epelpad

Historia de una habitante de la calle

Alguna vez iba en un bus en el centro de Bogotá en Colombia, estaba observando por la ventana todo pasaba muy lento y veía gente mendigando, pidiendo ayuda y en muy malas condiciones físicas. En ese momento yo pensaba porque están en esa situación tan difícil, niños perdidos en las drogas, una gran cantidad de personas habitando en la calle. El bus seguía avanzando lentamente, unos segundos después un señor habitante de la calle se subió a la fuerza al bus saltando la registradora el conductor se disgusto pero al señor no le importo y le respondió al conductor que solo quería dar un relato sobre la historia de su vida a los pasajeros. Este señor se le notaba la educación y una forma de expresión excelente pero en su rostro mostraba una tristeza enorme, pasaron unos minutos mientras el se presentaba y este fue su relato.

Historia de una habitante de la calle

sobre

Hace algunos años yo vivía con mi padre en un lugar humilde pero se respiraba tranquilidad y paz aunque yo cometía errores, todo era muy bello pasábamos buenos momentos compartiendo como padre e hijo, pero en ese entonces yo no me conformaba con nada, en algunos casos era desagradecido con mi padre. El hacia todo lo posible para darme el estudio y enseñarme buenos valores, no tenía lujos pero vivía con lo necesario, yo avanzaba mis estudios con satisfacción y entusiasmo para salir adelante. Faltando un año y unos meses para mi graduación tuvimos una conversación de padre e hijo en la cual el me felicitaba y me decía que estaba orgulloso de mi, de la misma manera yo le dije que me sentía muy bien al ver que he tenido un padre que me ha brindado el amor y cariño y me ha apoyado durante toda la vida, en medio de la conversación surgió el tema de la celebración de mi graduación y por consiguiente mi padre me dijo ( para tu graduación voy a complacerte con el regalo que desees) yo muy contento le dije que quería un carro para poder transportarme cuando estuviera trabajando, mi padre contesto un poco desconcertado ¨hijo no te parece que es un regalo un poco costoso¨ yo conteste tu dijiste que me complacerías con el regalo que yo deseara, mi padre respondió si hijo yo te dije que te iba a dar el regalo que quisieras y te voy a cumplir, en ese momento termino la conversación con mi padre.

historia

la

Yo quede muy contento y de hecho cada día que pasaba me esforzaba para ser mejor, pasado el tiempo ya estábamos a una semana de la graduación, yo hable con mis compañeros de la universidad, les dije que en mi casa íbamos a hacer una reunión y yo quería que estuvieran presentes compartiendo la felicidad de haber cumplido una de las metas de nuestras vidas, todos respondieron que si. Llego el día tan esperado me estaba graduando, mi padre me veía con lagrimas en los ojos de la felicidad que sentía al ver que su hijo estaba surgiendo en la vida, por otro lado yo estaba pensando en el regalo, pasaron los festejos las palabras de todos nosotros las felicitaciones y termino la graduación.

vida

Todos nosotros estábamos muy felices y como estaba planeado salimos para la casa en donde vivíamos mi padre y yo, todos muy contentos nos abrazábamos, hablábamos sobre las anécdotas que tuvimos durante la estadía en la universidad, también dialogamos sobre los obstáculos que tuvimos que pasar. Todo esto paso, ya era tarde y mi padre nos reunió a todos y dijo que tenia algo para mi , llevo su mano hasta el saco que tenia puesto saco un libro yo me acerque y le pregunte de que era ese libro y el me respondió ¨Es la biblia y acá esta tu regalo de graduación ¨ yo me enoje mucho con mi padre porque no me había dado lo que me había prometido y no le recibí el regalo , estaba tan disgustado que esa noche me fui de mi casa sin pensar que haría no tenia mas familia estaba a la deriva, mi padre quedo solo en la casa con mis compañeros , ellos comenzaron a calmarlo ya que el estaba muy desilusionado al ver la reacción de su hijo, pasaron los minutos y mis compañeros comenzaron a despedirse de mi padre al paso de las horas ya se habían ido todos y mi padre quedo solo. El tomo la biblia y se sentó comenzó a observarla pero el dolor moral era tan fuerte que las lagrimas comenzaron a salir de sus ojos se sentía triste y solo, por otro lado yo estaba cometiendo el error mas grande de mi vida pero no me daba cuenta y seguía caminando a la deriva.

