epelpad

Gaggy, el compañero macabro del Guasón


Contrariamente a quienes piensan que los cómics se tratan de historias de héroes disfrazados con trajes de muchos colores y fuegos artificiales en el cielo (que son, por lo general, quienes jamás leyeron uno), los cómics más exitosos son aquellos que logran llegar a tocar fibras sensibles del lector. A veces con misterio, otras con filosofía, lo cierto es que hay historias que quedarán impregnadas en la retina de quienes las disfrutaron.

Pero a veces accidentalmente se supera esa línea en el intento de captar la atención del lector. Se va más allá y se comete un error al cual hay que reparar por más que sea tarde.

La creación del escritor Robert Kanigher y del dibujante Sheldon Moldoff es un claro ejemplo de ello.

En pleno auge de los “compañeros” de héroes y villanos (Robin para Batman, Kid Flash para Flash, etc.), los creativos tuvieron la idea de darle uno al Guasón. Fue así como en 1966 en la revista Batman #186 aparece por primera vez Gaggy Gagsworthy, un personaje que se transformó en un monstruo gracias a una triste vida que lo llenó de resentimiento y odio.


Gaggy era un excelente enano malabarista de circo, pero termina siendo relegado a payaso e integrante de feria de fenómenos gracias a que el mismo circo contrata a la familia Grayson (sí, la misma de Robin). Es entonces donde lo descubre el Guasón y comienzan toda una carrera criminalística.

Después de muchas batallas, finalmente Batman y Robin encarcelan a ambos. Tiempo después el Guasón logra escapar pero Gaggy queda en prisión.

Su lugar en el mundo, el circo, lo traicionó. Su nuevo lugar en el mundo, que era al lado del Guasón, también lo traicionó.


La historia de Gaggy desapareció en aquel 1966 y pensaron que, al igual que el muñeco Chucky en el cine, nunca volvería.

Pero la peor traición a Gaggy llegó más adelante, cuando el Guasón adquirió una nueva compañera: Harley Quinn.

Enterado de la situación, Gaggy salió a buscar a Harley y, cuando observó que el Guasón estaba cambiado (consideraba que estaba mucho más lunático que criminal tal cual lo había conocido), intentó matar a la propia Harley Quinn.


Creyeron correcto enterrar a Gaggy en 1966, pues era un personaje demasiado macabro para aquel entonces. Su odio y resentimiento chocaban con la Era de Plata de los cómics. Luego, en 2009, lo revivieron para enfrentar a Harley, pero volvieron a hacerlo desaparecer.
¿Volverá Gaggy de nuevo en algún futuro cercano?


Espero que les haya gustado, saludosssssssssssss

0 comentarios - Gaggy, el compañero macabro del Guasón