epespad

Arrancándose los pelos: tricotilomanía

La tricotilomanía es el hábito de tirarse de los pelos en cantidades abundantes y sin que haya ninguna enfermedad que lo justifique. Proviene del griego trichos (pelo), tylos (estirar) y mania (impulso) y no sólo afecta a la cabeza, sino a cualquier parte del cuerpo donde haya pelo o vello.

Arrancándose los pelos: tricotilomanía


La persona que lo padece se siente frustrada al ser incapaz de resistir el impulso de arrancarse vellos de cualquier parte del cuerpo o pelos. Incluso muchas veces incurre en la tricofagia, el hábito de comerse esos mismos vellos o pelos, lo cual puede dar lugar a una obstrucción del aparato digestivo por la formación de una bola de pelo (técnicamente, un tricobezoar), al igual que le pasa a los gatos. Es raro que una persona con tricotilomanía reconozca arrancarse los pelos, con lo que cuando se tiene en consulta un paciente con diversas calvas en cualquier parte del cuerpo hay que hacer el diagnóstico diferencial basándonos en:

- Los pelos aparecen retorcidos y rotos.

-No se ve descamación, la cual sí está presente en otras alopecias.

- No hay picor, ni eccema, ni ningún otro síntoma acompañante, además de la falta de pelo.

- El paciente muestra un cuadro de ansiedad o estrés

- Es más frecuente en niños y remite al tratar la causa de la ansiedad o el estrés.

La tricotilomanía se encuadra dentro del Trastorno de control de impulsos y del Trastorno Obsesivo-Compulsivo (TOC) y su único tratamiento es el control de la ansiedad y el estrés, reduciendo y eliminando la raíz de esta patología. Es mucho más común de lo que parece y seguramente conocerás a alguien, aunque sea de oídas, que lo padezca.



Fuente

1 comentario - Arrancándose los pelos: tricotilomanía

bionic0
lindo avatar,pero creo que ya tiene dueña