda de la Revolución de Mayo

Moreno, la izquierda de la Revolución de Mayo




Figurita de Billiken y Anteojito para las fechas patrias, prócer de la escuela con salud débil, Secretario de la Primera Junta, siempre en el póster que venía de regalo. Cabildo, lluvia, los rostros de los integrantes de la Junta, y arriba de todo Cornelio Saavedra.

Muerte misteriosa (y muy cómoda para algunos) en alta mar.
Enfermedad, asesinato?
Cómo tantos misterios de la Historia Argentina, hay "decisivas" pruebas de ambas teorías, y jamás sabremos la verdad.



Pero quién era Mariano Moreno?
Sabemos que era amado por su esposa, un amor profundo y fogozo, por la correspondencia que sobrevive hasta hoy.
Que era un idealista, fervoroso revolucionario, quizás el mas imbuído del espíritu de la Revolución Francesa.
Y también que propuso el terror y las ejecuciones como método de represión a los opositores.



revolución




El Plan de Operaciones


Los integrantes de la Junta se proponen crear un programa democrático, hispanoamericano, avanzado, capaz de construir nervio y motor del gobierno.
Por esa razón, a menos de un mes de gobierno, el 17/06 le encomiendan al Secretario Moreno que redacte un Plan de Operaciones.
Ese Plan se presenta a la Junta el 31 de agosto y constituye en la historia de las luchas por la liberación de los países dominados el primer intento de reemplazar a la burguesía inexistente por la acción del Estado.
Sin ese plan la revolución queda vacia.



Se convoca a Moreno para desarrollar esa tarea.
Todos los miembros de la Junta juramentaron mantener en absoluto secreto el Plan, pero este nunca se aplicó por la caída política de Moreno.

El primer artículo reza



1ª Sentado el principio que en toda revolución hay tres clases de individuos: la primera, los adictos al sistema que se defienden; la segunda, los enemigos declarados y conocidos; la tercera, los silenciosos espectadores, que manteniendo una neutralidad, son realmente los verdaderos egoístas; bajo esta suposición, la conducta del Gobierno en todas las relaciones exteriores e interiores, con los puertos extranjeros y sus agentes o enviados públicos y secretos, y de las estratagemas, proposiciones, sacrificios, regalos, intrigas, franquicias y demás medios que sean menester poner en práctica, debe ser silenciosa y reservada, con el público, sin que nuestros enemigos, ni aun la parte sana del pueblo, lleguen a comprender nada de sus enemigos exteriores e interiores podrían rebatirnos las más veces nuestras diligencias; lo segundo, porque además de comprometer a muchos de aquellos instrumentos de quienes fuese preciso valernos ocasionándoles su ruina, también perderíamos la protección de tales resortes para en lo sucesivo, y lo que es más, la opinión pública; y lo tercero, porque mostrando sólo los buenos efectos de los resultados de nuestras especulaciones y tramas, sin que los pueblos penetren los medios ni resortes de que nos hemos valido, atribuyendo éstos sus buenos efectos a nuestras sabias disposiciones, afianzaremos más el concepto público, y su adhesión a la causa, haciendo que tributen cada día mayor respeto y holocausto a sus representantes; y así obviaremos quizá las diferentes mutaciones a que está expuesto el Gobierno.


Y en el segundo nos dice, si un patriota comete un crímen, y bueno... hay que tenerle consideración.


2a A todos los verdaderos patriotas cuya conducta sea satisfactoria, y tengan dado de ella pruebas relevantes, si en algo delinquiesen que no sea concerniente al sistema, débese siempre tener con éstos una consideración, extremada bondad; en una palabra, en tiempo de revolución, ningún otro debe castigarse, sino el de infidencia y rebelión contra los sagrados derechos de la causa que se establece; y todo lo demás debe disimularse.




Continúa proponiendo un sistema de medallitas y premios (pirámides y cosas por el estilo) para contentar a los empleados públicos y que se sientan bien (artículo tercero)

Y entra de lleno con la actitud a tomar con la oposición o con sospechosos de antirevolucionarios



4a Con los segundos debe observar el Gobierno una conducta muy distinta, y es la más cruel y sanguinaria; la menor especie debe ser castigada, y aun en los juicios extraordinarios y asuntos particulares, debe siempre preferirse el patriota, porque siendo una verdad el ser amante a su patria, es digno a que se le anteponga, y se forme de él no sólo el mejor concepto, sino que también se le proporcione la mejor comodidad y ventajas: es lo primero; y lo segundo, porque aprisionando más su voluntad, se gana un partidario y orador que forma con su adhesión una parte sólida de su cimiento.


