epespad

Espejo oriental. El ajuste en China

Espejo oriental
El ajuste en China

En El Aromo n° 76: "Democracia. 30 años - 140 muertos"

Bruno Magro
OME-CEICS

Espejo oriental. El ajuste en China

Si usted piensa que la “profundización del modelo” y la “sintonía fina” son solo patrimonio del relato kirchnerista, entonces lo invitamos a leer como los funcionarios del Partido Comunista Chino defienden sus intereses económicos, al tiempo que acuerdan un fenomenal ajuste sobre la clase obrera, para hacerle pagar los costos de la crisis mundial.

El estallido del 2008 desnudó las contradicciones de la inserción de China en la economía mundial. Ese país está en crisis debido a la caída de la tasa de ganancia, producto del aumento de la composición orgánica del capital (1), que redundó en un aumento de los costos laborales (22% entre 2010 y 2012) (2) y una revaluación del yuan. Por este motivo, el Gobierno central busca desesperadamente elevar el ritmo de crecimiento, que ahora se ubica en torno al 7,6%, cuando antes de la crisis estaba en 11%. Su industria perdió competitividad y los capitales comenzaron a migrar a otros países, con costos laborales más bajos, como India, Tailandia, Vietnam. Incluso, se revalorizaron viejos reductos del capital, como México (3).
Estos enfrentamientos entre países, y la agudización de la competencia capitalista, son expresión de los problemas de sobreproducción que arrastra el mundo capitalista desde mediados de 1970, que se vienen pateando por ciclos. A diferencia de lo ocurrido en noviembre de 2008, cuando Hu Jintao postergó el proceso de depuración del capital sobrante apelando al crédito blando y a una nueva ola de inversiones, el gobierno chino se prepara para avanzar sobre la clase obrera con el propósito de recuperar la competitividad de una industria exportadora. Veamos cómo los principales representantes del Partido Comunista Chino (PCCh) planean una serie de concesiones al capital extranjero: la reducción de salarios y la expulsión de mano de obra del campo y de las empresas públicas.

Va a estar bueno…

El economista Li Yining, profesor del flamante premier chino Li Keqiang, fue designado por el 18° Congreso del PCCh para liderar la vuelta hacia el camino de reformas iniciado por Deng Xiaoping en 1978. En efecto, las tendencias a la privatización y desregulación de la economía han determinado la vida de la economía china en los últimos 30 años. La excepción a la regla se dio entre 2003 y 2013, bajo la presidencia de Hu Jintao. Es que la expansión de las exportaciones chinas hacia occidente imprimió una dinámica económica con tasas de crecimiento superiores al 10%. Bajo su presidencia, China se convirtió en el taller del mundo, en la segunda economía del planeta y principal acreedor de EE.UU. Semejantes guarismos permitieron a Hu Jintao relajar la ofensiva a favor del mercado. Las empresas estatales chinas se transformaron en uno de los negocios más rentables del mundo debido a su lugar privilegiado y protegido, como es el caso de las ramas de energía y la banca. El capital extranjero, al obtener cuantiosas ganancias, relajó sus presiones para la profundización de las reformas.

SEGUIR LEYENDO

1 comentario - Espejo oriental. El ajuste en China

Ulixe +1
"Las empresas estatales chinas se transformaron en uno de los negocios más rentables del mundo debido a su lugar privilegiado y protegido"
Las empresas estatales chinas se están yendo por el sumidero. Las maneja el ejército, una elección pobre, por no decir algo mas grave, y todas no van a la privatización sino al cierre definitivo. Las empresas estatales producen electricidad, acero, cemento, todos sectores oligopólicos, pero que lamentablemente tienen una capacidad instalada del 500% de lo necesario.
La dirigencia del Partido Comunista se ha convertido en multi-millonaria, pero no gracias a ninguna industria sino a la especulación con la tierra autorizada para construir viviendas. No tienen ninguna lealtad al ejército y ya han decidido mandar a todas esas industrias al óxido. El problema de perder el ejército es la pérdida del control de la población. Con la ralentización del crecimiento van a empezar los disgustos y ¿Quien reprimirá a la población aletargada hasta ahora por la riqueza creada en las dos décadas anteriores, sino el ejército?