para

reflexionar

Eran las diez de la mañana del siguiente día al de la graduación decidí volver a la casa tenia hambre y sueño, cuando estaba cerca de la casa de mi padre observe que había una ambulancia afuera y bastantes policías, en ese momento me asuste demasiado se me olvido el disgusto que había tenido con mi padre se me vinieron tantas cosas a la cabeza que Salí corriendo para saber que había pasado llegue a la puerta los agentes de la policía no me dejaron entrar, pregunte que paso yo vivo aquí con mi padre déjeme entrar , el agente me respondió ¨lo siento mucho joven¨ yo gritando le dije que paso, el respondió ¨su padre acaba de morir¨ todo lo que yo tenia en el mundo se me estaba alejando, todo para mi se estaba derrumbando no sabia que hacer, comencé a llorar, luego entre gritando ¡padre¡ ¡padre¡ ¡padre¡ perdóname, el cuerpo de mi padre estaba en el sofá y en la mano izquierda tenia el teléfono descolgado y lo que mas me dolió al ver que en su mano derecha tenia la biblia, el regalo de mi padre hacia mi, repetí de nuevo ¡padre¡ ¡padre¡ ¡padre¡ perdóname tome la biblia y me senté la observaba llorando y con un dolor en el corazón, abrí la biblia para leerla y aunque sea después de su muerte haber aceptado el regalo de mi padre, por mi cuerpo paso un escalofrío muy fuerte , el dolor que sentí fue aun mas fuerte las lagrimas eran incontenibles al ver que dentro de la biblia estaban los papeles de propiedad del vehículo que mi padre con tanto esfuerzo había comprado para mi, en ese momento se acerco una doctora y me dijo lo lamento joven yo destrozado le pregunte de que había muerto mi padre y ella me respondió

¨Cuando la soledad y desilusión es tan grande y la tristeza nos embarga de dolor, al ver que alguien querido nos deja y no podemos hacer nada todo esto puede ser lamentable¨ tu padre murió debido a un paro cardiorespiratorio.

Mi cabeza quedo en blanco miraba a mi alrededor no escuchaba nada estaba totalmente destrozado, me levante del sofá le di un beso en la frente a mi padre y le dije algún día nos reuniremos de nuevo, salí de la casa sin rumbo seguía deslumbrado al ver lo que había hecho por mi culpa mi padre había muerto, me encontraba desilusionado de mi mismo lo perdí todo, hasta mi vida porque después de todo esto yo termine consumido por las drogas, se que no era la salida pero lamentablemente no quería vivir. En este momento me acuerdo y desearía haber tomado la biblia ese dia y decirle padre muchas gracias no por el regalo si no por haberme acompañado en este dia tan importante para mi y durante toda mi vida, gracias por trabajar tan duro para mantenerme bien sin aguantar hambre ni frio, gracias por estar a mi lado siempre que lo necesite, gracias por apoyarme en todo padre gracias por quererme y amarme y nunca dejarme solo.

Historia de una habitante de la calle

Ese fue el final de la historia luego de contarla el señor bajo del bus sin pedir nada a cambio y se fue sin rumbo la verdad esta historia me dejo desconcertado, pensé debemos querer respetar y amar por siempre a nuestros padres sean como sean, respetar las decisiones de ellos y aceptar lo que nos dan sea en cantidad o solo un poco porque ellos lo dan con cariño y amor verdadero. Ya que lamentablemente cuando nos dejen, nos vamos a acordar de como tratábamos a nuestros padres pero si por el contrario hacíamos todo de mala manera nos vamos a lamentar.


Esto es solo una de tantas historias que existen y la cuento porque me parece bien que la conozcan y gracias por su atención.


[/color]

2 comentarios - Historia de una habitante de la calle