Y específica que hay que mandarlos al paredón


5a Igualmente con los segundos, a la menor semiprueba de hechos, palabras, etcétera, contra la causa, debe castigarse con pena capital, principalmente cuando concurran las circunstancias de recaer en sujetos de talento, riqueza, carácter, y de alguna opinión; pero cuando recaiga en quienes no concurran éstas, puede tenerse alguna consideración moderando el castigo; pero nunca haciendo de éstos la más mínima confianza, aun cuando diesen las pruebas más relevantes y aun cuando se desprendiesen de la mitad de sus intereses, hasta tanto no consolidar nuestro sistema sobre bases fijas y estables; que entonces sí, a los que se hubiesen distinguido con servicios particulares se les debe atender, y, formando de ellos el concepto a que son acreedores, participarles el premio.


El Plan continúa así, y a quien quiera leerlo completo, aquí el link

http://www.literatura.org/25Mayo/plan.html



saavedra




Moreno y la distribución de ingresos

Aquí vemos a un Moreno muy diferente, a quien le importa el bienestar del pueblo, y con consciencia social.


"Es máxima aprobada que las fortunas agigantadas en pocos individuos, a proporción de lo grande de un Estado, no sólo son perniciosas, sino que sirven de ruina a la sociedad civil, cuando no solamente con su poder absorben el jugo de todos los ramos de un Estado, sino cuando también en nada remedian las grandes necesidades de los infinitos miembros de la sociedad, demostrándose como una reunión de aguas estancadas, que no ofrecen otras producciones sino para el terreno que ocupan pero que, si corriendo rápidamente su curso bañasen en todas las partes de una a otra, no habría un solo individuo que no las disfrutase, sacando la utilidad que le proporcionase la subsistencia política, sin menoscabo y perjuicio" (Plan de Operaciones).

Hace 202 años que Moreno afirmaba esto que los saavedristas –de ayer y de hoy– consideran propias de "una furiosa democracia"... que pretende "distribuir los bienes de los más ricos ciudadanos", como lo sostenía la proclama del golpe antimorenista del 5 y 6 de abril de 1811.


Su sensibilidad social había nacido a su paso por Potosí, horrorizado por la explotación inhumana que se hacía de los nativos, y lo denuncia en su Discurso sobre la mita de Potosí, donde expone la brutal esclavitud a que se sometía a los indios en las explotaciones mineras: "En los países de minas no se ve sino la opulencia de unos pocos con la miseria de infinitos".




mariano moreno

María Guadalupe Cuenca, esposa de Mariano Moreno




Moreno en Mayo


Moreno no fue protagonista de la Semana de Mayo.
No se lo escuchó como a Castelli en el famoso Cabildo del 22, ni anduvo por la plaza con los chisperos de French y Beruti. Su protagonismo comenzó el 25 de mayo de 1810, al asumir las Secretarías de Guerra y Gobierno de la Primera Junta.
Desde allí desplegará toda su actividad revolucionaria.
Bajo su impulso, la Junta produjo la apertura de varios puertos al comercio exterior, redujo los derechos de exportación y redactó un reglamento de comercio, medidas con las que pretendió mejorar la situación económica y la recaudación fiscal. Creó la biblioteca pública y el órgano oficial del gobierno revolucionario,
La Gazeta, dirigida por el propio Moreno, que decía en uno de sus primeros números: "El pueblo no debe contentarse con que sus jefes obren bien; él debe aspirar a que nunca puedan obrar mal.
Seremos respetables a las naciones extranjeras, no por riquezas, que excitarán su codicia; no por el número de tropas, que en muchos años no podrán igualar las de Europa; lo seremos solamente cuando renazcan en nosotros las virtudes de un pueblo sobrio y laborioso".



En Córdoba se produjo un levantamiento contrarrevolucionario de ex funcionarios españoles desocupados, encabezado por Santiago de Liniers.
El movimiento fue rápidamente derrotado por las fuerzas patriotas al mando de Francisco Ortiz de Ocampo. Liniers y sus compañeros fueron detenidos.
La Junta de Buenos Aires ordenó que fueran fusilados, pero Ocampo se negó a cumplir la orden por haber sido compañero de Liniers durante las invasiones inglesas.
Moreno se indignó: "¿Con qué confianza encargaremos grandes obras a hombres que se asustan de una ejecución?"
Encargó entonces la tarea a Juan José Castelli, quien cumplió con la sentencia, fusilando a Liniers y sus cómplices el 26 de agosto de 1810.




plan de operaciones

Cuadro de Mariano Moreno realizado en vida por Juan de Dios Rivera, fiel representación del verdadero aspecto del prócer.



