epespad

Operativo mundial

Operativo mundial

"Yo me animo a jugar eh. Y si hay un aro acá, yo tiro”. Es el final de un encuentro histórico, de una cita sin precedentes promovida por Olé. Por primera vez, los presidentes del fútbol y el básquet argentino se estrechan en un abrazo y con un apretón de manos. Mientras Claudio Chiqui Tapia hace girar la naranja (que ahora es dorada) en su dedo con cierta pericia, Federico Susbielles lo mira y se ríe, aunque sin animarse a dejar caer la redonda y hacer jueguitos. El presidente de la AFA hace las veces de local en su despacho de Viamonte 1366 y apenas ambos son presentados por los cronistas de este diario, se genera una empatía inmediata. Se sientan frente a frente en el escritorio del titular afista -que da la espalda a los campeones en México 86- y empieza una charla que los unirá en varios puntos, principalmente en ese sueño de organizar una Copa del Mundo en nuestro país.
Basquet
-Hay un paralelo importante que se puede trazar entre los dos. Ambos asumieron sus compromisos en crisis, pero hoy están saliendo adelante con buenas gestiones, apoyos fuertes y están metidos de lleno en organizar sus mundiales.

Tapia: En los Juegos Olímpicos de Río 2016, los jugadores del básquet y algunos ex acompañaron siempre a su Selección. Eso yo lo vi.

Susbielles: Desde afuera, se ve que los clubes tuvieron un compromiso mayor con tu conducción y quisieron acompañar y ordenarse.

T: Es que yo antes también lo viví del otro lado del mostrador, y a lo mejor pensaba que te querían apretar, que te ibas a morir y tenías hasta que cerrar el club. Tomamos medidas durísimas, establecimos normas claras: si no pagás, no incorporás. No les pagás a los jugadores, no jugás y además se descuentan puntos. Así, se pudo acomodar la situación y hasta ahora lo llevamos bien. Estamos muy contentos con el acompañamiento de los clubes.

S: Bueno, y ahora estamos hermanados en las candidaturas.

Hay varios factores que llevan a distintas disciplinas a meterse en la siempre complicada (pero reconfortante) tarea de organizar y recibir una competencia de magnitud mundial, que tiene un punto de apoyo importante en la decisión estratégica del Gobierno Nacional y el Comité Olímpico Argentino (con Gerardo Werthein a la cabeza) de apoyar este tipo de eventos. Y es una cuestión global y a largo plazo. Comenzó con la organización de los Juegos Olímpicos de la Juventud en 2018 y ahora se apuesta a los Mundiales de básquet (2023), rugby (2027) y fútbol (2030). Lo del deporte de la naranja, en conjunto con Uruguay, tendrá resolución inmediata, ya que el 9 de diciembre se define en el Buró Central de la Federación Internacional. Hay cuatro finalistas y confianza.
futbol
S: Nosotros estamos muy bien encaminados después de las diferentes presentaciones que hicimos ante FIBA sobre nuestra propuesta. Trabajamos muchísimo, con pasión y compromiso. Y creo que, entre las cuatro finalistas, la nuestra y la asiática (NdeR: Filipinas-Indonesia-Japón) son las más fuertes.

T: La nuestra es tripartita. Después de que se proponga oficialmente en la FIFA, se definirán las sedes, que seguramente serán dos en Uruguay, dos en Paraguay y el resto para nosotros. También importa la representatividad de cada país. Nosotros no vamos a estar como dirigentes, pero trabajamos en pos de eso. El año que viene se presenta, aunque ante la Conmebol ya lo hicimos. Después se lleva a votación, pero sabemos que le tocaría a Sudamérica, porque cedió el del 2026. Además, tenés el precedente de sede compartida previa en Europa. Tengo fe de que se apruebe.

La ilusión creció. Y como dos son más que uno, la idea de ayuda fue automática.

T: Nosotros te vamos a acompañar en todo. En lo que sea, contá con nosotros, es un honor para la AFA. Creo que en ambos casos al país le sirve, sin dudas. Y a la dirigencia también, porque muestra capacidad de gestión y queda una estructura importante. Por ejemplo, nosotros organizaremos también el Sudamericano Sub 15 en San Juan y Mendoza. Y el año que viene, el femenino Sub 17.

S: Entonces nos ponemos a disposición para realizar acciones de comunicación en conjunto, compartiendo los planteles del fútbol y del básquet.


T: ¡Claro, es muy importante! Vamos a hacer cosas juntos.

S: Dale, debemos reunirlos a Messi, Mascherano y Scola en una misma imagen.

¿Se lo imaginan? Algunos de los símbolos máximos de cada deporte, unidos por un objetivo. Y, aunque a veces no parezca, ésa es una de las tantas costumbres argentinas. Porque está claro que, cuando tiramos juntos, podemos más. El fútbol y el básquet ya están unidos por ese Operativo Mundial. Falta un tiempito y hay tanto trabajo para hacer como compromiso para asumirlo. ¡A soñar!

mundial
rugby

1 comentario - Operativo mundial

Crismera1
Se necesita un resumen nivel 5 por favor...