epespad

Argentina: En New York el tema fue el nuevo default

¿EL BLUE A LAS NUBES?
En New York el tema fue el nuevo default: ¿Cuánto vale el dólar?


Este miércoles 27/02 a la tarde, Urgente24 adelantó que la Argentina no cumplirá voluntariamente aquellas resoluciones de la Cámara de Apelaciones en New York que obliguen a pagarle a los tenedores de deuda en default. Este jueves 28/02 empezaron a conocerse detalles de lo ocurrido en esa audiencia donde la postura del tribunal dejó en claro que se viene un fallo contrario al Gobierno de Cristina Fernández con el consecuente ‘default técnico’.


___________________________________________________________________

Argentina: En New York el tema fue el nuevo default

El vicepresidente de la Nación, Amado Boudou, y el ministro de Economía, Hernán Lorenzino, al salir de la audiencia convocada por la Corte de Apelaciones de Nueva York, en el juicio contra los holdouts (Foto: Presidencia)

___________________________________________________________________


CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24).- De las 98 preguntas realizadas por los tres camaristas de la Corte de Apelaciones del Segundo Circuito Federal de Nueva York, los cruces con los representantes argentinos por la negativa a aceptar voluntariamente una resolución negativa y el ánimo que evidenciaron los holdouts, todo hace presumir que se viene un fallo contrario a la Argentina que tendrá como consecuencia un default técnico si se cumple la postura expresada por el abogado defensor de la Argentina, Johnatan Blackman del estudio Cleary, Gottlieb, Steen & Hamilton.

Los jueces estadounidenses denegaron la petición argentina de que la sentencia que había dispuesto el pago a los ‘fondos buitres’ sea revisada por el plenario de la cámara, con lo cual si dicho fallo llega a ser ratificado, la única posibilidad que le queda en pie al gobierno nacional es presentar un recurso ante la Suprema Corte de Justicia de los Estados Unidos, ámbito que no suele hacerse eco de cuestiones extraterritoriales.

Según revela este 28/02 el diario El Cronista de fuentes de la audiencia; se cerró la puerta que hubiera permitido revisar el criterio de pari passu que aplicó el tribunal en contra de la Argentina. El eje de la presentación argentina fue la ratificación de que no cumplirá con una sentencia que obligue a pagar el 100% de la sentencia a los holdouts que reclaman US$1.330 millones y que su última oferta es efectuar un pago en los términos del último canje.

La Argentina, remarcó el letrado, quiere encontrar una solución que sea “factible y que no cree una confrontación terrible”.

La representación argentina debió responder cerca de un centenar de preguntas, muchas de las cuales hacían olfatear una decisión favorable al fondo litigante NML Capital, de Elliot, propiedad de Pauls Singer.

Por su parte, Ámbito Financiero precisó que la audiencia tuvo 98 preguntas de parte de los tres camaristas de la Corte de Apelaciones del Segundo Circuito Federal de Nueva York.

La audiencia duró casi tres veces el tiempo originalmente previsto y con una participación de los jueces muy amplia en términos de la cantidad y calidad de sus preguntas. Además, la apelación "en banc" que pidió la Argentina fue rechazada, quedando menos opciones procesales.

También amplió las declaraciones de Blackman al Tribunal: “Nuestra propuesta de pago no puede contradecir políticas públicas. Por eso hemos dicho que el Poder Ejecutivo está preparado para remitir un proyecto de ley al Congreso para que reabra la denominada 'ley cerrojo' y ofrecer los mismos términos que se dieron en los canjes. Cualquier pago adicional no podrá ser realizado por la Argentina... Incluso, de hacerlo, enfrentaríamos demandas de holdouts adicionales por aproximadamente u$s 10.000 millones y además también de los tenedores que ingresaron a los canjes por u$s 23.000 millones", dijo el abogado del estudio Cleary, Gottlieb, Steen & Hamilton.