El final


Cornelio Saavedra, moderado y conciliador con las ex autoridades coloniales, había logrado imponerse sobre Mariano Moreno.
Para desembarazarse de él lo envió a Europa con una misión relacionada con la compra de armamento.
Moreno aceptó, quizás con la intención de dar tiempo a sus partidarios para revertir la situación, y quizás también para salvar su vida.
Saavedra dio su versión de los hechos en una carta dirigida a Chiclana el 15 de enero de 1811: "Me llamó aparte y me pidió por favor se lo mandase de diputado a Londres: se lo ofrecí bajo mi palabra; le conseguí todo: se le han asignado 8.000 pesos al año mientras está allí, se le han dado 20.000 pesos para gastos; se le ha concedido llevar a su hermano y a Guido, tan buenos como él, con dos años adelantados de sueldos y 500 pesos de sobresueldo, en fin, cuanto me ha pedido tanto le he servido".


Al poco tiempo de partir Moreno hacia su destino londinense, Guadalupe, que había recibido en una encomienda anónima un abanico de luto, un velo y un par de guantes negros, comenzó a escribirle decenas de cartas a su esposo.
En una de ellas le decía: "Moreno, si no te perjudicas, procura venirte lo más pronto que puedas o hacerme llevar porque sin vos no puedo vivir. No tengo gusto para nada de considerar que estés enfermo o triste sin tener tu mujer y tu hijo que te consuelen; ¿o quizás ya habrás encontrado alguna inglesa que ocupe mi lugar? No hagas eso Moreno, cuando te tiente alguna inglesa acuérdate que tienes una mujer fiel a quien ofendes después de Dios".
La carta estaba fechada el 14 de marzo de 1811, y como las otras, nunca llegó a destino.
Mariano Moreno había muerto hacía diez días, tras ingerir una sospechosa medicina suministrada por el capitán del barco.
Su cuerpo fue arrojado al mar envuelto en una bandera inglesa.
Guadalupe le siguió escribiendo sus fogosas cartas.
Se enteró de la trágica noticia varios meses después, cuando Saavedra lanzó su célebre frase: "Hacía falta tanta agua para apagar tanto fuego".
Los boticarios de la época solían describir los síntomas producidos por la ingesta de arsénico como a un fuego que quema las entrañas.


Moreno no era un personaje de cartón.
Era un ser apasionado que podía a la vez ser cruel, y a la vez demostrar su sensibilidad para con los oprimidos y los que menos tenían.

13 comentarios - Moreno, la izquierda de la Revolución de Mayo

CarlosMaiden +4
"1ª Sentado el principio que en toda revolución hay tres clases de individuos: la primera, los adictos al sistema que se defienden; la segunda, los enemigos declarados y conocidos; la tercera, los silenciosos espectadores, que manteniendo una neutralidad, son realmente los verdaderos egoístas" No cambiamos nada

Excelente post! +10 y reco.
Claulh +1
A favoritos, para leer tranquila después...
gabrielmp +1
Gracias JL!, recomiendo .
JLCortazar +1
Gracias a vos!
sonatanightwishjudas +2
Si hubiera vivido seguro intercambiaba cartas con Marx y Engels o con Prouhdon y Owen
alfredozitarrosa +1
"Moreno no era un personaje de cartón.
Era un ser apasionado que podía a la vez ser cruel, y a la vez demostrar su sensibilidad para con los oprimidos y los que menos tenían."

Buen post.
JLCortazar +1
Gracias!
staffatore +1
Un postazo... , da mucho gusto poder leer estas cosas.
Moreno representa ese momento que tienen las revoluciones, muy incómodo, en el que aparece la sombra del terror de Robespierre. Esto no sucdede por carencias morales de los revolucionarios (ese es un verso de los reaccionarios), sucede porque en una revolución llega el momento de plantearse cuán lejos pretende llegar el hecho revolucionario, y Moreno representa la idea de que le revolución es un hecho fundacional, una ruptura completa. No puede ser sin violencia. Por resulta fácil juzgarlo desde hoy (para sus detractores). Como dice Carlos Maiden, la lectura de Moreno, igual, trasciende su momento y nos atraviesa hoy.
staffatore +1
Evidentemente fue un personaje trágico (en el sentido griego, sublime, del término), un hombre sensible como decís al final, con los oprimidos, de ideas humanistas, pero que entendió que tenía mancharse de sangre las manos, que tenía que ser cruel. Es muy actual, sin dudas.