epespad

Historiador chileno quiere hacerla de imparcial pero...

Historiador chileno quiere hacerla de imparcial pero...

VILLALOBOS, Sergio. Chile y Perú. La historia que nos une y nos
separa 1535-1883. Santiago de Chile: Editorial Universitaria, 2004,
279 pp.


Sergio Villalobos es un entendido de la historia chilena, particularmente del siglo XIX, como se puede apreciar en sus libros "BarrosArana: formación intelectual de una nación" y "La época de Balmaceda.

En el libro que se reseña, el autor señala que busca realizar una historia libre de los mitos nacionalistas que han empañado las relaciones entre ambas naciones: «En lugar de mantener posiciones antagónicas, parece más deseable comprender los fenómenos» (p. 11). Para Villalobos, el medio para llegar a esta historia integradora sería revelar la «verdad desnuda» (p. 9). La verdad que busca el autor consiste en determinar cuán válidas son las diversas interpretaciones, y tiene el fin de adjudicarle la razón a uno u otro en cada instancia de enfrentamiento. Renuncia a lo que podría haber resultado una empresa un poco más manejable y útil: el estudio de cómo y por qué ciertos grupos en cada país estudiado guardan un antagonismo de corte nacionalista frente al otro, más allá de la justicia de cada interpretación. Es a partir de este punto que el libro de Villalobos se aparta irremediablemente de su objetivo inicial. En lugar de buscar superar generaciones de hostilidad entre ambas tradiciones historiográficas, su libro se convierte en una erudita defensa de las interpretaciones de los sectores tradicionales de la historiografía chilena.

Casi siempre, el martillo de la justicia del autor falla a favor de su país de origen. La reconciliación para Villalobos se basaría, entonces, en que los peruanos reconozcan que han estado completamente equivocados y que se sometan —con pocas reservas— a la posición chilena tradicional. A pesar de que el libro expone algunos puntos válidos (como la reducción del gasto militar chileno en los años anteriores a la guerra), estos se pierden en el mar de reivindicaciones prochilenas del autor. Es cierto que la guerra del Pacífico requiere urgentemente de una mirada global que se aleje del viejo modelo nacionalista, pero este libro no la ofrece.

A lo largo del texto, Sergio Villalobos no puede ocultar su entusiasmo por el Chile del siglo XIX. Lo que nos interesa a nosotros es comprender cómo este entusiasmo se desborda en el ámbito del estudio de las relaciones entre el Perú y Chile. Y la consecuencia del entusiasmo del autor es una visión sumamente tradicionalista de las relaciones entre ambos Estados: realmente hay algo llamado Chile
que tiene unos intereses y costumbres delimitables, y lo mismo se puede decir del Perú, salvando la distancia que significa el caos político que lo caracteriza. De esta manera, José Victorino Lastarria «tiene el pecado […] de haber emitido opiniones y propuesto soluciones irreales o francamente contrarias a los intereses de Chile» (p. 38). A diferencia de él, Villalobos sí se tomaría muy en serio la misión de defender los intereses de Chile.

El libro cubre desde las primeras incursiones hispánicas en territorio andino hasta el fin de la guerra del Pacífico. Hacia el final del texto se comprende la función de la muy somera mirada al periodo virreinal. Villalobos, de manera semitácita, propone una teleología de un «pueblo chileno» que empieza su vida subordinado al Perú y que al final del periodo estudiado cumple su destino: a partir de su esfuerzo y responsabilidad, habría logrado revertir la situación, ubicándose ahora en una merecida posición dominante. El tratamiento de la Independencia también está teñido por esta visión tradicionalista. La Independencia es vista como ontológicamente «buena» y debería redundar en una eterna gratitud peruana hacia Chile. El análisis de Villalobos no incluye criterios más «realistas»
en ambos sentidos de la palabra. Las consideraciones sobre el fidelismo peruano no son estudiadas con profundidad. Opta por una visión errónea que sugiere que el «pueblo peruano» deseaba en conjunto la
Independencia. Algo semejante ocurre en el tratamiento de los temas de la Confederación, la cual es ontológicamente «mala». El interés «peruano» estaba unido al «chileno» frente a Santa Cruz, por lo cual
el Perú le debería gratitud a Chile por el apoyo recibido. A ello se le suma el apoyo chileno al Perú durante la guerra naval contra España entre 1865 y 1866, con lo que queda completa una idea que subsistirá a lo largo del texto: el Perú es un país de ingratos.

