epelpad

Hábitos para estudiar

Cuando se trata de estudiar efectivamente, no existe un método universal que se adapte a cualquier estudiante o tema. El desarrollo de buenos hábitos de estudio es en gran medida una cuestión de que cada persona pueda probar lo que funciona mejor para él o ella. Hay, sin embargo, algunos métodos prácticos y las pautas a seguir a la hora de estudiar.

Dos reglas de oro para mantener buenos hábitos al estudiar son la planificación y la repetición. Mediante la planificación de un horario de estudio, un estudiante puede estimar en cuánto tiempo se tardará en aprender el material que tenga a la mano y qué actividades podrían tener un resultado más eficaz de este tiempo. Esto es de mayor importancia cuando uno ha decidido viajar a estudiar en Irlanda o cualquier país del extranjero.



La exposición repetida del cerebro a la misma información hace que la información se mantenga de una mejor manera. A través de la exposición repetida, la información se convierte en un algo que simplemente se sabe, en lugar de algo que uno ha aprendido con la memoria temporal.

En cuanto a los métodos específicos para el empleo de buenos hábitos de estudio, un método consiste en saber lo que uno está a punto de aprender. Por ejemplo, en el caso de los libros de texto, el estudiante debe leer cada uno de los títulos de los capítulos y títulos de las secciones. Si el libro de texto proporciona las preguntas al final de una sección, estas deben ser leídas antes de leer la sección.

De esta manera el alumno podrá saber cuáles son los puntos más importantes de atención y puede analizar como aparecen. Para una persona que ha decidido estudiar en el extranjero, leer textos escritos en el idioma nativo del país seleccionado le ayudara a tener mejor retención de las palabras y de esta forma podrá aprender de mejor manera el idioma nativo.



Después de leer la sección, el estudiante puede evaluar la comprensión al responder a las preguntas sin volver a las páginas correspondientes. Si se proporcionan los términos de vocabulario, el estudiante debe tratar de anotar algunos hechos de la lectura que pertenecen al vocabulario. Todo este trabajo debe ser escrito de una manera tan organizada que permita crear una guía de revisión del estudio para el alumno revisar en un momento posterior.

Otros buenos hábitos para estudiar incluyen sesiones de grupos de estudio. A través de estos métodos los estudiantes pueden compartir ideas y ampliar el material de estudio con otras personas.

1 comentario - Hábitos para estudiar