epelpad

El post que buscas se encuentra eliminado, pero este también te puede interesar

Linda historia: La primera mujer bombero de Gran Bretaña

Linda historia: La primera mujer bombero de Gran Bretaña

Con tan solo 12 años, Josephine Reynolds tuvo que mirar horrorizada cómo su casa era destruida en un gran incendio. Pero ese evento traumático la llevó a tomar una de las decisiones más importantes de su vida.

En la primavera de 1982 cuando era una adolescente de 17 años tuvo una entrevista para formar parte del servicio de fuego y rescate de Norfolk. La entrevista de 40 minutos, liderada por dos oficiales hombres, consistió en preguntarle si ella creía que tenía la fuerza física necesaria para la tarea, entre otras dudas sobre sus capacidades como mujer.

Pero ninguna de estas preguntas sexistas desestabilizo a Josephine, quien convencida de su pasión, les aseguró a los oficiales que, si recibía un buen entrenamiento, cumpliría las expectativas.

Un trabajo impensado

Inglaterra

Cuando comenzó esta nueva etapa, confirmó que la diferencia de género en esta profesión era muy marcada. Además, las esposas de sus compañeros no querían que ellos hablaran con la única mujer del equipo.

Tras 15 meses de entrenamiento y trabajo duro, Reynolds logró convertirse en la primera mujer bombero de tiempo completo. Y a los 21, se convirtió en la primera mujer en calificar para conducir un camión de bomberos. También, propulsó la instalación del primer baño de mujeres en la estación de bomberos.

Todos estos increíbles logros en una época en la que no se concebía que las mujeres ejercieran este tipo de trabajos. La situación no ha cambiado mucho: incluso hoy en día, las estadísticas demuestran que este rol sigue siendo visto como un trabajo de hombres. La realidad británica acompaña esta percepción: el 95 % de los bomberos son hombres.

Determinación y sacrificio

Reino unido

Reynolds permaneció 5 años en el servicio antes de irse a la selva amazónica. Durante este tiempo recuerda vomitar a diario a causa del entrenamiento físico, tener que entrenar en uniformes masculinos porque no existían los de mujer, y sentirse aislada y sola.

Pero además de las diferencias notorias de género, Reynolds experimentó accidentes horribles, bosques incendiados y la pérdida de vidas de personas, incluida su primer amor, un bombero que se ahogó en un río.

El trauma diario y el impacto emocional que viven los bomberos es muy fuerte. Sin embargo, Reynolds recuerda que no se hablaba de ello al volver a la estación. A pesar de la ausencia de palabras, todos se cuidaban entre todos con gestos mudos pero significativos: un guiño, un cigarrillo...

La importancia de la fe en uno mismo

historia

Tras conocer esta historia, la gran mayoría de nosotros no podemos creer cómo hizo Jennifer Reynolds para soportar un trabajo tan duro desde todo punto de vista.

La lección de fortaleza que nos deja Reynolds es indeleble: el mejor antídoto contra el fracaso es la resiliencia y la convicción.

"Seguí y me empujé con tanta fuerza, si no con más, que la mayoría de los chicos", asegura.

Su historia es un ejemplo de cómo nuestro género no debe convertirse en una limitación y que, si realmente nos lo proponemos, podemos cumplir nuestros objetivos.

1 comentario - Linda historia: La primera mujer bombero de Gran Bretaña

alejandro6996 +1
Confieso que entre para ver si estaba buena.