El grueso del libro de Villalobos se enfoca en la guerra del Pacífico. Es aquí donde hace mayores esfuerzos por refutar las interpretaciones peruanas sistemáticamente. El autor, además de mostrar virtuosismo documental, deja entrever algunas conclusiones no explícitas que me interesa comentar.
Una de estas concierne al sufrimiento de los civiles peruanos durante la guerra. Para Villalobos, estos tenían por un lado las —legales y justas— exigencias de las fuerzas de ocupación y, por el otro, las
extorsiones de las caóticas fuerzas peruanas que, en realidad, eran poco más que bandoleros. Además, está la problemática de las represalias bélicas. Ambos bandos recurren al escarmiento de aquellos que
cooperan con el enemigo. Villalobos defiende la posición chilena al respecto. En caso de combatir contra fuerzas irregulares: «La respuesta del ejército debe ser inmediata y drástica, sin perdonar la vida
ni los bienes de los atacantes y de quienes hubiesen facilitado las acciones». (p. 158). La legalidad ampararía estos actos. En cambio, las represalias de bandas peruanas contra los «colaboracionistas» son representadas como muestra de la violencia constante entre peruanos. Para la visión
tradicionalista del autor, en la cual las solidaridades sociales en una nación civilizada —como la chilena— deberían ser automáticas, estas luchas entre peruanos simbolizan su retraso. Queda sugerida la conclusión implícita: si los peruanos están acostumbrados a este tipo de saqueos durante sus guerras civiles, ¿por qué quejarse por unas cuantas exacciones legales hechas por fuerzas disciplinadas?

La otra sugerencia —esta vez semiimplícita— que quisiera comentar concierne a la cultura. Para Villalobos, la apropiación de bienes culturales —incluido material arqueológico— por parte del vencedor está amparado por la ley. El material en la Biblioteca Nacional ya habría estado sumamente deteriorado por el descuido peruano, que el autor remonta al siglo XVIII. Además, los que propiciaron con sus compras un «mercado negro» de libros robados de la Biblioteca, habrían sido los mismos peruanos. Este descuido sistemático se vería agravado por el incendio de la Biblioteca en 1943. La conclusión semiimplícita: si los peruanos mismos no saben proteger sus bienes culturales, ¿con qué derecho nos critican habernos legalmente apropiado de materiales de su Biblioteca?

Es a partir de estas propuestas, tanto explícitas como solamente sugeridas, que Villalobos va tratando de formar una opinión en el lector: el peor enemigo del Perú son los peruanos, y su mejor amigo es Chile, pero son tan mezquinos que no son capaces de reconocerlo.

En su crítica a la historiografía peruana, Villalobos ataca principalmente a Paz Soldán —como el iniciador de muchos de los mitos que busca refutar— y a Jorge Basadre. En cuanto a trabajos más
recientes, remite a La guerra del Pacífico, texto publicado por la Universidad Nacional Mayor de San Marcos, como muestra del estado actual de la historiografía peruana. Habría sido conveniente que tomara en cuenta trabajos más recientes y de mayor relevancia, como los de Nelson Manrique y Florencia Mallon.

En lugar de ser un discurso reconciliador entre peruanos y chilenos, este libro se convierte en un proyectil más. Una reconciliación basada en la premisa de que una parte tiene que someterse a la visión de la otra, no puede tener éxito. Este libro, inicialmente propuesto como un acercamiento, termina siendo una teleología de la lucha nacional chilena, y como tal, fracasa en su intención primigenia.


JORGE BAYONA MATSUDA
Pontificia Universidad Católica del Perú

Comentarios Destacados

tatanpinera +36
no lei nada
QenayKalhisy +18
Por eso marqué algunas conclusiones:
" el peor enemigo del Perú son los peruanos, y su mejor amigo es Chile, pero son tan mezquinos que no son capaces de reconocerlo. "

"el Perú es un país de ingratos. "

Villalobos quiere superar las diferencias, con los peruanos que acepten que han estado equivocados toda lavida, y que la razón (y la fuerza) la tiene Chile.

Un patriotero más, aunque Villalobos ya es conocidito por ello.
miguelandr40 +6
@QenayKalhisy ¿Y cual es la mentira?
QenayKalhisy
@miguelandr40 La historiografía chilena.