Relata así las instancia, Ámbito: Una de las primeras preguntas de los jueces fue: "¿Si el fallo fuera desfavorable, la Argentina no cumpliría los mismos?". Su respuesta, entre otras argumentaciones, fue que no se puede obligar a un Estado soberano a cumplir una sentencia en Estados Unidos que vaya contra sus principios de política interna: "La Argentina está preparada para pagar lo mismo que está pagando actualmente, no más. Además pagar implicaría darle una preferencia a los holdouts. Y adicionalmente la obligación de pagar afectaría derechos de terceros", respondió Blackman. Ante la insistencia de la pregunta, la respuesta siguió siendo negativa, ante lo cual la jueza Reenna Raggi comentó que de ser y darse un fallo contrario, habría un nuevo default.

Los jueces también preguntaron cómo puede considerarse algo equitativo una situación donde un grupo de inversores tiene deudas impagas y no han cobrado nada durante 11 años, mientras que otros vienen cobrando desde 2005. "¿No sería inequitativo al revés? Y además los demandantes tienen un contrato vigente con bonos vencidos y exigibles que la Justicia debe respetar ya que nosotros no podemos reescribir los términos de los contratos", manifestó la jueza Raggi. Blackman nuevamente se refirió al caso particular de la ley de inmunidad soberana, a los canjes, al nuevo eventual llamado a reestructurar deuda y a los principios internos de políticas públicas de la Argentina.

David Boies, en representación de los bonistas que ingresaron al canje, y el abogado del Bank of New York (BONY) se centraron en la protección de los derechos de los tenedores de bonos canjeados y en que la medida cautelar no puede afectarlos. Tampoco al banco fiduciario. Boies nuevamente dijo que sus clientes eran "rehenes" de la situación y pidió que no se los prive de cobrar. Y al BONY que se lo excluya de las medidas cautelares porque no tuvo derecho de defensa y "no actúa en concierto ni es agente de la Argentina". Aquí se trabó la audiencia con preguntas y respuestas muy técnicas sobre el rol del BONY y el alcance de la medida cautelar sobre ellos. Luego en la segunda sesión de preguntas quizá se fue destrabando.

El diario Clarín, también con un enviado especial a New York, habla de “señales negativas hacia la Argentina en la Corte de Nueva York”.

Los argumentos que presentó el abogado defensor de la Argentina, Johnatan Blackman, durante la audiencia que tuvo lugar en la Cámara de Apelaciones de Nueva York, sirvieron más para alentar los temores de un nuevo default argentino que para convencer a los jueces, quienes lo sometieron a un duro interrogatorio que dejó traslucir varios cuestionamientos, remarca el matutino este 28/02.

Tal es así que a la salida de la audiencia Clarín escuchó entre los asistentes comentarios como “Argentina no logró realmente nada”, o “Argentina va a ir al default”, y “esto no fue bueno para Argentina”.

Todavía es muy temprano para predecir cual será el dictamen de la Cámara de Apelaciones. Pero no hay dudas que al final de la audiencia los abogados de los fondos buitres estaban más sonrientes que los de Argentina, ilustró Clarín.

La Nación calificó de “dura audiencia” la vivida el ayer y rescata: Argentina "voluntariamente no acatará el fallo si éste ordena el pago total de la acreencia", dijo el abogado del gobierno argentino, Jonathan Blackman en la audiencia.

La respuesta de la jueza Reena Raggi fue contundente: "Cuando uno se somete a la Justicia es porque piensa aceptar sus veredictos".

Tras la audiencia, Amado Boudou, enviado por Cristina Fernández para sumarse a la delegación, declaró a los medios oficialistas: "La Argentina no pagará sobre el hambre de su pueblo".

"Tratamiento igualitario sería que todos los acreedores aceptaran las mismas condiciones", agregó, el ministro de Economía, Hernán Lorenzino.

El miércoles 27/02, como se preveía, el tribunal no emitió veredicto sobre el fallo en suspenso del juez Thomas Griesa que ordenó a la Argentina pagar el 100% de la deuda en poder de los holdouts, aunque esa resolución podría ocurrir en cualquier momento.

0 comentarios - Argentina: En New York el tema fue el nuevo default

Los comentarios se encuentran cerrados