Se acabó la mentira pá
2buenanaturaleza +11
Chile y Perú siempre unidos

1.-Chile financió en su totalidad la escuadra libertadora, y tanto San Martín como Cochrane iban en representación del gobierno de Chile.
2.-4 mil hombres chilenos desembarcaron en Paracas en 1820 para liberar a Perú, aunque sólo unos cientos participaron en las batallas finales, Junín y Ayacucho.
3.-Chile y su ejército comandado por el general Bulnesl liberaron al Perú del dictador boliviano Santa Cruz (1839).
4.-El gobierno del Perú reconoció tanto a Bulnes como a O'higgins con el título de Mariscal, ma´ximo honor que puede recibir un extranjero dedicado a las armas en Perú.
5.-Los chilenos fuímos los primero en levantarnos en armas cuando España pretendió reconquistar Perú en la guerra hispano-sudamericana 1865.
6.-El Perú reconoce en el monumento "Panteón de los próceres" ubicado en el Jirón Azangado con Av. Piérola, a Bernardo O'higgins como prócer de la independencia y a Chile junto con Argentina, Brasil, Bolivia, Colombia, Panamá, Paraguay,Uruguay yVenezuela,como los países que participaron en su liberación (puedes visitar el Panteón de los héroes, cobran 2 soles, yo lo visité).

Por eso y por m´+as arriba el Perú y viva Chile!
QenayKalhisy
@lukasnight Te disparas al pie. Esa carta de 1823 setiembre 14 dice que Chile acuerda llevar 5,000 hombres para teerminar la guerra, y que los que quedaban se volviesen. ¿Cuando llegaron esos 5,000? XD

No se que pretendes causarme con tus cartitas jaja
lukasnight
@QenayKalhisy jaja Luego de mostrarte que pidieron ayuda literal y explicita y que ademas prometieron eterna gratitud sus principales instituciones sorprende que sigas negando parte de tu historia.

1º y 2º Presidente del Peru
Generales
Ministros
Ministerios
Congreso
Marina
Ejercito

peru
lukasnight
@QenayKalhisy jaja Luego de mostrarte que pidieron ayuda literal y explicita y que ademas prometieron eterna gratitud sus principales instituciones sorprende que sigas negando parte de tu historia.

1º y 2º Presidente del Peru
Generales
Ministros
Ministerios
Congreso
Marina
Ejercito

peru

23 comentarios - Historiador chileno quiere hacerla de imparcial pero...

Gran_Espada -3
Peruanos y la ctm hijos de la gran perra...no quieren para nada a los chilenos y aqui los tenemos por miles trabajando y comiendose todas las pocas palomas que nos dejaron!
Argentina2017
lukasnight ; me bloqueaste . por que cagon o que mas vale que ganen , pero solos sin ayuda de sus machos los ingleses , pero si pierden lo correremos hasta abajo de la cama, nos quedamos con todo el sur . tendremos el control del estrecho y el norte sera para Bolivia , si es que tienen iniciativa y estan convencido , como nosotros fuimos A MALVINAS , CAGONES
2buenanaturaleza
@Argentina2017 1819-1832 si no sabi na de la historia de Chile, no opines...y lo que pase en tu país no es relevante, porque el tema acá es Chile.
Argentina2017 -1
@2buenanaturaleza bah , uds hacen lo mesmo en post de ARGENTINA , viste que duele que bardeen gratis , linda cara de nena . el avatar
Argentina2017
lukasnight : tipico chileno , mentiroso , vos me tenes bloqueado , por eso tengo que recurrir aca , publicas esa captura de pantalla , para quedar bien con la gilada , pero sabes que seguis siendo un mentiroso , cagon , que bloqueas , para solo quedar con tu version de las cosas , personas como vos solo dañan la imagen de CHILE , practican la mentira y el comportamiento glorioso del 82"
lukasnight +7
Argentina2017 ; que hipócrita, de quien me tiene bloqueado.

chilevillalobos

Pd: la patagonia Occidental y el extremo sur te envían saludos.
Blauney +1
y asi son las putitas de celeste
LoquenderoBK
Hasta cuando seguiremos con esta guerra absurda? se ven ridículos ambos tanto chilenos como peruanos
Phillip_xx91
Internet Explorer? esos comentarios son re antiguos, del 2012 , demandado
QenayKalhisy
De Lukasnight que pasan los añosy sigue con sus cartitas xd
DrosstinBieber +2
Otra vez los Chilenos al tanto de nosotros...
JulianSaint +3
Fuerza al Peru

Espero el Peru salga adelante


https://www.taringa.net/posts/noticias/19816461/Mas-de-600-mil-peruanos-sufren-por-desastres-naturales.html
lskgabo +3
Pero obviamente si Perú es lo mas grande del mundo, tanto que Chile no puede estar sin pensar en tan magno y grandiosos país, Perú es lo máximo y merece su lugar en el mundo. CLARO QUE SI CAMPEON.
alexanderdgabane
Fuerza Perú!
Naramtony
Otra vez ese historiador senil, no tiene otra historia que contar más que la guerra del guano y el salitre, esta corta y tan fácil la historiografía chilena....
J-Ilam
no entiendo el odio que tiene peru asia chile, si peru se metio donde no devia, era un conflicto entre chile y bolivia.
tatanpinera
@QenayKalhisy de hecho aun hay territorios peruanos que no fueron cedidos en ningun tratado peruano pero estan bajo control brasileño
por lo tanto son brasileños
QenayKalhisy
@tatanpinera No creo, nuestro satelite con una potencia de .60 cms ya nos hubiera avisado, y hubieramos mandado nuestros fuerzas armadas.
tatanpinera
@QenayKalhisy mediante el Tratado firmado entre Brasil-Bolivia llamado Muñoz-Neto, del 27 de marzo de 1867; estos territorios se ubicaban al sur de la línea que iba desde los orígenes del río Yavarí hasta el río Madeira. En el referido tratado, ambos países, Brasil y Bolivia, incluyeron territorio peruano comprendido entre los ríos Yavarí y el Madeira, que nunca fue reclamado, quedándose en posesión de Brasil definitivamente
Tsume1989 +8
Pero papa, por qué toda la vida algún peruano manda un post de este tipo. ¿No se cansan? No pueden mandar post que no promueva el bardo.

bayona

Como 10 años en taringa y todos los post peruanos son estos:

- Perú destino gastronómico.

- Chicas peruanas promedio.

- Comida peruana.

- Traidores chilenos.

- Comida peruana (Sí otra vez).

- Conoce Machu Picchu.

La puta madre ya basta!!!
QenayKalhisy
eduardgarciacana
el post lo hizo un chileno...
QenayKalhisy
@eduardgarciacana Yo soy peruano xd
vegetaroman +1
Y de que mierda sirve recordar algo que paso hace casi 150 años?
Mary_Con_Hadas +5
Para que un monton de autistas se agarren a trompadas en un medio virtual.
Naramtony
Esq es la ÚNICA historia q tiene chile para contar....
matesito -1
en el mundo no hay nada peor que un chileno ojo gente no le crean nada solo saben mentir
tatanpinera +1
Bolivia perdió mar por su culpa... Enganchó a Perú jugándole mal al diplomático José Antonio Lavalle al declararle la guerra a Chile cuando el desembarcaba en Valparaiso a hacer de mediador, lo que llevo a que debido al tratado secreto de mutua defensa Perú también participe en guerra ajena... Antofagasta estaba ocupado por un 95% de población chilena por la explotación del guano y el desinterés de Bolivia de poblar la costa porque le quedaba lejos de la capital, tanto así que el máximo héroe boliviano Avaroa peleó prácticamente solo con su tropa contra todo un ejército chileno... Ya en territorio peruano, Bolivia abandona a Perú en la batalla del Alto de la alianza y se regresa el poco ejército que le quedaba a su pais por decisión de Narciso Campero, presidente boliviano, algo que es desleal, pero entendible por ya ser guerra ajena en este caso para Bolivia por el hecho de haber perdido ya territorio litoral... Ya a finales del siglo xx Perú le dio salida al mar por Ilo y sigue sin aprovecharlo. En comentarios aparte, Bolivia ocasionó una guerra al no respetar un tratado que dictaminaba no subir el precio por quintal de salitre, el cual Hilarión Daza incumplió
QenayKalhisy
Perdió el mar, por culpa de dictadores, Bolivia fue gobernado solo por dictadores corruptos y facilmente influenciables. Linares, Melgarejo, y finalmente Daza.

Lo que dices solo es el final, y no, la historia parte de los primeros chilenos que Santa Cruz lleva a Antofagasta, para que probaran suerte que en su patria no tenían.
Nintendocorp
Si pidieron ayuda, si no.... si fue sentimiento de unión genuino generado para evitar la expansión invasora, si no... si fue beneficio mutuo, si no... si fue parte del plan definitivo que buscaba liberar latinoamerica, si no... si fue un plan masonico orquestado en inglaterra para desequilibrar a la españa de la época, si no... DA LO MISMO.
No importa cual sea la causa, todas son motivo de unión... hay que puro dar vuelta la página... mejor volcar la suspicacia en el tejido geopolitico-socioeconomico que nos tiene a todos desde las bolas !
Ahora no leí mucho... si que... si es foro bardeli.. omitir comentario
migher +1
Villalobos es un tipo decadente y racista, era el favorito de Pinochet.
EnriqueBarturen +1
En fin ..., basta leer cualquier libro de historia peruano para comprender que falta muuuucho para un acercamiento historiográfico